Anuario VAVEL FC Barcelona 2019: nuevas caras y mismas ilusiones
Fotomontaje para el anuario | VAVEL España

Después de conseguir revalidar el título de vigente campeón en la máxima categoría del fútbol español, el Fútbol Club Barcelona de Ernesto Valverde regresaba a escena el 14 de julio, pisando el césped del campo de entrenamiento Tito Vilanova de la Ciutat Esportiva Joan Gamper con algunas ausencias, protagonizadas por los jugadores convocados para disputar la Copa América. Todos ellos fueron llevando a cabo su incorporación al trabajo en función de su trayectoria en el torneo sudamericano de naciones, finalmente alzado por la Brasil del que fuera centrocampista del equipo, Philippe Coutinho.

Tras la primera jornada de pruebas médicas y físicas, el primer equipo comenzó los entrenamientos bajo las órdenes de Ernesto Valverde en la segunda quincena de julio, donde comenzaron a pulir los últimos detalles antes de desplazarse hasta Japón para afrontar la primera gira del verano, donde, bajo la tutela de Rakuten, patrocinador del club, disputaron dos amistosos frente a Chelsea y Vissel Kobe de toda una leyenda como ya lo es Andrés Iniesta. La participación en la Rakuten Cup le servía al elenco dirigido por Ernesto Valverde para coger rodaje de cara a disputar la 54ª edición del Trofeo Joan Gamper ante el Arsenal Football Club en el Camp Nou, y desempeñar un papel fundamental en la presentación ante su afición. Con el trofeo ya puesto en las vitrinas, Ernesto Valverde y sus jugadores volvían a hacer las maletas para viajar hasta Estados Unidos y jugar en LaLiga-Serie A Cup contra el que será su rival en los octavos de final de la máxima competición continental, la ahora Società Sportiva Calcio Napoli de Gennaro Gattuso. Todos estos partidos hacían de prolegómenos para los azulgranas antes de dar el pistoletazo de salida en la temporada 2019/20.

Dos giras en distintos continentes para coger rodaje

Las giras de verano, positivas para coger rodaje y negativas por las lesiones posteriores

El escuadrón azulgrana regresaba a Barcelona de su gira por Estados Unidos con LaLiga-Serie A Cup bajo el brazo y un pleno de victorias ante la Società Sportiva Calcio Napoli de Carlo Ancelotti, conseguidas de forma contundente y a base de un juego elaborado que presagiaba lo que la afición esperaba de las nuevas caras y de la nueva puesta a punto. El primer encuentro disputado en territorio americano, con sede en Michigan, fue todo un ensayo para el debut en la competición liguera y terminó siendo un verdadero espectáculo para los de Ernesto Valverde con una eficaz actuación de un tridente que, integrado por Antoine Griezmann, Luis Suárez y Ousmane Dembélé, prometía tardes de gloria y complacencia a las gradas del Camp Nou y a sus rivales.

Con un once inicial más competitivo y titular que el sacado en el primer cruce contra el subcampeón italiano, la defensa fue la de gala. La medular daba a conocer a un Frenkie de Jong ya ovacionado por el estadio azulgrana, y el ataque carburaba y cumplía con las expectativas puestas por el técnico cacereño en las figuras de tres atacantes que esperaban la reincorporación de Leo Messi para hacer pleno, lesionado en el sóleo de su pierna derecha. Todo esto ocurría antes de pisar San Mamés y afrontar el primer duelo liguero de la temporada 2019/20 ante el Athletic Club de Bilbao, y los planteamientos anteriores apuntaban a la puja por la primera victoria.

Con cinco partidos disputados en total, todas las miradas apuntaban a Bilbao y en concreto, a una fecha en el calendario: el 16 de agosto.

El Fútbol Club Barcelona tiene nuevas incorporaciones en la medular y en el ataque para recobrar la ilusión

Estampida rojiblanca en el debut liguero

Gerard Piqué durante la última edición del Trofeo Joan Gamper | Foto de Noelia Déniz, VAVEL
Gerard Piqué durante la última edición del Trofeo Joan Gamper | Foto de Noelia Déniz, VAVEL 

El elenco azulgrana pisaba territorio bilbaíno el 16 de agosto para afrontar el primer choque liguero de la temporada ante el Athletic Club de Bilbao de Gaizka Garitano. Los locales, que llegaban a ese partido después de haberse enfrentado a rivales como la Associazione Sportiva Roma, el Borussia Mönchengladbach o el Racing de Santander en un tramo duro de preparación, encaraban la visita del vigente campeón de la competición con la idea de conseguir la victoria para celebrar la renovación prácticamente de por vida de Iñaki Williams y ponerle el broche de oro al anuncio de retirada al final del curso de Aritz Aduriz, siendo los temas más sonados en Bilbao, que esperaba poder cumplir con los objetivos propuestos para la temporada y comenzar con un buen arranque.

