Cuatro años después, los leones volverán a estar en cuartos de final
El Athletic celebrando su pase a cuartos / Foto: Twitter oficial del Athletic Club

En los octavos de final de esta Copa del Rey, los de Garitano tuvieron que viajar nada más ni nada menos que 2344 kilómetros para verse las caras con el CD Tenerife, equipo al que no se enfrentaban desde 2010 en un partido liguero en el que los rojiblancos se llevaron la victoria por 4-1 en el antiguo San Mamés. Los visitantes buscaron pasar a cuartos de final, una ronda a la que no llegan desde la temporada 15-16 con derrotas sorprendentes como la que sufrieron frente al Formentera pero, está vez no iba a ser así ya que con está trabajada y sufrida victoria en los penaltis estarán el próximo viernes en uno de los bombos del sorteo.

El encuentro se puso de cara para los locales nada más empezar, apenas corría el segundo minuto de juego, cuando, en un balón en largo para el estadounidense Moore que se iba en velocidad de la zaga rojiblanca, salió Iago Herrerín para frenar su carrera y claramente lo derribó, por lo que, los visitantes se quedaron con inferioridad numérica tras la expulsión del cancerbero. El sacrificado de esta expulsión fue Unai Núñez que dió entrada a Jokin Ezkieta que de esta manera completaba su debut con el primer equipo.

En el lanzamiento de la falta realizada por el meta ya expulsado, con intervención del VAR incluida, al igual que en el momento de la expulsión, el árbitro indicó mano de Iñaki Williams dentro del área. A consecuencia de eso, Joselu que engañó muy bien al meta recién ingresado, desde la pena máxima, adelantó al conjunto local.

La reacción del Athletic llegaría pronto, primero mediante una gran acción de Ander Capa por ese costado derecho, que ponía el balón en los pies de Raúl García pero su remate se marchaba por encima de la portería. En el 17’, un gran centro de Yuri fue rematado por Raúl García, cuyo remate, impactó en Williams y con fortuna acabó entrando entre los tres palos para empatar el encuentro.

Williams empatando el partido / Foto: Twitter oficial del Athletic Club
Williams empatando el partido / Foto: Twitter oficial del Athletic Club

La alegría les duró poco a los vizcaínos, ya que, 3 minutos después, Joselu recogió un rebote en el área y empalmó el esférico de forma inapelable para adelantar de nuevo a su equipo y completar su doblete. A raíz de ese gol los locales lo intentaron un par de veces más a través de Moore, que su velocidad le dió algún que otro problema a Yuri Berchiche

A su vez, los rojiblancos intentaron tener la posesión y el control de juego, incluso llegaron a acercarse varias veces al área rival pero, sus intentos no tuvieron mucho éxito. En esos intentos de ataques, Williams llegó a forzar hasta 2 amarillas. Con el 2-1 en el marcador y a pesar de los goles, no fue una primera parte en la que el juego brilló mucho por parte de ninguno de los dos equipos, así que las dos plantillas pusieron rumbo a los vestuarios.

Para empezar bien el segundo acto

Tras el descanso, los de Garitano salieron al verde con el objetivo claro de empatar el encuentro lo antes posible, nada más comenzar los segundos 45 minutos, un gran disparo de Lekue desde fuera del área, obligó a Ortolá a realizar una gran estirada. El gol no llegó en esa jugada pero, diez minutos después en un error defensivo de la zaga local en el centro del campo, lo aprovechó Iñaki Williams que con su velocidad condujo hasta el corazón del área y batió al portero con mucha tranquilidad, añadiendo el segundo tanto a su cuenta particular y empatando el partido. 

Es cierto, que tras el tanto del empate, los visitantes se acercaron bastante más a portería que los locales con grandes acciones de un Iñigo Lekue que estuvo muy activo y participativo durante toda la segunda parte, de hecho fue el jugador que continuamente estaba generando ocasiones de peligro por ese costado derecho pero, el esféric

En el 78’, otra vez a Joselu, le cayó un balón a los pies cuando se encontraba de espaldas a la portería dentro del área, que no se lo pensó dos veces y con un gran tacón intentó convertir su hattrick, pero una gran acción de reflejos de parte de Jokin Ezkieta lo evitó.

Los leones otra vez a la prórroga 

Ambos equipos apretaron en el último tramo del choque pero ninguno obtuvo premio, cuando el árbitro pitó el final de los 90 minutos reglamentarios, el 2-2 seguía en el luminoso, por lo que, los leones volverían a disputar una nueva prórroga en esta competición. 

Ya en la prórroga, en el 94’ Carlos Ruiz recibió la segunda amarilla tras una falta sobre Williams, de esta manera los canarios también se quedaron con 10 jugadores en el terreno de juego. En el 105’, Lekue que cuajó un gran partido cometió un penalti que fue lanzado por Daniel Gómez y que tras una gran definición puso el 3-2 en el marcador. 

Los segundos 15 minutos de la prórroga fueron un autentico vendaval por parte de los rojiblancos, tras muchos intentos, Yuri Berchiche armó un disparo desde fuera del área y la puso fuera del alcance del guardameta y así puso el 3-3 para irse a la tanda de penaltis.

Todo se decidió desde la pena máxima

En cuanto a la tanda de penaltis, el autor de dos goles en el partido, Joselu fallo, al igual que Iñigo Martinez y Moore que mandó su lanzamiento al travesaño para dar la victoria a los de Bilbao.


Siguiente jornada liguera

El Tenerife, no se tendrá que mover del Heliodoro Rodríguez López, ya que, recibirá la visita del Sporting de Gijón, donde, ambos equipos necesitan los tres puntos urgentemente si no quieren meterse en la zona roja de la clasificación por lo que será un encuentro bastante igualado. Por otro lado, el Athletic también recibirá en su feudo al Getafe CF, en un partido en el que los locales buscarán la primera victoria del año en La Liga y los visitantes mantenerse en puestos de Champions.

VAVEL Logo