El Castilla vuelve a golear al son de Arribas
Celebración Sergio Arribas I Imagen: Real Madrid

Los relojes peninsulares marcaban las 12h. y, a causa del parón de selecciones, todas las miradas de la capital y del madridismo apuntaban al Di Stéfano. Tanto es así que, incluso, Carletto quiso acercarse a ver a sus canteranos para tomar buena nota de su desempeño en el día de hoy.

Real Madrid Castilla y C. D. Badajoz volvían a verse las caras en la quinta jornada de la Primera RFEF.

Las alineaciones

Comenzando por el conjunto local, Raúl formó con un once de garantías para intentar volver a sumar de tres en la que sería su tercera victoria consecutiva en la competición liguera. Así pues, De Luis partió bajo palos; línea de cuatro para Vinicius Tobías en el lateral derecho, Rafa Marín y Carrillo como pareja de centrales, y Marvel en el lateral zurdo; en la sala de máquinas, Villar y Dotor formaron el doble pivote, escoltando a Sergio Arribas que jugó como enganche; finalmente, Peter, Noel y Álvaro Martín formaron el tridente ofensivo.

Alineación Castilla vs Badajoz I Imagen: Real Madrid
Alineación Castilla vs Badajoz I Imagen: Real Madrid

La baja de Iker Bravo hizo hueco en el once a un Noel que trataría de reivindicarse y ganarse un puesto en el filial madridista. Tal vez, junto con Noel, Álvaro Martín fue la gran novedad del once blanco. Dos futbolistas con hambre de demostrar, de tirar la puerta abajo y hacerle ver a su míster que puede contar con ellos y van a ser importantes durante la temporada.

Por su parte, el conjunto visitante salió con todo para intentar asaltar el Di Stéfano en busca de la segunda victoria del curso. Por consiguiente, Isaac Jové partió con los siguientes once futbolistas para revertir la situación tras la última derrota como locales: Kike Royo, Mariano, Carlos Cordero, Borja García, Javi Ros, Zelu, Pérez Acuña, José Mas, Adilson, Burlamaqui y Müller.

Goleada madridista en la primera parte

Los primeros 45 minutos tuvieron un dominador claro, el Castilla; sin embargo, durante el primer tramo del encuentro fue el Badajoz quién gozó de las mejores ocasiones del partido. Adilson fue, sin lugar a dudas, la gran figura del primer tiempo. El extremo izquierdo del conjunto extremeño se convirtió en la principal baza ofensiva del cuadro visitante. Encaró, dribló, regateó, dejó patente su gran velocidad y, sobre todo, mostró una gran personalidad asumiendo el protagonismo de su equipo en un escenario ni mucho menos sencillo.

A pesar de todo ello, un centro medido de Álvaro Martín al que no pudo llegar Noel supondría el primer tanto del partido para los locales. A pesar de que el punta del filial blanco no alcanzara a rematar, Dotor apareció en segunda línea para meter la bota, empujar el esférico al fondo de las mallas y, de este modo, subir el primero al luminoso.

Carlos Dotor golpeando balón I Imagen: Real Madrid
Carlos Dotor golpeando balón I Imagen: Real Madrid

Prácticamente en la primera ocasión del partido para los blancos lograron ponerse por delante en el partido, pero el Badajoz ni mucho menos se dio por vencido ni bajó los brazos. Los muchachos de Jové continuaron intentándolo y, de no ser por De Luis, muy probablemente habrían conseguido poner las tablas en el marcador.

No obstante, de poco sirvió la reacción del conjunto local, dado que pocos minutos después, un contragolpe de libro de los muchachos de Raúl culminó con la asistencia de Peter y la obra de arte de Sergio Arribas. El mago del Castilla volvió a sacar la varita mágica y se puso el sombrero para plantarse delante del guardameta pacense y picarle el balón con absoluta tranquilidad para aumentar la distancia en el luminoso. El tanto de Arribas ni mucho menos sació su hambre de gol y, al filo de la conclusión de los primeros 45 minutos, el 10 blanco realizó una gran volea para anotar el tercero y sentenciar el encuentro.

De este modo, con un Real Madrid Castilla absolutamente desatado y un Badajoz con la sensación de haber merecido muchísimo más sobre todo en los primeros minutos de juego, se llegó al final del primer tiempo.  

Segunda parte de puro trámite en el Di Stéfano

El segundo acto dio comienzo con un pequeño arreón del Badajoz. El conjunto visitante saltó con la consigna clara de intentar hacer un gol en los primeros minutos de la segunda parte para volver a meterse en el partido. 

Sin embargo, el paso de los minutos hizo que la intensidad fuera decayendo por momentos. Ambos equipos eran conscientes de que el choque había quedado visto para sentencia en los primeros 45 minutos. Así pues, Raúl aprovechó para dar minutos a los menos habituales y, por consiguiente, dar descanso a los futbolistas con más carga física

Por parte del Badajoz, Adilson volvió a ser quién tomó la iniciativa e intentó liderar a su equipo hacia una remontada que pintaba prácticamente imposible. No obstante, su papel protagonista en el encuentro fue diluyéndose conforme el partido iba llegando a su fin. 

Para sorpresa de todos, en el minuto 89, un error de Theo en el área propia hizo que el francés cometiera penalti sobre uno de los futbolistas visitantes. Zelu asumió la responsabilidad de la pena máxima y no titubeó para batir a De Luis y marcar el gol de la honra en el último minuto del tiempo reglamentario. 

Así pues, los tres pitidos finales del colegiado dieron por concluido el encuentro y confirmaron la victoria para el filial madridista que, con esta, encadena tres victorias consecutivas y se mete por completo en la lucha por las primeras plazas de la competición.

VAVEL Logo