El Athletic cada vez más lejos de Europa
Iker Muniain centrando el balón en el Benito Villamarín // Foto: Athletic Club

El encuentro que enfrentaba al Real Betis Balompié contra el Athletic Club en el Benito Villamarín por la jornada 28ª de LaLiga terminaba con los tres puntos para los verdiblancos. Polémica arbitral, ocasiones y el juego al contraataque marcaron tendencia durante los 98 minutos jugados bajo el sol sevillano.

Borja Iglesias abría la lata en el minuto 20 y desde entonces no se ha movido el luminoso hasta el pitido final. Los locales dominaron durante gran parte del encuentro y los leones tuvieron unos 20 minutos de peligro, pero las ocasiones generadas no les valieron para empatar el partido. Incluso la expulsión de Fekir a falta de menos de 15 minutos no influyó en el juego del Athletic y el Betis terminó ganando con 10 jugadores en el verde.

Primera mitad

Comenzaba con peligro el Betis desde la banda derecha, una buena arrancada de Sabaly dejaba un balón franco para Borja Iglesias y el panda se animaba con un disparo que provocó la primera parada de Unai Simón. El meta vasco tuvo que estirarse para atajar un gran disparo al segundo palo del Panda. Pese a todo, el Athletic no se dejaba encerrar y la presión de los de Marcelino fue generando oportunidades en los primeros 10 minutos.

Mateu Lahoz también tuvo protagonismo en los primeros compases del encuentro. Una amarilla para Yuri Berchiche en el minuto 8 y también una posible segunda amarilla cinco minutos después calentaban el ambiente en el Benito Villamarín. Los de Pellegrini también llegaban con peligro, una gran jugada combinativa entre Juanmi y Borja Iglesias por poco terminaba en gol. El ex de la Real sociedad conectaba con el Panda que le ofrecía una gran pared y le dejaba todo el espacio del mundo para intentar batir a Unai Simón, pero el portero de la selección española se hacía grande para tapar el disparo de Juanmi.

En poco tiempo llegaba la segunda cartulina para los visitantes, Alex Berenguer se vio forzado a ejecutar una falta táctica sobre Nabil Fekir para parar la contra del centrocampista francés. Se empezaba a acelerar el juego, en este caso un gran robo de Vivian permitía jugar en largo buscando a Sancet, quien tras amagar a Miranda ponía un centro a la olla para Iñaki Williams a quien se le trastabilla la pelota forzando un saque de banda a favor de su equipo.

Y tanto que se aceleraba el juego, el propio Fekir, que retenía el balón muy cerquita del córner rival, filtraba un balón para el lateral Miranda, quién centraba al área donde se relamía el panda. Tras un testarazo de Borja Iglesias, la pelota terminaba en la red de Unai Simón, quien no podía hacer más para atajar ese disparo. El gol era una inyección de adrenalina para los locales, las tornas se giraban, el Betis era el que ejercía la presión y el Athletic se veía atosigado en la salida de balón. El bloque verdiblanco, que cada vez era más alto, pero al mismo tiempo se mantenía sólido en defensa, no hacia aguas.

En el 27 casi llegaba el empate por parte de Williams, a la contra salía el número 9 del Athletic, quien cedía el balón a De Marcos que le desdoblaba en banda derecha. El lateral vasco la ponía para su compañero, quien cabeceaba un balón que salía por línea de fondo a pocos metros del palo largo de Rui Silva.

Pellegrini consiguió desactivar a los laterales de Marcelino, ambos defensas estaban obligados a centrarse en labores defensivas reduciendo sus llegadas por banda y en consecuencia el volumen de centros al área. Por otro lado, los dos centrales, tanto Vivian como Yeray ejercían grandes acciones individuales para salvar varios centros de mucho peligro. El juego del Athletic recaía en balones largos buscando al espacio a Iñaki Williams o a Berenguer y Muniain en las bandas para generar centros peligrosos. De todas formas, las jugadas ofensivas de los visitantes aparecían a cuentagotas, lo que no facilitaba el empate en esta primera mitad.

Al verse atosigado, incluso lo intentaba desde fuera del área el capitán del Athletic, Iker Muniain, que trataba de sorprender al meta portugués del Betis desde lejos. El disparo no era malo, pero Rui Silva estaba bien colocado y lo atajaba sin mayor complicación. En los últimos cinco minutos antes de irse al túnel de vestuarios, el encuentro comenzaba a desmoronarse. Muchas idas y venidas por parte de ambos equipos al borde del descanso dejaban algunas ocasiones para los jugadores de camiseta rojiblanca, pese a todo ninguna se materializaba en el empate y todo se cerraba con un 1-0 en los primeros 45 minutos.

Segunda mitad

Con los jugadores ya en el verde para cerrar este partido, los de Pellegrini salieron a morder y a intentar aumentar la distancia en el marcador, al puro estilo Betis de esta temporada. Buen juego combinativo y velocidad con el balón, sobre todo impuesta por Fekir, los visitantes intentaban no descolgarse ejerciendo una mayor presión para obstaculizar la salida de balón del Athletic.

Casi llega el segundo gol del Betis por inmediación de una jugada completamente calcada al gol que abría la lata del partido. Sabaly que la ponía al punto de penalti donde remataba cómodamente Borja Iglesias, pero el testarazo del gallego se iba algo desviado y no encontraba puerta. Al verse tan atosigado, Marcelino decidía cambiar algunos jugadores como Yuri, con amarilla, e Iñaki Williams. Entraban Balenziaga y Nico Williams, lo que generaba una reorganización del 11 adelantando la posición de Berenguer a la dupla de ataque con Sancet.

Poco a poco los cambios iban surtiendo efecto en el verde, Iker Muniain se veía mejorado gracias a la incorporación de Berenguer a la zona de ataque y Balenziaga parecía más cómodo que Yuri Berchiche en labores defensivas. Según pasaban los minutos, los leones se sentían mucho más a gusto y con poder ofensivo en el terreno de juego y Pellegrini decidió mover ficha y quitar al autor del gol para meter a William Carvalho para buscar cerrar el encuentro.

Los últimos 15 minutos serían un completo caos, juego de idas y venidas por parte de ambos equipos, un Betis cerrado atrás para amarrar el partido y un Athletic atacando con todo para buscar al menos un punto. Incluso una roja directa para Fekir, tras agredir con una patada a Muniain, se pudo presenciar antes de escuchar el pitido final. Pese a la insistencia por la banda de Nico Williams, los balones de esa zona no lograron prosperar y tras los siete minutos de añadido el Betis cerraba el encuentro con tres puntos más y un jugador menos en el terreno de juego.

FICHA TÉCNICA

Real Betis: Rui Silva; Sabaly, Pezzella, Bartra, Miranda (Aitor Ruibal 70'); Paul (Edgar 88'), Guido Rodríguez; Canales, Fekir, Juanmi; y Borja Iglesias (William Carvalho 73').

Athletic Club: Unai Simón; De Marcos, Vivian, Yeray, Yuri (Balenziaga 58'); Álex Berenguer, Unai Vencedor (Nico Serrano 84'), Vesga (Zarraga 70'), Muniain; Sancet (Raúl García 84') e Iñaki Williams (Nico Williams 58').

Árbitro: Mateu Lahoz (valenciano). Amonestó a Yuri Berchiche, Álex Berenguer, Pezzella, Miranda, Aitor Ruibal, Nico Williams, De Marcos, Sancet, Canales. Roja directa a Fekir (80')

VAVEL Logo