El Sporting Femenino rema para morir en la orilla
Moro celebra el gol del Real Oviedo | Foto: Diego Blanco - VAVEL

Ocupando la última posición del Grupo Norte de Reto Iberdrola, pero con mejores sensaciones que puntos, el Sporting de Gijón Femenino hacía acto de presencia en la Escuela de Fútbol de Mareo para disputar ni más ni menos que el primer derbi de la temporada frente a un Real Oviedo que con el paso de las jornadas va creciendo tanto futbolísticamente como en la clasificación. Por delante 90 minutos de puro fútbol femenino en los que más que tres puntos se ponían en juego, ya no solo para comenzar a escalar posiciones el Sporting, sino para poder volver a ganar un derbi varios años después para el Oviedo.

Primer tiempo de tanteo

Buscando sorprender a su contrincante, Rafa Bernal apostaba por primera vez esta temporada por defensa de tres y carrileras. El Oviedo comenzaba el partido llevando el peso del choque buscando acercarse a la meta de Silvia Chies, que a las primeras de cambio detenía un cómodo disparo de Yarima, haciendo lo propio en el campo contrario Miralles tras un lejano disparo de Yaiza Cernuda. El dominio le duraba poco al cuadro carbayón, viendo como el Sporting comenzaba a mandar buscando con Granda y Olaya ganar la espalda de la defensa ovetense, quien mostraba un férreo engranaje en el que era complicado poder entrar.

Pudo desnivelar la contienda Andrea Sordo con un magistral remate hacia la escuadra izquierda, hasta donde volaba Miralles para levantar los aplausos de la grada con un espectacular paradón que evitaba el tanto rojiblanco. El Sporting se veía dominador del choque, tanto en el juego como en las ocasiones, y comenzaba a achuchar la portería rival con ahínco, teniendo una gran contra Granda y Marcela siendo la primera la encargada de sacarse de la chistera un disparo que se iba por encima del larguero. Sin tiempo para más, el primer tiempo finalizaba con empate en el marcador, el mismo con el que había empezado el choque, siendo el equipo rojiblanco dueño y señor del partido.

Moro decanta la balanza

Tras el paso por vestuarios, el Real Oviedo entraba con más intensidad al choque desnivelando la contienda a los tres minutos tras una larga jugada dentro del área, desbaratando la defensa el remate de Yarima para que el balón cayera en los pies de la talentosa Isina, quien centraba el balón al área pequeña donde Alejandra Moro remataba a placer para colocar el 0-1 en el marcador. Un gol muy reclamado por las jugadoras rojiblancas al entender que Carlota cometía falta sobre la portera Silvia Chies impidiendo que esta saliera a despejar el cuero que finalmente le caería a Moro totalmente sola. Pudo igualar el choque rápidamente el Sporting, y es que tras una mala cesión de Yannel el cuero quedaba a medio camino adelantándose por milímetros Miralles a Olaya cuando la rojiblanca estaba cerca de igualar la contienda.

Lejos de venirse abajo tras el gol en contra, el Sporting mantuvo su idea teniendo la más clara del partido e incluso de la temporada cuando un centro desde la banda se paseaba dentro del área para que en boca de gol, Paula Mañoso, con todo a favor y cuando ya se cantaba el gol mandara el balón a las nubes para su propia desesperación y la de sus compañeras. La entrada al campo de Sara Suárez, internacional por Marruecos, dio una bocanada de aire fresco al Sporting, viendo en la talentosa jugadora una pieza con la que inquietar la defensa rival, siendo incapaces de finalizar los múltiples acercamientos por la frontal del área rival para que el triunfo cayera finalmente en manos de una Real Oviedo efectivo, que vuelve a ganar un derbi años después en detrimento de un Sporting que continúa hundido en la clasificación una jornada más.

VAVEL Logo