Guía VAVEL Supercopa de España 2020: un Atleti que no se rinde quiere luchar por la victoria
Fotomontaje: Javier Jábega, VAVEL

Un Atlético de Madrid que llega a Arabia Saudí tras ser salvado por Oblak ante el Levante pero afianzado en la tercera plaza en el campeonato liguero buscará su primer título desde la Supercopa de Europa que ganó en agosto de 2018. El equipo caracterizado por no rendirse nunca quiere aprovechar su competitividad para dar la sorpresa desde la semifinal ante el Barcelona, sin duda la mejor manera para recuperar la confianza y que suponga un gran apoyo energético y de autoestima en la temporada colchonera.

Cuanto más difícil, más motivación

La inercia que lleva el Club Atlético de Madrid es de no arrancar las temporadas del todo bien, el Cholo Simeone cada vez está recibiendo más y más críticas por su forma de juego y los cambios y decisiones que toma durante el partido. 

Esta temporada no ha sido una excepción y los rojiblancos no han comenzado de la mejor manera. La razón por la que los colchoneros se han mantenido en la parte alta de la tabla es porque el Barcelona y el Real Madrid también han tenido fallos y han perdido/empatado algunos partidos.

Que los rivales más fuertes de la competición liguera no estén en su mejor momento no es motivo suficiente para que los del Atlético de Madrid se relajen. Los hinchas del club rojiblanco cada vez exigen más cambios y resultados.

Los del Cholo están fallando cada vez más en las jugadas de ataque, por lo que hay menos oportunidades de ser ofensivo y llegar a la línea de gol del equipo rival. El mayor problema, y lo que siempre se echa de menos en el Atlético de Madrid, es “la falta de gol”. Es una lacra con la que cargan desde siempre.

Las comparaciones son odiosas, pero es sorprendente ver que el FC Barcelona lleva anotados 47 goles y el Atlético de Madrid sólo 20, menos de la mitad del líder de la Liga. Sin embargo, el Atlético de Madrid cuenta con sólo 11 goles en contra, mientras que, el FC Barcelona cuanta con 26 goles en contra. Una vez más, el Atlético de Madrid demuestra su gran capacidad defensiva y la calidad de Oblak como guardameta del conjunto rojiblanco.

En los últimos partidos, el Atlético de Madrid se ha centrado en jugar a la defensiva y esto provoca que las jugadas pierdan velocidad y posesión. Muchos aficionados se encuentran sorprendidos ante la falta de autoridad que está sufriendo Simeone. Está siendo muy cuestionado en comparación con las temporadas anteriores, durante las cuales se ha ganado un gran respeto por todos los aficionados y jugadores.

Tras los partidos jugados en Champions y Liga en los últimos meses, los rojiblancos suman ya una derrota, seis triunfos y seis empates, que no dejan para nada contentos a los aficionados del Atlético de Madrid.

Hay que reconocer que la situación actual del equipo colchonero se debe también a las recientes pérdidas de jugadores que ya estaba consolidados dentro del club: Filipe Luis, Lucas Hernández, Rodri, Juanfran, Godín y Griezmann.

Godín manteado por sus compañeros en su despedida en el Wanda Metropolitano
Godín manteado por sus compañeros en su despedida en el Wanda Metropolitano / Fuente: Atlético de Madrid

 

 

Joao Félix, Hermoso, Llorente, Felipe, Trippier, Herrera y Lodi son los nuevos fichajes que el Cholo ha hecho para renovar y crear la nueva plantilla del Atlético de Madrid junto los que aún se mantienen en el club como Koke y Saúl entre otros. La mayoría de los fichajes han rondado entre los 20 y 40 millones de euros, a excepción de Joao Félix, por quien se ha pagado 120 millones de euros, convirtiéndose así en el fichaje más caro de la historia del Atlético de Madrid.

Durante la temporada 2017/18 el Atlético de Madrid ya empezó a notar que algo no funcionaba. La derrota ante el Qarabag dejo sin palabras a los rojiblancos. Esta mala situación del equipo ya fue discutida tras la derrota en la final de Champions de 2016 contra el Real Madrid. En ese momento incluso el Cholo Simeone se planteó abandonar el club, pero no lo hizo y optó por seguir luchando para intentarlo. Cuando el Cholo llegó al Atlético de Madrid en 2011 cambió la forma de juego del Atlético de Madrid y consiguió levantarlo. Ahora la duda es hasta cuando seguirá pudiendo hacerlo. Esta situación es admitida por el propio técnico argentino ya que él mismo hace autocrítica declarando: “En pocos partidos hemos mantenido la regularidad”.

