Embarba: "Tenía muchas ganas de juntarme con mis compañeros"
Embarba en sus declaraciones | Foto: RCD Espanyol

Una situación atípica la que se está viviendo por la crisis sanitaria, por lo que el fútbol se paralizó y todavía no se conoce la fecha exacta en la que regresarán los encuentros que quedarían por disputar. En todo caso, los jugadores blanquiazules comenzaron a entrenar, iniciando las sesiones en grupo, después de comenzar de manera individual. De esta forma, habló Embarba para explicar cómo están viviendo estos momentos.

Con ilusión es un momento difícil

"Es una situación atípica que nos ha tocado vivir", decía el jugador del primer equipo perico, junto a que tenía ganas de volver a juntarse con sus compañeros, de entrenar, de sentirse futbolista, de volver a la rutina del día a día: "Después de tantos meses en casa, estamos con ganas y con mucha ilusión".

Continuó diciendo que es algo que jamás te imaginas que pueda pasar: "Es una situación bastante difícil viendo la cantidad de infectados, de muertos y, además, como en mi caso, estando lejos de mi familia. Es lo más difícil que he llevado porque soy un chico muy familiar, cercano a mis amigos".

Volver al mejor nivel con riesgo de lesión

Después de los primeros entrenamientos, admitió que quieren volver a coger el ritmo, volver al mejor nivel, preocuparse de la salud, que no haya lesiones, coger la dinámica, arrancar con ilusión, centrándose en el día a día e ir mejorando: "Hay que centrarse en el trabajo diario, mejorar, no tener molestias, recuperar, descansar bien, volver a entrenar y estar lo mejor posible". Con ello, añadió que no sabe cómo estarán los otros equipos de LaLiga, que se centran en ellos mismos: "Veo un grupo increíble, la gente está muy implicada, cada uno se exige más que el otros estos días en los entrenamientos y eso nos va a llevar a conseguir lo que queremos".

No obstante, también dijo que el cuerpo técnico les está ayudando mucho para volver al mejor nivel, pero insistió de que hay bastante riesgo de lesión después de un período en el que no han trabajado habitualmente, que por mucho que se entrene en casa, no es una situación real y el riesgo de lesión es más alto. 

Para concluir, el atacante madrileño quiso enviar un mensaje a toda la afición perica, señalando que también es una situación rara y difícil para ellos: "Decirles que nos vamos a dejar todo, que el equipo está muy comprometido. Les vamos a echar mucho de menos". Junto a ello, quiso transmitirles que van a estar muy orgullosos de ellos y que se van a dejar más del cien por cien.

VAVEL Logo