Un hat-trick más de tres años después

Borja Viguera fue el último jugador del Deportivo Alavés en marcar tres goles en un partido. Fue en Sabadell, más de tres años antes del logrado por Ibai en Girona.

Un hat-trick más de tres años después
Viguera logró un triplete en Sabadell  |  Fotografía: LFP

Ibai Gómez fue el protagonista absoluto de la épica victoria del Deportivo Alavés en Girona. El centrocampista babazorro marcó los tres goles del equipo, que sirvieron para remontar un 2-0 en contra y para permitir que el Alavés sume su tercera victoria en Liga. Abelardo se estrenó con victoria en el banquillo babazorro.

Es la primera vez que el extremo de Santutxu marca un triplete en un partido desde que es profesional. Tampoco es algo habitual en Vitoria que un jugador logre un hat-trick. En casi cien años de historia sólo un puñado de jugadores han logrado marcar tres goles en un mismo partido. 

El anterior en lograrlo fue el último gran goleador del Deportivo Alavés: Borja Viguera. El delantero riojano marcó 47 goles en las dos temporadas que defendió la camiseta albiazul. Tres de ellos llegaron en el mismo partido. Fue en el mes de febrero de 2014 en Sabadell. Era la jornada 25 de Liga y los babazorros vencieron por un cómodo 0-4. El primer gol lo marcó en el 1, y el segundo llegó diez minutos después. En el 83, con 0-3 ya en el marcador y el Sabadell con nueve, llegó el tercero de Viguera. 

Para encontrar el último hat-trick que marcó el Alavés en Primera hay que remontarse a comienzos de la temporada 2005-2006. El encargado de lograrlo fue el brasileño Nenê, aunque sus tres goles no sirvieron para que los babazorros puntuara, pues el Getafe se llevó la victoria por 3-4. El extremo brasileño inauguró el marcador de penalti, y puso el 2-1 en el minuto 12. Con dos goles de Riki los azulones se ponían por delante, y poco después del descanso Pernía sentenciaba. Nenê marcaba el definitivo 3-4 en el minuto 66, otra vez desde los once metros.

Jito y Rubén Navarro

En el siglo XXI sólo otros dos jugadores han conseguido llevarse el balón a casa después de marcar tres goles en el mismo partido: Rubén Navarro y Jito. El primero, además, lo hizo en dos ocasiones, en Segunda División y el Copa del Rey. Jito lo hizo en Segunda División B.

Rubén Navarro logró ambos tripletes en el año 2004. El primero fue en el mes de enero, en la ida de los cuartos de final de la Copa del Rey. El Deportivo Alavés derrotó por 4-2 al Celta de Vigo en Mendizorrotza. Se adelantó el cuadro gallego por medio de Pinilla, pero Navarro llevó el partido al descanso con 2-1 en el marcador. Su tercer gol fue en el minuto 51, dos después de que Pinilla empatara el duelo. Magno cerró el marcador tres minutos después.

Su segundo hat-trick fue en el mes de septiembre, a comienzos de la temporada 2004-2005. En la jornada 4 el Deportivo Alavés viajaba a Murcia. Se llevó la victoria con un contundente 1-5. El partido comenzó bien, con gol de Nenê en el minuto 2. Richi empató en el 9, pero Rubén Navarro encarriló el duelo con goles en el minuto 15 y el 30. Su tercer gol llegó al poco de comenzar la segunda mitad. Thiaw sentenció en el 85. 

Jito fue el otro albiazul que logró marcar un hat-trick vistiendo de albiazul. Fue en la temporada 2010-2011, en la jornada 31 de Liga, en Segunda B. El Deportivo Alavés logró vencer por 7-1, siendo un auténtico vendaval ofensivo. El delantero catalán fue el máximo goleador albiazul del partido. Marcó sus tres tantos en la primera mitad. Abrió el marcador en el 9. Su segundo gol fue en el 35 de penalti, y el tercero en el 42, al borde del descanso. Ederra recortó distancia en el 61, pero diez excelentes minutos finales, con goles de Esparza, Malón y Rico puso el 7-1 definitivo. En el 66 marcó Carlos Indiano. 

Jito celebra uno de sus goles en la 2011-2012  |  Fotografía: Deportivo Alavés
Jito celebra uno de sus goles en la 2011-2012 | Fotografía: Deportivo Alavés

Otros cinco en Primera

Pero encontrar más antecedentes de hat-tricks en Primera División hay que remontarse a hace más de medio siglo. En las temporadas 1954-1955 y 1955-1956 se produjeron sendos tripletes, con Primi y Echániz como protagonistas, respectivamente. 

El primero tuvo lugar en diciembre de 1954, en el Estadio de Mendizorrotza. El Deportivo Alavés derrotó por 4-1 a la UD Las Palmas. El guipuzcoano Primi, en su tercera temporada como albiazul, lograba abrir el marcador en el minuto 10. El visitante Vázquez empataba un minuto después. Echeandía ponía el segundo, y ya en la segunda mitad Primi marcaba el segundo y tercero de su cuenta particular. En octubre de 1995 fue Echániz el autor del triplete. El partido de la jornada 4 contra el Murcia acabó 5-2, y dos de los goles del centrocampista fueron clave para empatar el partido. Ucelay, con un doblete, sentenció el partido, y Echaniz marcó su tercer tanto casi al final del duelo.

En la década de 1930 también se produjeron otros tres hat-tricks, dos de ellos con el mismo jugador como protagonista. El primero fue en diciembre de 1930, en la primera temporada del Deportivo Alavés en la élite. Olivares marcaba frente al Arenas de Getxo los tres tantos que daban a los albiazules su primera victoria en la élite. En la siguiente jornada volvía a lograr un hat-trick, esta vez frente al Espanyol. Su primer tanto era al poco de comenzar la segunda mitad. Lecue marcaba el segundo en el 52, y poco después Juvé recortaba distancias. En los últimos veinte minutos de partido Olivares marcaba dos tantos que cerraban el partido.

En la jornada inaugural de la temporada 1932-1933 el Alavés derrotaba por 8-2 al Racing de Santander. Albéniz e Irureta marcaban sendos dobletes, pero fue Urretavizcaya, fichado del Real Madrid, el que se llevó el balón a casa. Sus goles en el 14, 30 y 79 sirvieron para asegurar la victoria para el Deportivo Alavés.

Este lunes Ibai Gómez se unió a Primi, Echániz, Olivares, Urretavizcaya y Nenê en la exclusiva lista de albiazules que han marcado tres goles en un mismo partido en Primera División. Tres goles del de Santutxu que, además, sirvieron para que el Alavés sumara una victoria clave en su lucha por la permanencia. 

Primi, abajo en el centro, en la 1954-1955  |  Fotografía: Glorioso.net
Primi, abajo en el centro, en la 1954-1955 | Fotografía: Glorioso.net