Análisis post: empieza la era 'post-Messi'
El Barcelona celebra el primer gol de Memphis | Foto: Noelia Démiz - VAVEL

En un día muy triste, tras la rueda de prensa de despedida de Leo Messi y los intentos reiterados de la afición por hacerse a la idea de que el argentino no volverá a vestirse la camiseta con el '10' azulgrana en la espalda, el Barcelona ha reaparecido en el Estadio Johan Cruyff para disputar una nueva edición del Trofeo Joan Gamper, que cerraba la pretemporada.

Tras cuatro amistosos preparatorios, la Juventus de Turín era el último asalto que les quedaba a los de Ronald Koeman antes de que, el próximo domingo 15 de agosto, sea la Real Sociedad el primer rival en el estreno de Liga Santander. Es por ello que, tras la presentación oficial y los discursos del técnico y Busquets, como capitán, los catalanes se han enfundado el mono de trabajo.

El holandés lo ha hecho con una alineación que pedía un paso al frente a los pesos pesados, que deberán liderar un equipo en luto por la pérdida de Leo Messi. El técnico ha dado minutos a grandes titulares, como Piqué, Araujo, Busquets o Griezmann, pero también a aquellos jóvenes que han sorprendido estas semanas atrás, como Demir o el nuevo fichaje, Memphis Depay.

Memphis abre la lata

Y bien rápido se han encarrilado las cosas en la Ciudad Condal cuando, con una buena salida desde la línea defensiva por parte de Piqué, ha sido el canterano Demir quien, en profundidad, ha visto correctamente a Memphis en el ataque, que no ha fallado. El 'recién llegado' ha subido el primero en la electrónica de Sant Joan Despí, poniendo a los tres mil aficionados dempié. Segundos después era Dest quien lo probaba desde la banda derecha, aunque su disparo ha salido desviado de la portería de Szczesny.

Memphis y Demir, bien estrenados

La pérdida de posesión por parte de Demir en la zona de creación azulgrana ha propiciado un rápido contraataque de los italianos, aunque la ofensiva final entre Morata y Cristiano Ronaldo no ha surtido efecto ante Neto, que cubría correctamente la portería.

Tras una buena falta 'picada' por Griezmann, los azulgranas han querido dar un paso adelante y Demir ha conseguido anotar el segundo, aunque el colegiado ha señalado la posición antireglamentaria del '7' francés, por lo que ha invalidado el gol del canterano. Después ha sido Jordi Alba quien se ha vestido de asistente, dejando un balón rozando la línea de fondo a la que no ha llegado Braithwaite, por milímetros.

Neto sorprende atrás... y Morata delante

Antes de la media hora de juego ha vuelto a ser Demir quien ha puesto a la afición en un suspiro, cuando el guardameta de la Juventus ha evitado una diana clarísima que hubiese supuesto una ventaja mayor para el Barcelona. El austríaco estaba gustando, y mucho, al banquillo catalán, lo que le señala como una de las principales revelaciones del curso.

Neto, guardameta del Barcelona | Foto: Noelia Déniz - VAVEL
Neto, guardameta del Barcelona | Foto: Noelia Déniz - VAVEL

Tras varias protestas y faltas, Braithwaite ha visto la primera amonestación del partido por una dura entrada, algo que no ha gustado al danés. La conexión entre Griezmann y el '12' de los catalanes era cada vez más clara, aunque el colegiado ha vuelto a anular la diana del francés por fuera de juego. La misma suerte ha corrido Álvaro Morata, cuando ha intentado empatar el partido con un contraataque muy avivado.

El madrileño, en las filas de Allegri, estaba siendo la ofensiva más clara del combinado blanquinegro, aunque volvía a ser Neto quien ponía un muro para mantener la ventaja azulgrana, bien ayudado por Memphis Depay, el primero en retroceder metros y ayudar en defensa. Con un disparo de Cristiano Ronaldo, desviado por el guardameta brasileño, ambos equipos se han marchado a vestuarios con el ligero 1-0 en el marcador.

El público abuchea a Umtiti

Tras el descanso, el Barcelona ha salido sin cambios en el césped del Estadio Johan Cruyff, mientras en la Juventus varios protagonistas se quedaban ya en los vestuarios, como Cristiano Ronaldo. Y poco han tardado los catalanes en volver a mover el marcador, cuando en un córner en corto picado por Memphis la jugada ha salido bien con Braithwaite.

Umtiti y Pjanic, señalados por la afición

El danés ha rematado a placer para subir el segundo de la noche al marcador y demostrar que los culés están en un mejor estado de forma que los italianos. Tras ello, Koeman ha abierto la veta de los cambios, dando minutos a jugadores como Nico, Pjanic, Emerson o Umtiti, que se ha ganado por segunda vez el abucheo de los aficionados, muy descontentos con el francés.

Ha tenido que ser Piqué quien, con alma de capitán, pidiese apoyo para el central, que ha respondido muy concentrado. Los minutos pasaban y, aunque Griezmann lo ha intentado de falta directa, la segunda ocasión ha sido para Emerson, a quien le han faltado escasos milímetros para hacer el tercero.

Sin Messi, a sobrevivir

Ya con Rey Manaj en el terreno de juego, el máximo anotador en esta pretemporada (4), los catalanes han querido aprovechar hasta el último momento para perforar en alguna ocasión más la portería, pero ni el ingenio de Collado ni el hambre goleador de Braithwaite han podido surtir efecto hasta que Riqui Puig, en la última jugada del partido, ha puesto el 3-0 que ha permitido al Barcelona quedarse con un nuevo Trofeo Joan Gamper.

La pretemporada llegaba así a su fin para el Barça, que se estrenará de manera oficial el próximo domingo 15 de agosto (20h) ante la Real Sociedad en la 1ª jornada de LaLiga, uno de los principales retos de este curso para la plantilla que dirige Ronald Koeman, a quien ya se le escapó en la temporada anterior a pocas jornadas para el final.

Intentando asumir la ausencia que dejará Leo Messi en el vestuario, cediendo el brazalete a Busquets y la magia a la memoria, el Barcelona debe hacer frente a la temporada que está a punto de empezar con muchas dudas y poco margen de error. La temporada anterior dejó muy saturada a la afición, que se cansó de esperar tanto a que llegarán las buenas noticias. Ahora, con el verano ya transcurrido, los culés tienen por delante un reto mayúsculo: sobrevivir a la ausencia de Leo Messi.

VAVEL Logo