El Deportivo Alavés anula a una Real apagada y sin ideas
Oyarzabal pelea un balón cerca del área del equipo vitoriano. (Foto: Real Sociedad)

Derbi vasco en Mendizorrotza, derbi especial al ser sin público y sin el ambiente festivo que caracteriza a estos partidos. Muchas novedades en los onces de los dos equipos. El Deportivo Alavés que homenajeó a la sanidad pública con una equipación especial salió con Roberto; Ximo, Laguardia, Magallán, Duarte; Borja Sáinz, Camarasa, Pina, Rioja; Joselu y Lucas Pérez. Por parte del equipo visitante, la Real Sociedad, alineó a Remiro; Zaldua, Elustondo, Llorente, Aihen; Zubeldia, Odegaard, Zurutuza; Januzaj, Oyarzabal; y Willian José.

Un Alavés cerrado y una Real mansa

Arrancó el partido con el minuto de silencio en homenaje a todas las víctimas por la pandemia del Covid-19. La primera parte fue sosa, con poco fútbol y con una Real sin muchas ideas. Comenzó asustando el conjunto vitoriano. La ponía Rubén Duarte que acabaría rematando sin querer el joven Borja Sainz con el pecho. La Real fue quien tuvo el control del balón en la primera parte; sin embargo, se encontró con muchas dificultades para llegar al área y jugar en campo albiazul; el Alavés se encontró cómodo, jugando con una presión fuerte.

Al cabo de 10 minutos, primera aproximación de los de Alguacil. Centro al área de Januzaj, que Oyarzabal cabeceó sin éxito. Le costó materializar el dominio del balón a los de Alguacil, que buscaban espacios ante un Alavés cerrado que se encargó de achicar balones y llevar el juego de los donostiarras a su propio campo.

Los babazorros aprovecharon las pocas ocasiones que tuvieron para atacar con fuerza a la Real. Lo hicieron con un pase de la defensa a Lucas Pérez, quien no definió con mucho peligro para atrapar el balón Remiro. Falta de verticalidad de la Real, a la que le costó llegar al área. El planteamiento de presión alta de Garitano, anuló el desarrollo del juego de los txuri-urdin. Desaparecidas muchas de las estrellas de los guipuzcoanos en la primera parte, quizá fueron Oyarzabal y Januzaj quienes más destacaron entre los de Alguacil. Antes del descanso,gotearon algunas ocasiones para los vitorianos con una falta al borde del área que Lucas Pérez mandó a la grada y un cabezazo de Borja Sainz tras un centro de Duarte.

  • El Alavés se escapa

Sin cambios en ninguno de los dos equipos, arrancó la segunda parte. Al comienzo de esta, ocasión para el Alavés, falta cerca del área por la banda izquierda que Joselu remató desviado. Minutos más tarde, en una contra txuri-urdin, la Real hacía lo propio y Mikel Oyarzabal lanzó un pelotazo que se marchaba a fuera. Poco después, falta en la frontal del área de Rubén Duarte a William José que se escapó solo ante Roberto;anzó Odegaard para estrellar el balón contra la barrera. Un Odegaard fuera del partido y muy diferente a lo visto antes del parón por el Covid-19.  El guión de la segunda parte fue el mismo que el de la primera. La Real no dió sensación de crear peligro, totalmente obstaculizada por el juego defensivo del Deportivo Alavés. Los vitorianos anularon a los donostiarras y a los 55 minutos, tras un córner para los albiazules, Borja Sainz remató a gol. Lo hizo con Magallán en posición dudosa de fuera de juego y tras unos minutos de incertidumbre, el VAR oficializaría el gol del extremo del Alavés. Mucho trabajo por delante para la Real. Si ya tenía el partido atascado ahora se le ponía cuesta arriba.

En el minuto 64, cuádruple cambio en la Real Sociedad. Imanol Alguacil intenta refrescar el equipo con gente nueva en el campo. Salían Portu por Odegaard, Le Normand por Elustondo, Isak por Willian José y el jugador del Sanse, Roberto López, por Zurutuza. Buscó un juego más ofensivo, Imanol Alguacil. El Alavés continuó cortando los ataques de la Real, que no conseguía pasar con peligro el medio campo. Algunas ocasiones más para el Alavés. Casi llegados los setenta minutos del partido, Lucas Pérez tuvo en sus pies la ocasión de sellar el partido, cuando mandó un balón al palo de la portería de Remiro.

Una Real más espabilada y algo desesperada, que si no tenía suficientes problemas en el minuto 81, se quedaba con uno menos tras la expulsión de Zaldua. El lateral txuri-urdin veía la segunda amarilla del partido tras dar un manotazo a Ximo Navarro y dejaría a su equipo con diez. Tras la expulsión, cambio en el Alavés. Dejaría el campo el joven Borja Sainz, tras hacer un partido muy completo y entraría en su lugar Edgar Méndez. Minutos más tarde los babazorros se quedaron con 10 también. Expulsión a Tomás Pina tras ver la segunda amarilla por un salto encima de su contrincante. la expulsión abría esperanzas para la Real. En el 90, doble cambio en el Alavés, se retiraba el goleador del partido Lucas Pérez y entraba Fejsa y Agirregabiria sustituía a Luis Rioja, al mismo tiempo que el cuarto árbitro señalaba con el cartel luminoso los 6 minutos de añadido.

En los seis minutos de añadido, cambio en los dos equipos, en la Real entraría Gorosabel por Diego Llorente y en el Alavés, Pere Pons reemplazaría a Víctor Camarasa. Y en los últimos instantes, Agirregabiria cerraba el partido anotando el segundo gol para los albiazules. Tras una buena jugada personal de Joselu dentro del área, Martin Agirregabiria envió en balón a la red en el rechace del disparo de Joselu.

El conjunto de Imanol Alguacil, totalmente inofensivo y sin lanzar un balón entre los tres palos en todo el partido, tropieza por segunda vez en esta reanudación de LaLiga. Con este resultado los donostiarras son sextos momentaneamente con 47 puntos.

VAVEL Logo