Punto que sabe a poco en el estreno liguero (1-1)
Imagen: LaLiga

Betis y Mallorca se enfrentaron en el partido correspondiente a la primera jornada de LaLiga Santander.

El Betis buscó iniciar la temporada llevándose los tres puntos frente  al recién ascendido Mallorca que no le puso las cosas nada fácil. Y es que, los de Luis García querían celebrar con una victoria la vuelta de los aficionados al Visit Mallorca Estadi.

El partido comenzó con cierto dominio del balón por parte del Betis, aunque sin ocasiones de gol que pusieran en dificultades a Manolo Reina, guardameta del RCD Mallorca. Al Betis, siguiendo la línea de la temporada pasada, se le hacía muy difícil estar sin balón. Y es que los de Pellegrini sufrían mucho cada vez que el Mallorca recuperaba la posesión.

Poco a poco el Mallorca se iba dando cuenta que sería por las bandas por donde podría hacer más daño al equipo verdiblancos. De hecho, por allí fue por donde llegó el gol de los locales. Tras una buena internada por la banda derecha mallorquina, que conllevaría la lesión de Álex Moreno, el conjunto entrenado Luis García lo intentaría aprovechando los huecos a la espalda de Martín Montoya. Así llegaría el primero de los goles del partido, del lateral Oliván. Los problemas defensivos del Betis se verían un poco más solventados con la entrada del canterano Calderón tras la lesión de Álex Moreno.

A los de Pellegrini les tocaría remar. Pero no sería hasta después del descanso cuando se vería una respuesta más seria al tanto del conjunto mallorquín.  De hecho, solo tardaría quince minutos en llegar el empate. El Betis volvió a aprovechar, una vez más, las ocasiones a balón parado. Un balón magnífico centrado por Nabil Fekir que Juanmi mandaría al fondo de la red desde el segundo palo.

El Betis ya sí que se convertiría tras su gol el claro dueño del control del balón. Pese a que el Mallorca no conseguiría si quiera arrebatarle casi la pelota a los verdiblancos para poder crear peligro a la portería de Rui Silva, el Betis no conseguiría batir de nuevo a Manolo Reina. Aunque si estaría cerca en muchas oportunidades que no terminaron de aprovechar ni Joaquín, ni Juanmi, ni Borja Iglesias, entre otros.

El encuentro finalizaría con el empate a uno en el marcador. El Betis permanece a la espera de que llegue ese ansiado central que solvente los problemas defensivos que arrastra el equipo y que se han visto incrementados tras la marcha de Aissa Mandi al Villarreal. Los verdiblancos esperan cerrar a uno o dos centrales que apuntalen la defensa y que hagan un bloque mucho más equilibrado. Pese a esto, la imagen del Betis en el estreno liguero ha sido muy buena y hace que no decaigan los ánimos y que la afición permanezca enchufada en el inicio de una temporada que se antoja muy ilusionante.

VAVEL Logo