Mejora insuficiente

"No nos sirve otra cosa que no sea ganar", dijo Rubén de la Barrera en la rueda de prensa previa al partido. Y es que aunque el Dépor mostró una versión muy mejorada de sí mismo, no supo ganar. La falta de pegada, el cansancio y la ansiedad de los herculinos le permitieron a Unionistas salir con vida de Riazor.

El partido arrancó con un Dépor valiente, presionante y dominante. Los locales lograron encerrar a Unionistas en su propio campo durante los primeros 20 minutos. Con una línea de cuatro hombres atrás, con Borges y Uche actuando como intermediarios del juego y con un ataque de muchísima movilidad, los de Rubén de la Barrera realizaron un inicio de partido realmente bueno. Cuando se acercaba la media hora del encuentro, Garay cometió un claro penalti sobre Miku que vieron todos los asistentes en Riazor menos el colegiado. Los visitantes despertaron poco antes del paso por vestuarios, acechando en un par de ocasiones la portería de Carlos Abad. 

El tiempo de descanso sirvió para tomar oxígeno, y poco más. Mismo guión, mismos futbolistas y mismo resultado. Con una diferencia: Unionistas gozó de dos ocasiones claras para incluso llevarse los tres puntos. En clave deportivista, cualquier ataque llevaba el sello de Keko Gontán y José Lara. Ambos siendo desequilibrantes desde las bandas. Los cambios visitantes dotaron de solvencia a los de Hernán Pérez que, pese a no ser dominadores de la posesión, supieron defender en un bloque muy bajo para dejar al Deportivo sin apenas recursos.

Los cambios no mejoraron excesivamente al Deportivo. Quizás llegaron algo tarde. La entrada de Galán dio frescura al carril derecho, pero fue insuficiente. Por su parte, Claudio Beauvue tampoco tuvo tiempo para mostrar nada. Los coruñeses acusaron la falta de frescura y criterio en mediocampo, por eso se entendió tan poco la no presencia de Yago Gandoy. Con un Unionistas metido en su propia área y firmando por bueno el punto, los de De la Barrera no supieron proponer otra cosa que no fuera el clásico centro-remate. Evidentemente, sin éxito alguno.

El Dépor realizó ante un Unionistas líder, el mejor partido de toda la temporada. Mostró una mejora esperanzadora. Sin embargo, la realidad cada semana es más dura y cruel. Son cinco partidos los que suman los blanquiazules sin conocer la victoria. En los últimos cuatro, no ha podido ni tan siquiera ver portería. Cifras que preocupan hasta al más parsimonioso. Porque como dijo el míster en la previa, solo valía ganar. Y no se dio. 

· Alineaciones:

 

RC Deportivo: Carlos Abad, Valín, Derik, Borja Granero, Salva Ruiz; Uche Agbo, Borges; Lara, Raí (Claudio 81'), Keko (Galán 77'); Miku. 

Unionistas de Salamanca: Serna, Íñigo Muñoz (Carmona 80'), Ramiro, Mario Gómez, Cris Montes (Manu Viana 56'), De la Nava (Nespral 70'), Diego Hernández (Aythami 56'), Garay, Lama, Marín, Álex Rey (Josué 80').

VAVEL Logo