La figura de Míchel, en el punto de mira
Borja García, desesperado. Foto: LaLiga.

Nuevo empate de la Sociedad Deportiva Huesca, y ya van siete. A las puertas de diciembre y los altoaragoneses todavía no conocen el significado de ganar durante esta temporada. El partido comenzó a favor de los visitantes con un claro dominio, sin embargo la segunda parte lo cambió todo. Las tornas cambiaron, los que atacaban se embotellaron y viceversa. Los navarros lograron el empate y se quedaron cortos. Al final, tras el partido, todas las miradas apuntaron hacia un mismo hombre: Míchel Sánchez

El resumen del encuentro

El partido comenzó como todos los de la temporada, con un Huesca muy superior en dominio. Los de Míchel movieron el balón e incluso llegaron en repetidas ocasiones al área rival, sin embargo la figura de Sergio Herrera terminó frenando todas las oportunidades. El Osasuna salió muy blando y con muchas imprecisiones, tantas que algunas pudieron suponer claras ocasiones de gol. Pocos minutos pasaron para que se abriera el marcador.

En el minuto 5' Sandro recupera un balón en la mitad del campo, avanza y abre en banda a Mir. El delantero murciano prueba fortuna, pero Herrera la desvía dejándola muerta en el área pequeña, a donde llegó el delantero canario para empujarla dentro. Un Huesca arrollador se ponía en cabeza y quedaba toda la primera parte para ampliar la ventaja, sin embargo los de Míchel fueron incapaces. El encuentro terminó llegando al descanso.

La segunda parte fue totalmente adversa a lo visto. Los de Jagoba Arrasate salieron totalmente involucrados para lograr la gesta y así lo demostraron. Esta vez eran los oscenses quienes fallaban y quienes se embotellaron atrás tras la oleada ofensiva pamplonica. Míchel, viéndolas venir, desde el inicio de la segunda parte apostó por amarrar el resultado. El de Vallecas retiró a la referencia ofensiva Rafa Mir para dar entrada a Nwakali. Hasta que en el minuto 68', tras un córner sacado en corto, David García terminó poniendo las tablas en el marcador a uno.  

A partir de aquí, el Huesca fue cuesta abajo y sin frenos. Los cambios de Míchel no se entendieron en absoluto. No hubo ningún ápice de orgullo que demostrase que se podía ganar el partido. El conjunto aragonés se pasó toda la segunda parte en su área, con Okazaki arriba completamente solo. Por fortuna, el segundo del Osasuna no terminó llegando, aunque pudo haberlo hecho perfectamente. Ambos equipos sumaron un punto a su casillero. 

Las claves del partido

  • La pésima gestión del vestuario de Míchel

Desde la temporada anterior ya se empezaba a ver este aspecto. Malos rollos dentro del vestuario y nula relación entre jugadores y entrenador. Esta vez se ha reflejado nuevamente tras sentar por segunda vez consecutiva al capitán Jorge Pulido y alguna mala cara tras los cambios. No es la primera vez que Míchel sienta a jugadores que no lo estaban haciendo mal. Otros casos son los de Sergio Gómez -durante la temporada pasada-, Juan Carlos Real, Jaime Seoane y ahora el central manchego. 

  • Cambios inentendibles

Míchel no está acertando con los cambios. No se entiende que en el minuto 50', y cuando has sido superior toda la primera parte, renuncies a tu delantero centro para amarrar el partido cuando todavía quedan 40' por delante. Por otro lado, tampoco se entiende que en los momentos más cruciales del partido quites a jugadores como David Ferreiro o Mikel Rico cuando son la columna vertebral del equipo.

  • ¿Titulares?

Durante las últimas semanas Míchel ha alineado a jugadores que no se están ganando el puesto. Nombres como el de Pablo Insua, pero sobre todo el de Borja García. El centrocampista madrileño no encaja en el esquema, pero Míchel continúa confiando en él, cuando todo hace pensar que no se va a llegar ver su mejor versión. Otro de los nombres que empiezan a ser mencionados es el de Pedro Mosquera, el gallego ya lleva varios partidos muy por debajo de su nivel. 

