Víctor Sánchez del Amo se enfrenta a su exequipo

El entrenador verdiblanco afronta su primer partido como rival del conjunto gallego tras su marcha del club.

Víctor Sánchez del Amo se enfrenta a su exequipo
Víctor Sánchez del Amo. Imagen: Juan Ignacio Lechuga (VAVEL)

Víctor Sánchez del Amo y el Deportivo de La Coruña se vuelven a ver las caras. El técnico es el nuevo director del banquillo del Real Betis Balompié, el próximo rival de los de Gaizka Garitano en la competición de Copa del Rey. Será sin duda un encuentro especial para el de Madrid por todos los momentos vividos en la ciudad herculina.

Jugador del SuperDepor

Víctor comenzó su andadura en las filas blanquiazules como jugador. El futbolista llegó a A Coruña procedente del Real Madrid en el 1999. En el club deportivista se quedó durante las siete siguientes temporadas como defensor de la elástica del Dépor. En el conjunto blanquiazul logra grandes hitos tales como la consecución de una Liga, una Copa del Rey y dos Supercopas. Uno de los hechos que más destacan en su paso por el club fue su hattrick anotado en Balaídos en el histórico cero a cinco frente al eterno rival. Sánchez del Amo participó también en competiciones internacionales en el club herculino, las cuales le ayudaron a llegar a los 43 tantos como jugador del Deportivo en sus siete años como militante de sus filas.

Dos veces salvador blanquiazul

Además de las alegrías dadas a la afición herculina como jugador, Víctor volvió a A Coruña para seguir haciéndolo como técnico. Su regreso se produjo el 9 de abril de 2015 como nuevo entrenador del conjunto blanquiazul. La situación en la que llegaba era difícil ya que sólo faltaban ocho jornadas para que finalizara la competición doméstica y los números no daban lugar al optimismo de cara a la salvación. A pesar del poco margen de maniobra, el madrileño consiguió que el equipo llegase a la última jornada de la temporada dependiendo únicamente de sí mismo. El rival era el FC Barcelona y un solo punto le bastaba para salvar al conjunto. Difícil, pero no imposible. Tan poco imposible que Víctor llamó a la épica para conseguir una salvación blanquiazul que pasará a la historia. El Deportivo certificó su permanencia un año más en Primera División de la mano del técnico en casa del campeón del alirón.

Su buen hacer el año de su llegada, hizo que su contrato fuese renovado de cara a las próximas temporadas. La temporada 2015/16 la comienza leyendo a la perfección la mayoría de los partidos de la primera vuelta a pesar de su escasa experiencia como entrenador. El equipo pierde únicamente cinco de los primeros veinticinco encuentros, por lo que acaba la primera vuelta entre los diez primeros equipos en la tabla de clasificación. Además, consiguió buenos resultados ante grandes rivales como los empates frente al FC Barcelona, Atlético de Madrid y Sevilla y la victoria en el derbi gallego por dos goles a cero en Riazor contra el Celta de Vigo, el eterno rival. Víctor parecía haber devuelto la ilusión y hacer soñar a la afición blanquiazul, la cual estaba acostumbrada a sufrir con el equipo en las anteriores temporadas. Tal es así, que fue reconocido por La Liga como mejor entrenador de la primera vuelta.

Sin embargo, en la segunda mitad de la competición todo cambió. Los egos del vestuario dieron lugar a un mal ambiente entre la plantilla. Esto se vio reflejado en los resultados, pero Víctor fue quien de ser de nuevo un salvador y conseguir una nueva permanencia en el Madrigal a falta de una jornada para finalizar la competición. Pero todo explotó una vez certificada la salvación y Sánchez del Amo fue el primero en caer del equipo. Dos salvaciones que dan como resultado una destitución. Una 'recompensa' sin duda inmerecida.

Nuevo reto como entrenador del Betis

Víctor como técnico del Betis en el partido contra la UD Las Palmas. Imagen: Real Betis Balompié
Víctor como técnico del Betis en el partido contra la UD Las Palmas. Imagen: Real Betis Balompié

Víctor Sánchez es el nuevo técnico del club verdiblanco. Únicamente lleva dos jornadas de competición en las que ha conseguido una victoria y una derrota. La primera fue ante Las Palmas, con una victoria sobre los de Quique Setién por dos a cero en la que logró devolver la confianza a la afición verdiblanca. Pero el pasado viernes, Víctor conoció lo que es la derrota como entrenador del Betis contra el Eibar, ante el que perdió por tres goles a uno en Ipurúa. Tras estos resultados y los cosechados por Poyet las primeras once jornadas, el equipo andaluz se encuentra en la posición número catorce de la tabla de clasificación con 14 puntos, cuatro más que el Deportivo de Gaizka Garitano y tres puestos por encima. El próximo martes, Víctor vuelve a ver en el verde al escudo que defendió durante nueve años, pero esta vez como rival en Copa del Rey. Un partido sin duda bonito de ver.