Un Celta contra las cuerdas

Un error en la marca en un saque de esquina botado en el minuto 81 condena al Celta de Vigo, que ya no depende de sí mismo para estar en la siguiente fase de la Europa League.

Un Celta contra las cuerdas
El Celta contra las cuerdas. Foto: RC Celta
Celta de Vigo
1 1
Standard de Liège
Celta de Vigo : Rubén; Hugo Mallo, Cabral, Roncaglia, Jonny (Sergi Gómez, MIN. 83); Pablo Hernández, Marcelo Díaz (Radoja, MIN.61), Was (Rossi, MIN.85); Pione Sisto, Iago Aspas y Guidetti.
Standard de Liège: Hubert; Fai, Scholz, Laifis, Andrade; Trebel Cisse, Junior (Mbenza, MIN.62), Raman (Badibanga, MIN.89); Oralando Sá y Belfodil.
MARCADOR: 1-0, IAGO ASPAS (MIN.8), 1-1, K. LAIFIS (MIN. 81).
ÁRBITRO: B. BASTIEN, AMONESTÓ A ORLANDO SÁ, BELFODIL, FAI, LAIFIS, Y DOBLE AMARILLA A IAGO ASPAS, CON LA POSTERIOR ROJA.
INCIDENCIAS: ENCUENTRO CORRESPONDIENTE A LA FASE DE GRUPOS DE LA EUROPA LEAGUE, DISPUTADO EN BALAÍDOS.

El Celta de Vigo sabía lo que se jugaba ante el equipo belga. El encuentro entre el Celta de Vigo y el Standard de Liège estaba marcado en el calendario de la afición, al igual que en el de Edurdo Berizzo. El técnico argentino era consciente que el conjunto celeste se jugaba en Balaídos gran parte de sus aspiraciones de estar en la siguiente fase de la Europa League, ya que el combinado belga se encontraba con seis puntos segundo en la clasificación, los mismos puntos que los gallegos que están un puesto por debajo.

Sabedor de la dificultad del encuentro, Berizzo ha alineado un once que no se corresponde al que venía jugando habitualmente en esta competición. Los once elegidos finalmente han sido Rubén; Hugo Mallo, Cabral, Roncaglia, Jonny; Pablo Hernández, Marcelo Díaz, Was; Pione Sisto, Iago Aspas y Guidetti. Habituales en la competición como Rossi, Bongonda y Radoja se han quedado en la banqueta.

El Celta de Vigo arrancó el partido ante el combinado belga de la mejor forma posible, con un tanto de Iago Aspas, su jugador referencia, en el minuto 8 de la primera mitad. El gol del delantero de Moaña aportó confianza y seguridad al equipo de Balaídos, que ha dominado el encuentro en prácticamente todas las facetas del juego. Todas excepto una. El balón parado sigue provocándoles dolores de cabeza, y en este caso podría tener consecuencias directas. El tanto de Laifis en el minuto 81 ha llegado a raíz de un saque de esquina que ha dejado parados a los jugadores celestes, que han dejado libre de marca al central del equipo belga, que solamente ha tenido que dirigir el balón al fondo de la red.

El tanto encajado ha dejado muy tocado al equipo gallego, que ya se veía como segundo clasificado del grupo y en la siguiente fase. En los últimos minutos han llegado las protestas, e Iago Aspas se ha dejado llevar por su carácter y el árbitro le ha mostrado la cartulina roja. El Celta de Vigo ya no depende de sí mismo, pero en el último encuentro de la fase de grupos que jugará ante el Panathinaikos en Grecia no podrá contar con el goleador del día de hoy.

Con cinco partidos disputados, a falta de uno para que finalice la fase de grupos, el Grupo G queda de la siguiente forma. El Ajax es primero en solitario con 13 puntos y ninguna derrota, seguido del Standard de Liège y el Celta con seis puntos. Cierra el grupo el próximo rival del conjunto celeste, el Panathinaikos con solo uno punto en su casillero.

El empate a uno deja contra las cuerdas a los de Eduardo Berizzo, ya que el Celta de Vigo depende de lo que pase en la última jornada. El Standard de Liège lo tiene todo a su favor, ya que dependen de ellos mismos y juegan el último partido en Bélgica, eso sí, el inconveniente es que se enfrentan al invicto Ajax de Ámsterdam. El Celta de Vigo tendrá que ir a tierras griegas a llevarse los tres puntos y sumar el máximo posible de goles, ya que lo que diferencia al conjunto belga del español es la diferencia de goles. Los belgas llevan un balance de siete goles a favor y cinco en contra, por lo que suman dos tantos en positivo. Mientras que el Celta de Vigo ha sumado ocho goles, pero ha encajado siete, por lo que el balance positivo es solo de un tanto. El próximo jueves 8 de diciembre conoceremos si el Celta de Vigo pasa a los dieciseisavos de final de la Europa League.