Pólvora mojada
Diego Rolan, Beauvue y Lara entrenando en Abegondo // RCDeportivo

Si el Deportivo tiene un problema con el gol, no es por falta de nombres. Hablamos de una parcela muy bien cubierta por Diego Rolan, Claudio Beauvue, Miku, Rui Costa, Keko Gontán, José Lara, Borja Galán y el fabrilista Adrián Castro. Pero los nombres, por sí solos, no meten goles. Es por eso que el Dépor, siendo segundo en la tabla, es uno de los equipos que menos goles anota en su subgrupo. De hecho, solo los 3 últimos clasificados - Salamanca, Guijuelo y Coruxo -  han visto menos veces portería que el conjunto coruñés.

¿Por qué teniendo jugadores como Rolan o Beauvue, que llegaron a meter una buena cantidad de goles en la Ligue 1, el Dépor es incapaz de anotar? Como en todos los grandes males, hablamos de una mezcla de muchos factores

 

Las lesiones han sido determinantes

 

La delantera ha sido la parcela de la plantilla que más lesiones ha sufrido en lo que llevamos de temporada. Solo José Lara no ha sido baja por molestias hasta la fecha. El resto, en mayor o menos medida, han tenido que pasar por la enfermería. Los problemas ya comenzaron en la pretemporada, cuando Rui Costa protagonizó la primera de las lesiones. Unas molestias que las arrastró hasta mediados de noviembre. Borja Galán, Keko, Claudio Beauvue y Rolan también fueron baja en distintos partidos de la primera vuelta por problemas musculares. Además, el uruguayo tuvo una pretemporada 'especial' que no le permitió estar listo hasta el encuentro ante el Racing de Ferrol el 29 de noviembre. Pero esto todavía no ha terminado. El Dépor deberá empezar la segunda vuelta sin Claudio Beauvue, Keko, Miku y Diego Rolan, que continúan con molestias.

 

Priorizar la defensa al ataque

 

Fernando Vázquez, fiel al estilo que le ha llevado tantas veces a lograr éxitos, decidió construir el Dépor de la temporada 2020-2021 desde la seguridad defensiva. Durante muchas jornadas, el conjunto herculino estuvo en lo alto de la tabla de los equipos menos goleados de toda la categoría. Los planteamientos realizados en las visitas a San Lázaro (Compostela), al Reina Sofía (Unionista) o al Luís Ramos (Guijuelo) favorecieron al aspecto defensivo, pero lastraron las prestaciones del equipo en materia ofensiva. De hecho, el Deportivo ha terminado partidos esta temporada sin realizar un solo disparo a puerta. Así, es difícil anotar. Por ese motivo, los planteamientos del equipo también son una respuesta ante las preguntas sobre el porqué de la falta de gol.

 

Mucho delantero pero poca pólvora

 

Es evidente que los delanteros del Deportivo no están rindiendo al nivel de las expectativas generadas. El máximo goleador del equipo, Diego Rolan, solo ha anotado dos goles. Le siguen Beauvue, Galán y Lara con uno. Miku, Keko, Rui Costa y Adri Castro todavía no han podido estrenarse. En defensa de este último debo aclarar que apenas ha tenido minutos.

Más allá de la poca capacidad de elaboración que ha mostrado el Dépor, sus delanteros tampoco han estado a la altura. De hecho, Miku o Rui Costa han protagonizado errores que, en otro momento de sus carreras, no hubieran cometido. Eso por eso que no podemos negar lo evidente: los delanteros forman parte del gran problema que tiene el Dépor con el gol. Un problema que ahora deberá resolver Rubén de la Barrera.

No se puede ascender sin ser un equipo con una cierta capacidad para meter goles. El nuevo formato de la Segunda División B es demasiado complicado como para fiarlo todo al 'unocerismo'. Por eso, al Deportivo le urge que sus delanteros empiecen a ver portería con más asiduidad

VAVEL Logo