Munir
y Óliver Torres, tocados tras el derbi
Óliver Torres en el encuentro frente a Guido Rodríguez. Foto: Sevilla FC

La vuelta a la competición fue un completo éxito: un partido lleno de emoción, sin falta de goles y no exento de polémica. Sin embargo, se notó la falta de costumbre a la hora de rendir a un alto nivel. Debido a esto, se realizaron hasta diez cambios intentando evitar grandes problemas musculares. Los futbolistas dañados fueron en total cuatro: dos por parte del Sevilla y por lo tanto, otros dos del Real Betis.

Munir El Haddadi fue el primer jugador en el conjunto hispalense que no pudo continuar en los terrenos de juego debido al dolor que sufrió. Al marroquí se le subió el gemelo y acabó totalmente fundido, Lopetegui no tardó en cambiarle. Cabe destacar que su rendimiento fue excepcional tras no tener un papel importante en la temporada, consiguiendo hacer mucho daño en la defensa verdiblanca.

El otro jugador sevillista que sintió molestias en el encuentro, fue el extremeño Óliver Torres. El ex jugador del Oporto fue sustituido por el ‘Mudo Vázquez’ en un doble cambio en el que también fue remplazado Reguilón por Sergio Escudero. Al igual que Munir, Óliver Torres firmó un partido espectacular en el que dio una verdadera clase de talento y calidad. Su marcha del terreno de juego se debe a calambres, como ya hizo saber el propio jugador en declaraciones posteriores al encuentro.

Pese a ser sustituidos por molestias, se espera que ambos jugadores puedan tener algunos minutos en el próximo partido de liga. Este será el lunes a las 19.30h en Valencia, donde se enfrentará el club hispalense frente al Levante UD. El Sevilla recupera para este encuentro al sancionado Gudelj, que no pudo jugar en el regreso del campeonato. En el conjunto valenciano, el único apercibido es el delantero Roger Martí, que hasta la cuarentena estaba realizando una fabulosa campaña.

VAVEL Logo