Tras el empate ante el Rayo en Balaídos, los de Giráldez afrontan un final de temporada complicado. Rivales de nivel, salidas complicadas y el descenso asomando la cabeza. Ahora mismo solo 2 puntos distancian a gallegos y andaluces.

  • Parón y visita al Villamarín

La final de la Copa del Rey obliga al equipo vigués a echar el freno de mano, otra vez. Tras la victoria a Sevilla, el parón internacional ya frenó la dinámica positiva. Las diferencias entre ambos partidos fueron notables. Ahora será un Athletic de Bilbao vs RCD Mallorca el que obliga a LaLiga a frenar su actividad. 

Tras ello, espera el Betis. En el Villamarín. Los andaluces no llegan en un buen momento de forma ya que son 4 derrotas consecutivas (Atlético de Madrid, Villareal, Rayo Vallecano y Girona).

Jugadores del Girona celebrando la victoria ante el Betis (LaLiga)
Jugadores del Girona celebrando la victoria ante el Betis (LaLiga)

Los de Pellegrini son un mar de dudas. El técnico argentino no encuentra la tecla para poder juntar a todos sus jugones y encontrar el equilibrio. En el apartado defensivo, desde la Copa África, el Pezzella-Chadi Riad bajó el rendimiento. Guido está volviendo y Cardoso está desapareciendo. Los goles ya no caen tan fácilmente. Además, Isco aun se está poniendo a tono pero no está casando con Fekir. Lo que dificulta el juego y el equilibrio de los verdiblancos. Este parón les da vida, ya que tendrán una semana más para volver a encontrarse.

  • Un abril importante para sacar ventaja

Durante este mes, el Celta jugará 3 partidos con rivales, a priori, asequibles. Después del Villamarín, recibirán a Las Palmas. Los canarios están bajando el espectacular rendimiento que ofrecieron al comienzo de la temporada. En los últimos 9 partidos, solo han conseguido la victoria ante el Valencia, hace ya 6 jornadas. Además, en el partido de ida, los celestes ya consiguieron hacerles daño. Se saldó con victoria canaria en los últimos minutos, precedido de una gran polémica tras invalidar un gol a Larsen.

En el último partido del mes, visitarán Mendizorroza. Un campo siempre complicado. Sin embargo, los de Luis García Plaza también traen una mala dinámica con una victoria en las últimas 8 jornadas, ante el Rayo en Mendizorroza, precisamente. Tras un buen comienzo de temporada, los babazorros están bajando posiciones en la tabla, acercándose al descenso. Aunque lo ven desde una zona segura (+7 sobre el Cádiz y +4 sobre el propio Celta). Aun así, no se pueden despistar y el partido ante los vigueses puede ser clave para finiquitar su temporada.

  • La cuesta de mayo: rivales de la parte alta

Es fundamental sacar muchos puntos en las tres jornadas siguientes. A partir de ahí, los celestes se enfrentarán a rivales que pugnan por puestos europeos, salvo el Granada que puede estar ya desahuciado. 

En Balaídos se recibirá a un Villareal en línea ascendente y pugnando por un puesto de Conference o Europa League, un Athletic en plena lucha por la Champions y cerrará la temporada ante el Valencia que puede estar sin opciones europeas. Tres rivales complicados para jugarse algo ante ellos.

Las visitas no se quedan cortas. El Civitas Metropolitano con un Atleti intentando colarse en Champions, precisamente ante el Athletic. Y, por último, Los Cármenes, que siempre trae malos recuerdos tras aquella tanda de penaltis. Aun así, los andaluces podrían llegar sin esperanzas por la salvación.

Destacar 3 jornadas de especial dificultad. Los vigueses se deberán ¡¡. Tres partidos que pueden dejar muy tocado al equipo o que sean un soplo de aire fresco.