Las notas de los jugadores

Andrés Fernández (6): Bien. El guardameta salvo algunas buenas oportunidades de los navarros como la doble ocasión de Budimir. Poco pudo hacer en el gol. 

Pedro López (6): Mejor. Pedro López funciona mejor que Maffeo en el lateral derecho. La veteranía y la experiencia se nota. Buen partido de López.  

Dimitrios Siovas (6,5): Oficio. El central griego continúa siendo una de las notas positivas de la temporada. Parece que ha vuelto más indiscutible que el propio Pulido. Buenas actuaciones. 

Pablo Insua (3): Limitado. El central gallego tiene un nivel limitado para primera división. Hasta ahora ha defendido más o menos bien el puesto, sin embargo de vez en cuando sus carencias afloran, como ha sucedido hoy. 

Javi Galán (6): Locomotora. El extremeño ha cuajado un buen partido, sin embargo en ocasiones se le ha visto falta de confianza. No encaraba cuando en otras ocasiones sí lo hubiese hecho.

Mikel Rico (6,5): Imperial. El vasco es un pulmón en la SD Huesca. Cuando él juega, sus compañeros respiran. Durante la primera parte fue amo y señor del centro del campo, pero en la segunda se vio superado. 

Borja García (2,5): Desastre. El centrocampista madrileño no funciona. No es el jugador que se esperaba y ahora no se aceptan devoluciones. Mucho debe cambiar para estar a las expectativas de la afición.

Pedro Mosquera (4): Tarde. Mosquera, una vez más, llegó tarde a muchas de las acciones que transcurrieron durante el encuentro. Lleva una serie de partidos en la que el gallego ha pegado un bajón en su nivel. 

David Ferreiro (6): Sangre. Ferreiro tiró de casta y orgullo, como siempre. Llegarán "estrellas", pero él las tumbará. Todo un puñal por banda. 

Rafa Mir (6,25): Agresivo. El murciano hoy tuvo las ideas claras: marcar gol. Para ello, el delantero probo fortuna más de lo habitual y el resultado fue positivo, tanto es así que medio gol ha sido gracias a su disparo previo.

Sandro (6): Destello. Sandro marcó y desapareció. Cierto es que en ocasiones bajó a recibir al centro del campo e intentó avanzar líneas, sin embargo no tuvo ninguna acción relevante más allá del gol. 

Nwakali (4): Acelerado. El centrocampista salió pasado de revoluciones. Muchas imprecisiones en los pases y algún resbalón que pudieron costar un gran susto. 

Shinji Okazaki (5): Solo. No tuvo tiempo de hacer gran cosa. El poco tiempo que estuvo sobre el césped estuvo totalmente solo. Sin ninguna ayuda, ningún delantero es efectivo. 

Juan Carlos Real (-): No tuvo tiempo para demostrar nada.

Sergio Gómez (-): No tuvo tiempo para demostrar nada. 

Ficha técnica

  • CA Osasuna: Herrera; Cruz (Moncayola 45’),  García, Unai, Roncaglia (Vidal 77’); Jony (Barja 83’), Pérez, Oier, Torres (Gállego 45’); Rubén García, Budimir (López 77’).

 

  • SD Huesca: Fernández; López, Insua, Siovas, Galán; Ferreiro (Gómez 85′), Mosquera, Rico (Real 85′), García; Ramírez (Okazaki 75’) y Mir (Nwakali 55’).

 

Goles: 0-1, Ramírez (5').  1-1 García (67').

Árbitro: Valentín Pizarro. Amarillas: Insua (20’), Budimir (40’), López (73’), Pérez (74’), Nwakali (91′).

VAVEL Logo