Buen empate del Numancia
San Emeterio en un lance del encuentro. Imagen: Numancia.

Regresó, al fin, el Numancia a los terrenos de juego tras la inactividad provocada por la cuarentena que ha tenido que atravesar el cuadro rojillo debido a la aparición de hasta 9 casos positivos de Covid-19 en su plantilla. Los de Álex Huerta sacaron un valioso empate del estadio del Valladolid Promesas que les permite tener posibilidades de seguir en la lucha por los puestos que dan acceso a la Liga Pro. Menudo igualó el tanto inicial de Uche al convertir un penalti sobre Tamayo en la segunda parte. Asier Benito y Del Campo estrellaron sendos balones en el poste de los pucelanos.

Salía Álex Huerta con Ximo Miralles en portería y Borja López y Sillero de pareja de centrales. Por la derecha Borja San Emeterio, por la izquierda Aguirre, con Manzanara y Ronald en el doble pivote. Arriba, Menudo, Tamayo y José Fran acompañaban a Benito como único punta.

Primera parte para los locales

La primera parte destacó por la escasez de oportunidades de ambos equipos, si bien el Valladolid Promesas estuvo más contundente en las áreas. Los pucelanos comenzaban avisando con un libre directo cerca de la portería de Ximo Miralles que Moha enviaba desviado. La respuesta del Numancia llegaba en forma de mano a mano de Tamayo, quien tras una gran galopada no conseguía acertar en la portería vallisoletana. El siguiente golpe de los de Javier Baraja sería más doloroso, ya que acabaría en gol un gran remate de Uche, a bocajarro delante de Ximo Miralles.

Tras el tanto pucelano el Numancia reaccionaría pronto con un cabezazo de Asier Benito al larguero, pero esa sería la única opción de los de Álex Huerta en toda la primera mitad. Por su parte, los locales pudieron ampliar ventaja en dos ocasiones. La primera, fruto de un remate de Uche que se marchó rozando el palo largo de Ximo Miralles y, la segunda, merced a un error clamoroso de Borja López que casi le cuesta un disgusto con su cesión a Ximo Miralles. La primera parte concluía con ventaja por la mínima para los blanquivioletas.

La entrada de Andrés García lo cambia todo

Tras el descanso, Álex Huerta dio entrada a Andrés García y Del Campo por José Fran y Ronald. Esto fue lo que permitió al Numancia dar un paso adelante y optar a sacar algo positivo de Valladolid, con más presencia ofensiva en el centro del campo y control, gracias a la calidad de Andrés García. Del Campo dio el primer aviso tras rematar un córner al travesaño, pero el empate llegaría desde el punto fatídico.

Fue Tamayo quien peleó hasta la saciedad, como viene siendo habitual en él, un esférico en la zona defensiva de los pucelanos, lo que provocó el error del defensa local, que barrió al extremo numantino. Inicialmente el árbitro apuntó a libre directo pero, a instancias del linier, señaló los once metros con buen criterio. Juan Carlos Menudo fue el encargado de transformar la pena máxima para igualar la contienda.

Con el empate, los pucelanos dieron un paso adelante y se aprovecharon del bajón físico de los sorianos, fruto de los días de inactividad. Oriol Riera pudo adelantar a los blanquivioletas pero Ximo Miralles despejó con seguridad. Por su parte, los sorianos tuvieron el 1-2 con un gran lanzamiento de Menudo, que fue despejado por el meta local. El empate permite seguir soñando a los de Álex Huerta, que se encuentran ahora mismo con 17 puntos, pero con dos encuentros menos que el resto de sus rivales (incluso tres). La próxima final, contra la Cultural Leonesa.

VAVEL Logo