Ex-jugadores del Real Betis niegan haber participado en amaños
Fuente: @jfigueras21

El Real Betis se encontraba descendido a finales de la campaña 2013-2014, cuando supuestamente se produjeron unos amaños que están siendo investigados aún a día de hoy. Por ello, en la mañana del jueves 23 de enero, los ex-jugadores del club verdiblanco han acudido al juicio del "caso Osasuna" como implicados en este escándalo deportivo. En él, los futbolistas han justificado las diferentes entradas y salidas de dinero de sus cuentas bancarias.

Supuestamente, Osasuna destinó 400.000€ para que el Betis ganase al Valladolid y otros 250.000€ para caer derrotados frente a ellos mismos; todo ello dicho de boca del ex-gerente de los navarros Ángel Vizcay, y con el objetivo de que los rojillos consiguieran la salvación (que finalmente no se produjo). El pago de los supuestos amaños ocurrieron en un garaje y un hotel, donde se citaron los tres protagonistas con pasado verdiblanco.

El propio Amaya (el más directo en el juicio) ha declarado no haber recibido nada jamás, pues según él: "La dignidad de un jugador profesional no se vende." Aun así, ha reconocido una reunión en un hotel, en la cual se habló de una recompensa por ganar al Valladolid, pero el pago no se llegó a efectuar. Se ha escudado en las palabras de los ex-dirigentes del club: "Los ex-dirigentes de Osasuna comentan que Vizcay sacaba dinero de las cuentas", dando a entender que posiblemente él se haya quedado con el dinero de los supuestos amaños.

Los tres jugadores han defendido sus posturas y solo han contestado a las preguntas de sus abogados. El central Amaya ha comentado que no jugó ninguno de los partidos supuestamente amañados debido a una lesión. Cabe comentar que al ser preguntado por las grandes cantidades en efectivo de las que disponía en su domicilio (dos reintegros de 10.000€ y 4.000€ respectivamente), ha dicho que siempre le ha gustado tener dinero en casa. 

Por otro lado, Xavi Torres no disputó estos partidos debido a una lesión grave y su consecuente baja federativa por parte del Betis. Las retiradas de dinero que realizó en entidades bancarias fueron, según él, para la compra de una barca y un amarre que había adquirido junto a su padre.

Jordi Figueras tampoco jugó por acumulación de tarjetas, además mencionó que jamás le han ofrecido nada por perder, ganar o empatar algún partido. Al ser preguntado por un ingreso de 11.125€ en su cuenta, el actual jugador del Racing de Santander ha comentado que se debe a un regalo por su boda, en el que se equivocaron añadiendo un cero de más y seguidamente devolvió 10.000€, operación bastante extraña y que ha suscitado muchas dudas acerca del futbolista.

Con todo ello, de ser cierta esta acusación, la imagen del Real Betis Balompié quedaría manchada por sus tres ex-jugadores, pese a no ser a priori responsabilidad del club. Se verá qué ocurre finalmente con este caso judicial, no parece que vaya a ser favorable para los ex-verdiblancos por el momento.

VAVEL Logo