  • El Cholo Simeone siempre fiel al 4-4-2

Los jugadores del Atlético de Madrid han logrado temporada tras temporada alcanzar logros y victorias en campeonatos tanto nacionales como internacionales, así como llegar a finales y ser subcampeones de los mismos.

Por norma general, cuando el Atlético de Madrid se enfrenta a un equipo fuerte ha optado por ceder el control del balón a su rival para así centrarse en la defensa del área.

El Cholo normalmente suele apostar por salir al campo con una formación de 4-4-2, con la estrategia de presionar desde el inicio del partido. Los dos centrocampistas defensivos crean un espacio mínimo para que los rivales tengan dificultades para llegar a la línea de gol, o lo que es lo mismo, su función es “cerrar espacios”.

Una de las grandes características de los rojiblancos es la gran resistencia física que tienen ya que siempre intentan que los goles lleguen lo antes posibles para así mantener el ritmo el resto del partido. Los rivales suelen perder energía a lo largo del partido y no pueden mantener la misma intensidad durante los 90 minutos de juego. Esto les da una ventaja a los del Cholo, que consigue mantenerse y manejar la situación del partido mucho mejor.

Joao Félix y Diego Costa durante los entrenamientos del Atlético de Madrid / Fuente: Marca
Joao Félix y Diego Costa durante los entrenamientos del Atlético de Madrid / Fuente: Atleti

 


 

 

 

  • Felipe, clave para el Atlético de Madrid, en mejor forma que nunca

Felipe ha conseguido algo que no es nada fácil para los recién llegados al Atlético de Madrid. Miembro imprescindible en el equipo de Cholo. La llegada del central a la familia rojiblanca conllevaba que éste pudiese sustituir a Godín, una tarea muy difícil y algo que el propio Felipe ha reconocido como responsabilidad poco fácil: “Godín tuvo una trayectoria increíble en el Atlético. Es un cumplido, pero no me veo como el nuevo Godín”. Muestra una humildad que es muy agradecida por la afición del Atlético de Madrid. El brasileño asegura que lo que él pretende es “crear mi propia historia”.

Felipe se fue del Oporto para embarcarse en la aventura que supone estar en un equipo como el Atlético de Madrid. Su entrada en el club rojiblanco trajo un desembolso de 20 millones de euros y de esta manera, es actualmente el defensa más caro del Atlético de Madrid.

Durante su etapa como jugador de fútbol profesional en Portugal, los rivales que se enfrentaban a Felipe consideraban que era un contrincante bastante duro, es por ello que muchos acabaron apodándole con el mote de “Felipe Vale-Tudo”.

Actualmente es uno de los jugadores que se encuentra más en forma del Atlético ya que es una de las grandes promesas del Cholo. El estilo defensivo que tiene el brasileño hace que los árbitros tengan que estar muy pendientes de su juego, ya que como él mismo admite: “No es que yo sea muy agresivo, pero en Portugal podrían relajarse con ciertas jugadas, sin tener que parar el juego o sacando amarillas y rojas. A veces me excedo un poco. Es normal, pero me gusta mucho este estilo de juego”.

Felipe celebrando con sus compañeros. / Fuente: Mundo Deportivo
Felipe celebrando con sus compañeros. / Fuente: Atleti

El Cholo cuenta con él para todas las competiciones y teniendo en cuenta el gran juego defensivo y la calidad que está aportando al funcionamiento del equipo, se prevé que sus actuaciones en la competición de la Supercopa de España sean igual o mejor que hasta ahora.  

  • Campeones de dos Supercopas de España

El palmarés del Atlético de Madrid respecto a la Supercopa de España se reduce a dos trofeos ganados en los últimos 35 años.

La primera Supercopa de España que levantaron los rojiblancos fue en la temporada de 1984/85. El Atlético de Madrid se enfrentaba a un Barcelona campeón de Liga, pero los colchoneros llegaban con confianza siendo los campeones de la Copa del Rey.

