Un impetuoso Tenerife no pasa del empate en Villa Isabel (1-1)

El conjunto visitante no fue capaz de imponerse al cuadro sureño, pese a la gran cantidad de ocasiones de las que gozó en la segunda mitad. Alberto adelantó al Tenerife, pero Dani Carballo -ex blanquiazul- empató para el Ibarra en la reanudación. Lucas Aveldaño debutó de la mano de José Luis Martí.

Un impetuoso Tenerife no pasa del empate en Villa Isabel (1-1)
Alberto Jiménez celebra el tanto que consiguió en el sur de la Isla. Fuente: clubdeportivotenerife.es
UD Ibarra
1 1
CD Tenerife

Se presentó el CD Tenerife en el aronero pueblo de El Fraile para disputar su cuarto encuentro de pretemporada ante un equipo de la Tercera División del grupo canario. Como viene siendo habitual en cada verano desde hace ya varios años, la UD Ibarra fue la anfitriona de honor de la visita de la entidad presidida por Miguel Concepción al campo de Villa Isabel.

José Luis Martí dispuso, en su once inicial, una combinación de teóricos titulares con varios futbolistas de la cantera: Carlos Abad; Camille, Brian Torres, Alberto Jiménez, Raúl Cámara; Bryan Acosta, Javi Alonso; Nadjib, Juan Carlos Real, Faridi Mussa; y Juan Villar.

Los primeros compases del partido fueron muy poco cómodos para el Tenerife. El Ibarra adelantó sus líneas y presionaba muy bien la salida de balón de los tinerfeñistas. Tampoco se arrugó el cuadro sureño a la hora de mover el esférico: por momentos le arrebató la posesión al conjunto visitante e incluso tuvo algún que otro acercamiento peligroso. Las llegadas con mayor peligro de los blanquiazules pasaban siempre por las botas de Juan Villar, aunque en esta ocasión no tuvo fortuna de cara a portería.

El primer susto llegó en el minuto 20, producto de la intensa presión que ejercía el Ibarra. La delantera local provocó un error en la elaboración del juego tinerfeñista en su propia área y el balón, repelido hacia la frontal, fue recogido por un jugador blanquillo. El disparo de éste golpeó en el palo de la portería defendida por Carlos Abad.

Sin duda, la nota más positiva de la primera mitad fue Bryan Acosta. El futbolista hondureño robó innumerables balones y además se sumaba al ataque con frecuencia, haciendo gala de su gran poderío físico.

La escasa profundidad lograda por Nadjib en la banda derecha condujo a la permuta del costado con su homólogo en la izquierda, Mussa. A partir de entonces, el Tenerife consiguió alguna que otra internada por ese costado que jamás terminaría en gol.

Alberto inauguró el marcador de cabeza, tras un saque de falta de Juan Carlos Real (min. 35). Pese a la igualdad de fuerzas en la que se encontraba el choque, el central majorero fue capaz de desnivelar la contienda con un soberbio remate con la testa ante el que no pudo intervenir el guardameta local. Acto seguido, Juan Villar estuvo a punto de hacer el 0-2, pero su envío se marchó ligeramente a la derecha de la portería.

El futbolista onubense fue protagonista a dos minutos de descanso por una nueva ocasión, producto de un saque de córner tras el que el delantero andaluz ejecutó una gran volea en el pico del área. De nuevo, el portero de la UD Ibarra, desbarató el peligro.

En la segunda parte, el técnico balear introdujo algunos cambios, alineando a Dani Hernández; Iñaki, Aveldaño, Fede Olivera, Luis Pérez; Bryan Acosta, Bolaños; Tayron, Víctor Casadesús, Suso Santana; y Brian Martín.

En esta segunda mitad casi todas las acciones de ataque visitantes llegaron por el carril izquierdo. La tendencia de Tayron de descolgarse hacia el centro dejaba toda una banda libre para las subidas de Iñaki Sáenz. En una de esas internadas nació una clara ocasión para Brian Martín, que tras un pase de la muerte no acierta a batir a Adrián (min. 50). El joven delantero de la cantera blanquiazul estuvo algo desacertado de cara a portería, pero aún así mostró buenas maneras y generó peligro en todo momento.

Apenas cinco minutos después, el guardameta sureño evitó el gol en una doble intervención a sendos disparos de Martín y Casadesús. El futbolista balear volvió a destilar calidad y continuó dejando patente la categoría en la que tantas temporadas ha militado. Así, pasado el minuto 70 probó suerte desde fuera del área con un disparo que casi se introduce en la escuadra.

La réplica por parte de la UD Ibarra llegó a 10 minutos de la conclusión del encuentro, cuando Dani Carballo probó fortuna disparando a puerta y su lanzamiento impactó en Iñaki, despistando a Dani Hernández y penetrando la portería del Tenerife. El 1-1 campeaba en el marcador, cuando los visitantes podían haber llegado al tramo final del encuentro con una renta mucho mayor.

La ocasión más clara en este final del partido llegó en la cabeza de Fede Olivera (min. 85) que nuevamente, el cancerbero local rechazó para impedir el triunfo chicharrero. Con empate a un gol el colegiado dio por finalizado el partido y el Tenerife suma su cuarto encuentro de pretemporada sin conocer la derrota, con dos empates y dos triunfos en su haber.


Share on Facebook