Vuela alto, líder

El Atlético defenderá la primera posición de la LaLiga ante el Granada por primera vez desde aquel histórico 17 de mayo de 2014, donde empató en el Camp Nou.

Vuela alto, líder
Gabi celebra la Liga lograda el 17 de mayo de 2014, la última vez que el Atlético fue líder | Foto: A.G. - ATM

Disputadas las primeras siete jornadas de la competición doméstica, el Atlético de Madrid defenderá liderato de cara a esta octava fecha. Con la victoria en Mestalla, y el empate y la derrota de Real Madrid y Barcelona respectivamente, el club rojiblanco vuelve a mirar a todos los equipos por el retrovisor más de dos años después.

Precisamente, la última vez que la escuadra de Simeone terminó una jornada en lo más alto de la clasificación fue el 17 de mayo de 2014, tras empatar a un gol en el Camp Nou y añadir así su décimo trofeo liguero a sus vitrinas. Desde ese partido, han transcurrido ya 882 días en los que los colchoneros han soñado con repetir aquella gesta histórica, pero no han logrado volver a situarse por encima de todos.

El liderato se hizo de rogar

Durante aquella temporada, a orillas del Manzanares se celebró en tres ocasiones su asalto al primer lugar de la tabla. La primera fue en la jornada 4, cuando el Atlético venció por 4-2 a la UD Almería. Sin embargo, la alegría duró poco, porque a pesar de que la escuadra de Simeone no se dejó puntos hasta la novena fecha, el Barcelona no le permitió durar más de un encuentro al frente de la clasificación al superar al club madrileño por la diferencia de goles.

Ya en la segunda vuelta, los indios volvieron a liderar la Liga. Sucedió en la jornada vigésimosegunda, después de que los culés se viesen sorprendidos en casa por un atrevido Valencia que les derrotó por 2-3 y los vecinos de la Castellana no pudieran pasar del empate a uno frente al Athletic Club a domicilio. Este liderato tuvo además un sabor especial, ya que ocurrió en el partido homenaje a Luis Aragonés tras su fallecimiento el día anterior. El Sabio de Hortaleza echó una mano desde ahí arriba para que el club de sus amores goleara por 4-0 a la Real Sociedad. El Atleti aguantó de nuevo solo una semana en lo más alto, porque en la jornada 23 sucumbió por 2-0 a manos del Almería.

No fue hasta la jornada 29 cuando los rojiblancos se agarraron al liderato y ya no lo soltaron. La victoria por 0-2 frente al Real Betis en el Benito Villamarín y el 3-4 favorable al FC Barcelona en el Clásico provocaron que los colchoneros volvieran a ser líderes y, pese a unas últimas jornadas de infarto, el final ya lo conocen: el Atlético de Madrid se proclamó campeón de Liga por décima vez en su historia.

882 días después

En la comparación con aquella histórica temporada, el Atlético del presente sale perdiendo: en la jornada 7, aquel equipo había firmado un pleno de victorias, mientras que en la presente campaña solo han podido lograr cuatro victorias y tres empates. Además, la plantilla de la 2013-14 había anotado cinco goles más que la actual, aunque había recibido tres dianas más en su contra. No obstante, también los rivales se han ido dejando puntos, lo que permite a los atléticos estar arriba del todo.

En vista de todo ello, el precedente no puede ser mejor, pero no se puede vivir de la historia. Para igualar a aquel Atleti hay que realizar una temporada perfecta. Las primeras piedras están dispuestas, aunque falta un largo camino por recorrer. Mientras tanto, toca disfrutar del liderato; nunca se sabe cuándo volverá a ocurrir, tal vez dentro de otros dos años, tal vez en la última jornada de esta Liga.