Con los internacionales sudamericanos justos, las llegadas de Norberto Murara, Antoine Griezmann, Frenkie de Jong y Junior Firpo, además del ascenso de Moussa Wagué desde el filial, recobraban la ilusión de una afición que pedía a su equipo un esfuerzo más de cara a dejar atrás las deshechas de la temporada pasada, finalizada de forma amarga por la pérdida de la Copa del Rey ante el Valencia Club de Fútbol.

El Athletic Club de Bilbao se hizo con la victoria en la jornada uno gracias a Aritz Aduriz

De esta forma, era la 177ª vez que ambos equipos se enfrentaban cara a cara, siendo el balance positivo a los azulgranas. Pese a ello, la estampida rojiblanca rugió en San Mamés y la victoria del elenco dirigido por Ernesto Valverde, no terminó subiendo al marcador. Era el conjunto local el que conseguía los primeros tres puntos de la temporada imponiéndose al vigente campeón y celebrando la volea protagonizada por un Aritz Aduriz que lloraba de la emoción ante su afición al celebrar el primer gol de los bilbaínos en la temporada.

Liderato pese a la competencia

Pese a los baches protagonizados en la competición liguera ante rivales como Athletic Club de Bilbao, Club Atlético Osasuna, Granada Club de Fútbol o Levante Unión Deportiva, el elenco dirigido por Ernesto Valverde puede presumir de acabar el año manteniendo el liderato y habiendo pujado fuerte por revalidar el título de vigente campeón al final del presente curso. Después de haber sufrido un final de año un tanto intenso después de haber afrontado partidos comprometedores ante rivales como Club Atlético de Madrid, Real Madrid Club de Fútbol o Real Sociedad de Fútbol en territorio liguero y el Borussia Dortmund en Europa, el Fútbol Club Barcelona ha sabido mantener su buena racha y no abandonar la buena línea manteniendo la primera plaza de la máxima categoría del fútbol español hasta el año que viene haciendo los deberes ante el Deportivo Alavés de Asier Garitano con un 4-1 en el marcador, con los goles de Antoine Griezmann, Arturo Vidal, Leo Messi y Luis Suárez.

Con doce victorias, tres empates y tres derrotas, el Fútbol Club Barcelona reforzaba su liderato con un Leo Messi que alcanzaba la cifra de 13 tantos en la tabla del Pichichi, sumando 50 tantos en total antes de cerrar el año, y habiendo levantado su sexto Balón de Oro y su sexta Bota de Oro, haciendo pleno a nivel individual.

Lo mejor de 2019: los reconocimientos individuales a Leo Messi

Leo Messi posando con su sexta Bota de Oro | Foto de Noelia Déniz, VAVEL
Leo Messi posando con su sexta Bota de Oro | Foto de Noelia Déniz, VAVEL

En el mundo del fútbol, ha habido y hay grandísimos jugadores pero, tal vez, lo que más sorprende de Leo Messi es aquello que nadie puede dejar de admirar. Después de tantas temporadas, sigue en un nivel estelar, y lo hace superando todos sus registros y las expectativas puestas en su figura.

Tras participar en la goleada que el equipo consiguió protagonizar en la última jornada liguera del año, ante el Deportivo Alavés de Asier Garitano, el capitán del escuadrón azulgrana cerró un nuevo año con 50 goles, siendo la novena ocasión en la que lo ha logrado en la última década.

Leo Messi se ha hecho con su sexto Balón de Oro y su sexta Bota de Oro

Da igual si va de izquierda a derecha, si lo hace de tiro libre, si la pica, si dribla a sus rivales o si la pilla de remate. Volver a cerrar un año con tal despliegue de goles es algo que habla del buen rendimiento que tiene y del nivel en el que se ha situado.

