Getafe CF 1-1 Elche CF: el Getafe lo intenta, pero sin premio
Getafe-Elche. Fuente: LaLiga.

Getafe y Elche se enfrentaban en el Coliseum Alfonso Pérez en el duelo correspondiente a la jornada 28 de LaLiga Santander. Era un partido vital por la permanencia, ya que se enfrentaban dos equipos de la parte baja de la tabla.

El Getafe llegaba al partido con numerosas bajas: Nyom, Damían y Mata eran baja por sanción, mientras que Cabaco y el Cucho Hernández lo eran por lesión. Tuvo que salir Bordalás con un once totalmente distinto al habitual, dando entrada al canterano Iglesias y a los habituales suplentes Kubo y Aleña.

Por su parte, el Elche salió al campo con un 4-2-3-1, mismo sistema con el que salió el equipo local. Los franjiverdes necesitaban tres puntos urgentemente si no querían caer a las posiciones de descenso. Además, volvía Escribá a Getafe, del que escribió las hojas más negras de la historia del club cuando, con él al frente, el Getafe descendió a Segunda División.

Primera parte

Salían los protagonistas al campo en Getafe en un día primaveral.  Se preveía un partido muy intenso, en el que ninguno de los dos equipos iba a regalar nada y así fue. No habían pasado ni 20 segundos cuando ya había un jugador en el suelo. Pere Milla, protagonista por parte del cuadro visitante, quedó tendido en el suelo tras recibir un pisotón involuntario en la mano del lateral derecho del Getafe. Una primera parte que tuvo de todo: polémicas, goles y muchas faltas. En el minuto 20, el anteriormente mencionado Pere Milla, que además fue canterano del Getafe, anotaba en el área pequeña el gol que adelantaba momentáneamente a los ilicitanos. Un centro de Gonzalo Verdú al área pequeña tras un córner fue rematado por el extremo del Elche al fondo de las mallas. El Getafe lo intentaba, y así, llegó la primera jugada polémica del partido. Gonzalo Verdú empujó con el codo a un Take Kubo que se encontraba controlando un balón dentro del área, desequilibrando al nipón.

El árbitro de campo del partido y el del VAR no lo vieron como una jugada en la que se pudiera pitar la pena máxima. Antes del descanso, de nuevo habría una jugada polémica. Enes Ünal trataba de controlar un balón cuando, aparentemente, fue derribado por un defensa del Elche. En primera instancia, Hernández Hernández señaló penalti, aunque tras consultarlo en el VAR rectificó y lo anuló.   

Segunda parte

Salían los mismos protagonistas al campo de cara a la segunda parte. El Getafe trató de tomar el control del partido y fue muy superior en esta mitad. No tardó en llegar el primer cambio en el Getafe, que buscaba la remontada. Entraba Ángel al campo por Maksimovic, un cambio ofensivo con el que Bordalás buscaba la victoria. Fue una segunda parte con mucho ritmo, aunque también con interrupciones constantes.

En el minuto 60, el Getafe consiguió empatar por medio de Enes Ünal. El delantero turco del Geta recogió en el área pequeña un centro raso de Take Kubo y, tras controlarla, batió a Edgar Badía con disparo raso al palo corto del portero, anotando así su primer gol en liga con la casaca azulona. El Getafe siguió insistiendo y fruto de ello, los azulones consiguieron un penalti en el minuto 85. El lanzador sería Ángel, que fallaría el penalti no porque lo tirase mal, sino porque Edgar Badía adivinó el lado al que lo tiró y con una gran estirada mandó el balón a córner. Ambos equipos siguieron intentándolo aunque no consiguieron deshacer las tablas en el marcador.

Enes Ünal. Fuente: Getafe C.F.
Enes Ünal. Fuente: Getafe C.F.

El empate no es malo del todo

Para el Getafe, el resultado no es tan malo como lo hubiera sido una derrota. Gracias a este empate, mantiene la distancia con sus rivales de abajo, siendo de 6 puntos con respecto al primer equipo en posiciones de descenso, el Alavés, que todavía tiene que disputar su encuentro de esta jornada frente al Atlético de Madrid. El Getafe tiene en los próximos partidos una oportunidad de oro para despegarse de la zona de peligro de la tabla, pues se enfrentará a Osasuna y a Cádiz.

Pique en las declaraciones post-partido

Al finalizar el partido, ambos entrenadores pasaron por la rueda de prensa para atender a los medios de comunicación. El entrenador del equipo visitante, Fran Escribá, se sumó a las críticas del estilo de juego del Getafe asegurando que "el Getafe ha hecho su juego y no ha parado de simular faltas y penaltis y al final nos hemos ido con 7 tarjetas amarillas y ellos con 3. Los arbitrós deben dejar de permitir esto". A esto, Bordalás ha sido tajante y ha respondido que "me resbala lo que diga el entrenador rival". 

Con los datos en mano, el Elche es el equipo que más faltas ha hecho en todo el partido con 21, mientras que el Getafe realizó 17, por lo que las declaraciones de Escribá son bastante desafortunadas.

VAVEL Logo