El Granada CF cae peleando hasta el final en el Pizjuán
Soldado recortó distancias en el tiempo añadido. Foto: Granada CF

Punto y final a la buena dinámica liguera del Granada CF. No logró encadenar tres victorias consecutivas en Liga y se vio superado por un Sevilla que sigue soñando con alzarse con un título liguero que tiene ahora mismo a solo tres puntos. 

Los rojiblancos volvieron a quejarse de una más que discutida actuación arbitral de De Burgos Bengoetxea. El colegiado anuló una diana a los de Diego Martínez, pitó un riguroso penalti a favor del Sevilla, y finalizó el encuentro un minuto antes de tiempo, teniendo que reiniciar el choque una vez él mismo ya había mandado a los jugadores a vestuarios. Eso sí, sobre el minuto 90, señaló también el punto de penalti en favor nazarí por una mano de Acuña. 

El partido arrancó con la primera controversia arbitral, y es que los pupilos de Diego Martínez se adelantaron en el marcador gracias a una diana de Puertas. Pero el VAR decidió anular el gol por una falta previa de Yangel sobre Acuña. Cinco minutos más tarde, Gonalons cometió una imprudencia en el área nazarí y el colegiado señaló los once metros. Rakitic transformó el penal y el Sevilla se adelantó en el electrónico. 

El partido se le puso cuesta arriba al equipo granadino, y no pudo encontrar la manera de hacerle cosquillas a un Sevilla que se encontró cómodo sobre el terreno de juego durante los primeros cuarenta y cinco minutos. El 'chamán' quiso cambiar la dinámica del choque. 

Machís y Quini ingresaron por Kenedy y Nehuén, pero el zarpazo volvió a ser hispalense. Ocampos aumentó la distancia en el electrónico y puso tierra de por medio a los diez minutos de la reanudación. El partido pareció morir con ese 2-0 a favor del Sevilla, y tras un carrusel de cambios durante la segunda mitad, llegó la jugada de la esperanza para los visitantes. 

Soldado cabeceó un centro pasado de Machís, y el cuero topó en el brazo de Acuña. Tras revisarlo, el colegiado decretó el punto fatídico, y Soldado se encargó de ponerle emoción a un partido que parecía resuelto. El show final, a cargo de De Burgos. El árbitro finalizó el choque en el minuto 93 cuando había añadido cuatro. Una vez ya los jugadores se marchaban a vestuarios, y tras las protestas nazaríes, el colegiado avisó a los hispalenses que debían volver al terreno de juego para la disputa de ese minuto final, en el que no pasaría nada. 

Derrota por la mínima de un Granada que sigue viendo los puestos europeos a siete puntos de distancia, y que ya mira al jueves en un nuevo encuentro de altura a domicilio, el Camp Nou. 

Ficha técnica 

Sevilla FC (2): Bono, Navas, Koundé, Diego Carlos, Acuña, Rakitic (Gudelj, 86'), Fernando, Papu (Óliver, 73'), Suso (En-Nesyiri, 59'), De Jong (Jordán, 59'), Ocampos (Vázquez, 86'). 

Granada CF (1): Rui, Foulquier, Nehuén (Quini, 46'), Germán, Víctor Díaz, Neva (Molina, 72'), Herrera, Gonalons (Montoro, 59'), Puertas, Kenedy (Machís, 46'), Luis Suárez (Soldado, 68'). 

Goles: 1-0, Rakitic (16'). 2-0, Ocampos (53'). 2-1, Soldado (90'). 

Árbitro: De Burgos Bengoetxea. Ha amonestado a los locales Acuña y Koundé, y a los visitantes Kenedy, Puertas y Montoro. 

VAVEL Logo