Punto a punto
Remate de cabeza de Enric Gallego. Fuente: Osasuna

Los partidos entre Osasuna y Eibar siempre son choques muy igualados, y este no iba a ser menos. No hubo goles esta vez por parte de ningún equipo y la posesión y el control del encuentro se lo repartían los navarros y los guipuzcoanos a lo largo del partido.

Los primeros 15 minutos fueron de Osasuna, pero poco a poco el Eibar empezó a encontrarse más cómodo realizando dos ocasiones claras. Osasuna llegaba más, pero no creaba mucho peligro, más allá de las ocasiones de Calleri y Enric Gallego, pero con poca precisión y fuerza y sin poner nervioso al portero local, Dmitrovic, que realizó un partido muy completo dentro de la dificultad de este.

  • Las lesiones de rodilla en Osasuna

Se le comenzó a complicar más el encuentro a Osasuna a partir del minuto 27 cuando Calleri recibió un golpe duro por un rebote de Burgos en su rodilla y tuvo que ser retirado del terreno de juego. En su lugar entró Jony.  

La primera parte terminaba sin demasiado juego, con muchos balones arriba y con un Osasuna metido en su área. Los navarros bajaron el ritmo, ya que notaron la ausencia del argentino, que estaba siendo uno de los mejores de Osasuna junto a Aridane.

Parece que Calleri se ausentará algunas jornadas debido a la lesión, aunque todavía está por confirmarse la gravedad de esta. El argentino, que llegó para sustituir a su paisano Chimy Ávila, empezaba a ser un jugador clave para el equipo rojillo por sus últimas actuaciones.

  • Partido duro, pero sin gol 

Los primeros minutos de la segunda parte fueron muy parecidos a los últimos de la primera, aunque empezó a participar más Rubén García, pero el juego de Osasuna seguía siendo impreciso. Un Kike Barja que estaba participativo, pero poco acertado con el balón, fue cambiado por Nacho Vidal.

Kike Barja conduce el balón perseguido por dos jugadores del Eibar. Fuente; Osasuna
Kike Barja conduce el balón perseguido por dos jugadores del Eibar. Fuente; Osasuna

El juego de ambos equipos pasaba por arriba y la gran mayoría de los toques se realizaban con la cabeza, de esta manera la posesión no era clara para ningún equipo y nadie se acercaba con demasiado peligro, más allá de alguna ocasión suelta por parte de los de Jagoba Arrasate, que empezaron a participar más teniendo más saques de esquina. Los cambios del equipo mejoraron el juego de estos, mientras que a Mendilibar se le complicaba más la segunda mitad del partido teniendo menos llegadas, aunque no dejaban de ser peligrosas. A pesar de la mejora, el partido no dejaba de estar algo trabado y ninguno de los dos equipos era capaz de controlarlo.

El partido terminó con el Eibar atacando y creando más peligro con Bryan, que fue quien entró por Inui, el mejor del Eibar hasta su cambio. Osasuna, por su parte, cada vez se veía más conforme con el empate, sobre todo por la expulsión por segunda amarilla de Moncayola. Los dos equipos se llevaron un punto de un partido con poco juego, pero muy físico.

Enric Gallego se lamenta de una ocasión. Fuente: Osasuna
Enric Gallego se lamenta de una ocasión. Fuente: Osasuna
  • El Athletic, rival del centenario

Después de este partido toca pensar en el próximo encuentro de la semana que viene frente al Athletic, que será el día que Osasuna cumplirá 100 años de historia. El encuentro será el día 24 de octubre, sábado, a las 13:00h. La celebración del centenario deberá esperar, aunque desde el club estudian la posibilidad de que haya 100 aficionados en el encuentro.

  • Alineaciones

Eibar: Dmitrovic, Burgos, Bigas, Sergio A., Muto (min. 56, Sergi Enrich), Inui (min. 69, Bryan), Kike García (min. 90, Quique), Pozo, Arbilla, Kevin y Atienza.

Osasuna: Herrera, David García, Oier, Kike Barja (min. 66, Nacho Vidal), Roncaglia, Rubén García (min. 79, Adrián), Calleri (min. 30, Jony), Enric Gallego, Iñigo Pérez, Aridane y Moncayola.

VAVEL Logo