¿Y ahora qué? 
El nuevo cuerpo técnico de la UD Almería. FUENTE: UD Almería 

A menos de dos semanas del pistoletazo inicial de la campaña 2019/2020, se daría un vuelco al proyecto de la misma. Los rumores que circulaban en la red eran ciertos. La etapa de la familia García en Almería llegaba a su fin. Alfonso, ex-presidente del club, ya avisó en mayo de la posible llegada de nuevos inversores extranjeros . Es muy probable que, por ello, Fran Fernández decidiera hacer las maletas rumbo a Alcorcón. No lo sabremos, de momento... 

Lo que es un hecho, es que la historia de la UD Almería ha cambiado radicalmente. El dinero no será un problema; incorporaciones habrá. Se habla de la creación de una ciudad deportiva, fundamental para el desarrollo de una buena cantera. Incluso se rumorea que el estadio va a ser reformado además de retirar las famosas pistas de atletismo del mismo, con el fin de ampliar la capacidad de espectadores. Un proyecto ilusionante, vaya. El problema está en el historial del fútbol español en relación con los inversores extranjeros. Cualquier club que recibe con los brazos abiertos a estos proyectos, juega a la ruleta rusa. Puede salir de fábula como es el caso del Manchester City, el PSG o el Chelesea o, llevarte a la mayor de las miserias. Entidades como el Racing de Santander o el Málaga CF, se encuentran actualmente en situaciones críticas tras el paso de inversores adinerados. El miedo de la afición rojiblanca está en estos dos últimos casos. Lo más escuchado esta semana en la ciudad era,"¿Un jeque para qué? ¿Para acabar como el Málaga? ​​​​​​" . No hay que alarmarse tan pronto pero obviamente el aficionado está con los ojos bien abiertos, observando las decisiones que se van a ir tomando. Por ahora, se debe dar un voto de confianza al proyecto de Alalshik​​​​​. Los juicios de valor vendrán después. 

No obstante, la andadura del jeque en Almería no ha comenzado de la mejor de las maneras. A las 24 horas de su llegada al club, se haría oficial la incorporación del portugués Pedro Emmanuel como nuevo entrenador de la UDA y, por ende, el despido de Óscar Fernández como dirigente del primer equipo (además de la destitución de Corona y su equipo en el área de dirección deportiva). Es inconcebible que un trabajador sea "echado a patadas" como se ha hecho con el valenciano. El ex entrenador había asentado un proyecto prometedor de cara a este curso. Y de golpe y porrazo, es despedido por la puerta de atrás. En el ojo del huracán, Alfonso García, quien siendo conocedor de la llegada del famoso inversor, no fue capaz de formalizar con anterioridad el nuevo Almería de esta temporada. En 48 horas no se puede cambiar de un proyecto deportivo a otro. ¿Lo ha hecho? Sí, pero de la peor forma posible. 

¿Y ahora qué? . En menos de un mes debe  quedar finiquitada  las altas y las bajas de la nueva UDA de Pedro Emmanuel. La afición, expectante con lo que ocurrirá en esta nueva campaña. El futuro está escrito, o eso dicen... 

VAVEL Logo