Resumen de
la primera temporada de Hazard en el Madrid
Hazard. Foto: Real Madrid

El 7 de junio de 2019, se anunció la contratación de Hazard por el Real Madrid, para las próximas cinco temporadas. Pese a las expectativas de su fichaje, una lesión en la pretemporada que le apartó un mes de la actividad, marcó su irregular inicio con el club. Hizo su debut el 14 de septiembre, en la victoria por 3-2 frente al Levante,​ y fue poco a poco sumando minutos tras su recuperación hasta disputar 13 partidos en los que anotó un gol y dio tres asistencias, siendo solo 5 partidos jugados de manera completa. Tras dicha sucesión pareció recuperar el nivel de temporadas anteriores hasta ser finalmente referencia del ataque del equipo.

Después, al llegar a su mejor momento de forma, le penalizó un entradón criminal de Meunier en el Real Madrid-PSG de Champions. En esa primera mitad, Hazard firmó su mejor partido, de largo, con la camiseta merengue. Fue demasiado tarde para volver a ponerse en forma. Durísima lesión y posterior recaída cuando volvía en su mejor estado de finura. Ante el Levante lo volvieron a lesionar y le dejaron en el dique seco, otra vez, obligándole a pasar por quirófano.

Las lesiones han sido su principal problema. Solo pudo disputar 22 partidos oficiales en su primera temporada como merengue, anotando tan solo un gol y marcando cuatro asistencias, una cifra escasa para la importancia que debía tener en el terreno de juego.

Hazard en el partido frente al City: Foto: Real Madrid
Hazard en el partido frente al City: Foto: Real Madrid

Hazard ha prometido volver en su peso ideal tras las vacaciones; Zidane le quiere tener fino desde el inicio de temporada. El crack belga volvió con 6 ó 7 kilos más de su peso ideal. Las imágenes iniciales de Eden fueron grotescas y reconocidas por el propio futbolista de La Louviére. “Cuando estoy de vacaciones, estoy de vacaciones. Soy alguien que coge peso rápido y lo pierde rápido. Cuando estaba en el Lille con 18 años, pesaba 72 kilos. Después, gané masa muscular hasta 75 kilos. En un mal día peso 77 kilos, pero pesaba 80 este verano. Lo perdí todo en diez días”, comentó.

Zinedine Zidane sabe que las lesiones no las podrá evitar, pero sí que quiere tener a la versión más fina del crack de Bélgica, desde el comienzo. Ya está, como el resto de sus compañeros, de vacaciones y con la promesa de volver en un estado de forma intacto.

“No volveré a llegar pasado de peso, míster, llegaré a tope”, le prometió antes de despedirse y embarcarse en sus segundas vacaciones. En el Madrid es la gran clave para hacer un borrón y cuenta nueva. Saben que necesitan, más que nunca, al Hazard que marque diferencias y por el que se pagó más de 100 millones de euros.

En el Real Madrid quieren recuperarlo como sea, y quieren evitar que llegue al inicio de la próxima campaña como lo hizo el pasado curso, con peso de sobra y en muy mala forma. Porque en el Madrid confían en que si su forma física y su peso son correctos, las lesiones dejarán de acribillarlo, de forma que vuelva a ser el delantero que fue la estrella absoluta del Chelsea. Ese que sedujo a Zidane.

VAVEL Logo