Una vez más, el astro argentino ha conseguido dejar todos sus registros por todo lo alto. Leo Messi cerrará 2019 brillando como siempre y con dos títulos individuales bajo el brazo. Su sexto Balón de Oro y su sexta Bota de Oro dejan entrever que aún queda mucho por ver.

Lo peor de 2019: las lesiones que han obligado a hacer rotaciones

Sin saber muy bien a qué se puede acusar las lesiones que se han ido dando durante la primera vuelta de la competición liguera en el elenco dirigido por Ernesto Valverde, hay que decir que han sido varios los jugadores que han caído en algún momento, bien haya sido por sobrecarga y acumulación de partidos o por falta de preparación. Jordi Alba, Leo Messi, Luis Suárez, Nélson Semedo, Ousmane Dembélé o Sergi Roberto, han causado bajas en la plantilla del técnico de Viandar de la Vera, que en más de una ocasión se ha visto obligado a realizar rotaciones.

Ousmane Dembélé sigue lesionado, pero también cayeron Jordi Alba, Leo Messi, Luis Suárez, Nélson Semedo o Sergi Roberto

Lo positivo de las lesiones ha sido la confianza que se ha vuelto a depositar en la cantera, que ha vuelto a escena con las oportunidades que el técnico cacereño ha dado a jugadores como Ansu Fati o Carles Pérez. Ambos jugadores, uno militante del filial que ahora dirige Francisco Javier García Pimienta y otro, del Juvenil A de Franc Artiga, estaban llamando a la puerta del primer equipo con apariciones estelares y ahora, son dos jugadores más en la plantilla que capitanea Leo Messi.

Estas dos caras nuevas, que siguen adquiriendo protagonismo y también en territorio europeo, han ido cogiendo galones para demostrarle al técnico cacereño que puede contar con ellos cuando vienen mal dadas, pero también cuando todo va bien.

La consolidación de Ansu Fati como jugador del primer equipo

Ansu Fati ante el Sportovní Klub Slavia Praha en la jornada 4 de la fase de grupos de la UEFA Champions League 2019/20 | Foto de Noelia Déniz, VAVEL
Ansu Fati ante el Sportovní Klub Slavia Praha en la jornada 4 de la fase de grupos de la UEFA Champions League 2019/20 | Foto de Noelia Déniz, VAVEL

Si hay algo que ha sorprendido esta temporada, ha sido la aparición en escena estelar de Ansu Fati. Con apenas 17 años, el jugador del Juvenil A de Franc Artiga, ha adquirido protagonismo con la elástica del primer equipo y poco a poco, gracias a sus actuaciones, a su esfuerzo y a su empeño, se ha ido consolidando como fijo en las convocatorias ofrecidas por Ernesto Valverde de cara a los partidos más importantes.

El joven atacante guineano ha demostrado ser refuerzo de garantías en los partidos en los que más se jugaba el equipo. Después de haber batido varios récords de precocidad, tanto en la máxima categoría del fútbol español como en territorio europeo, pero manteniendo los pies en el suelo y estando decidido a seguir mejorando día a día, Ansu Fati sigue persiguiendo sus grandes sueños y ambiciones, por los que luchará y se dejará la piel a lo largo del año 2020. En el horizonte, está la Eurocopa que se jugará en verano. Quiere que Luis Enrique descuelgue el teléfono y le llame. Quiere ir convocado y crecer.

Con 17 años, Ansu Fati se ha convertido en el goleador más joven de la UEFA Champions League

Su ascenso estelar también se ha hecho notar en las redes sociales y en los medios de comunicación. Ahí, el joven delantero, ya consolidado en la plantilla que capitanea un Leo Messi que le ha bendecido como refuerzo de garantías, ha aparecido en escena. Ahora, tiene por delante el reto de sobrellevar su grado de semi-estrella futbolística siendo tan joven y teniendo como antecedentes en la cantera a las frustraciones personificadas que jamás llegaron a cumplir las grandes expectativas que prometían.

Por el momento, en la primera plantilla corre el riesgo de estancarse si no juega con regularidad, pero Ernesto Valverde ya ha demostrado que lo tiene bastante claro: le quiere en el primer equipo y cree que, pese a la competencia del ataque que integran Antoine Griezmann, Leo Messi, Luis Suárez y Ousmane Dembélé, podrá encontrarle hueco de manera progresiva para que siga batiendo récords como los que ha conseguido recientemente.

VAVEL Logo