Dos meses sin fútbol
Víctor Dían y Javi Moreno en un partido | Foto: UCAM Murcia CF

Unas fechas complicadas para el fútbol y para el resto de la sociedad por el COVID-19. Dos meses se pasaron desde que se diputó la última jornada, después de que la plantilla del club universitario católico murciano fue el pasado 8 de marzo ante el Badajoz, partido que quedó con el 2-1 en el marcador, por lo que los tres puntos de la victoria se quedaron en casa y el UCAM volvió a tierras murcianas con la derrota.

Se está comenzando a ver un poco la luz al final del túnel, pero queda mucho por delante a pesar de ello, con un equipo que se encuentra a la mitad de la clasificación del cuarto grupo de la Segunda División B con 36 puntos en el casillero, estando a siete puntos de las posiciones de descenso de la categoría y a once tantos de la zona alta de la tabla.

No obstante, diez encuentros quedarían pendientes, 30 puntos en juego que podrían decidir importantes aspectos en la clasificación, pero parece que se está estacando la posibilidad de que se pueda resolver estos encuentros disputándose encima de los terrenos de juego.

Unos momentos muy complicados para que se puedan desarrollar las actividades deportivas de la forma que se realizaban hacen dos meses, pero los jugadores y cada una de las personas que forman parte del club murciano lucharán para que la normalidad vuelva a medida de los posible en cada una de las fases propuestas, pero también posteriormente.

Lo importante es que todo lo que está ocurriendo mejore a medida de lo posible y que pronto vuelva el fútbol. De esta manera ver lo antes posible al UCAM Murcia, y al resto de equipos y categorías, volver a disputar un encuentro, junto a ver de nuevo a los jugadores dejarse la piel encima de los terrenos de juego.

VAVEL Logo