El partido de ida se jugó un 9 de octubre en Madrid y el partido de vuelta un 30 de octubre en Barcelona. Los madrileños fueron campeones del trofeo con un resultado global de tres a dos.

El Atlético de Madrid campeón de la Supercopa de España 1985 / Fuente: Diario As
El Atlético de Madrid campeón de la Supercopa de España 1985 / Fuente: Diario As

Luis Aragonés, el siempre recordado por todos los amantes del fútbol español, era en aquel momento el entrenador del Atlético de Madrid. El Barcelona estaba entrenado por el inglés Terry Venables.

La segunda Supercopa que el Atlético de Madrid se llevó a casa fue la ganaba al Real Madrid en el pasado 2014. Año en el que los rojiblancos pasaron de celebrar una victoria de un Liga a sufrir una derrota en la final de la Champions disputada en Lisboa contra los que parece que nunca se van, el Real Madrid. En agosto tuvieron la oportunidad de disputar una “pequeña revancha” contra los que meses atrás habían robado el sueño de miles de atléticos.

El Atlético de Madrid, campeón de la Supercopa de España 2014 / Fuente: EFE
El Atlético de Madrid, campeón de la Supercopa de España 2014 / Fuente: EFE

Con un resultado global de dos a uno, los colchoneros se hicieron con el triunfo y el Cholo, al mando de sus jugadores, ganaba su cuarto título como entrenador del equipo de sus amores.

  • Aquel agridulce recuerdo del 2014

El Atlético de Madrid se enfrentó al Real Madrid el 22 de agosto de 2014 para disputar el partido de vuelta tras haber empatado a 1 unos días antes, el 19, con el eterno rival.

Los rojiblancos realizaron un gran partido y el Real Madrid, atascado en un juego que no pudo mejorar con el paso de los minutos, fue derrotado. Este encuentro puede entenderse como una pequeña revancha puesto que unos meses atrás el Estadio da Luz de Lisboa, Portugal, había sido testigo el 24 de mayo, de la derrota del Atlético de Madrid por 4 goles a 1 ante el Real Madrid. Por otra parte, el Atlético de Madrid venía de haberse proclamado campeón de Liga tras el último partido de Liga contra el Barça. Los del Cholo no paraban de cambiar de emociones por momentos.

A pesar de que el Real Madrid y el Barça siempre son los favoritos en las competiciones que juegan, los jugadores del Cholo siempre logran luchar hasta el final y ganar lo que todos daban por perdido. El “partido a partido” del Cholo ha demostrado dar resultado para los colchoneros.

En este encuentro de final de Supercopa de España, el Atlético de Madrid dominó por completo el partido y controló el juego de los blancos. La defensa de los rojiblancos, impenetrable por los madridistas, no permitió que el Real Madrid tuviese muchas ocasiones de gol, ni siquiera de entrar apenas en el área.

La llegada del gol en el minuto dos del partido por Mario Mandžukić fue un alivio y le dio confianza al equipo del Cholo para mantenerse constante en su estrategia de juego. Tan solo 80 segundos partido fueron suficientes para que los colchoneros se pusieran por delante en el marcador y las oportunidades del Real Madrid se mermaron, ya que ahora necesitarían dos goles para ser los dueños de la copa.

Celebración del gol de Mandzukic en la final de Supercopa de España 2014. / Fuente: Web Oficial del Atlético de Madrid
Celebración del gol de Mandzukic en la final de Supercopa de España 2014. / Fuente: Web Oficial del Atlético de Madrid

Aunque el Atlético de Madrid no se relajó en ningún momento, James Rodríguez salió a por el partido y así llegaron hasta tres ocasiones por parte del colombiano, que no legaron a nada, gracias a la actuación de Moyá. James no fue el único que lo intentó. Bale, tras una asistencia del propio James, tuvo una oportunidad pero que no tuvo éxito.

De esta manera, el Atlético de Madrid, logró mantenerse durante todo el enfrentamiento y declararse como campeón de la Supercopa de España de 2014 con un resultado global de dos a uno, con goles de Raúl García y James Rodríguez en el partido de ida y de Mandžukić en el partido decisivo, que le dio el triunfo al Atlético de Madrid.

VAVEL Logo