El Eibar rescata un punto con nueve jugadores

Los armeros dominaron, sobre todo en los primeros instantes, pero fueron los visitantes quienes se adelantaron con un gol de Vietto a la contra. Antes del descanso Yoel fue expulsado por una acción similar a la de Riesgo la semana pasada. En la segunda mitad, sin tanto dominio, los de casa igualaron con un tanto de Pedro León que hizo justicia. Dani García también fue expulsado en los últimos instantes. 7 puntos para el cuadro de Mendilibar, que entre semana visitará al Málaga.

El Eibar rescata un punto con nueve jugadores
Foto: La Liga.
Eibar
1 1
Sevilla
Eibar: Yoel; Capa, Lejeune, Gálvez, Luna; Dani García, Fran Rico, Pedro León (Escalante, min. 89), Bebé (Areitio, min. 45), Sergi Enrich y Kike García (Rubén Peña, min. 61).
Sevilla: Sirigu; Mercado, Rami (Escudero, min. 14), Carriço (Iborra, min. 48), Kolo; Kranevitter, Kiyotake, Ganso, Ben Yedder (Vitolo, min. 46), Correa y Vietto.
MARCADOR: 0-1, min. 27, Vietto. 1-1, min. 62, Pedro León.
ÁRBITRO: Alfonso Álvarez. Amonestó al local Capa y al visitante Correa. Expulsó a los locales Yoel y Dani García.
INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la 4ª jornada de la Liga BBVA disputado en Ipurua.

La Sociedad Deportiva Eibar logró un punto más que valioso con nueve jugadores al empatar 1-1 ante un Sevilla que se adelantó en el marcador por medio de un gol de Vietto antes de la hora de juego. Tirando de casta y orgullo, los de casa, que sufrieron la expulsión de Yoel Rodríguez al borde del descanso, lograron igualar la contienda en la segunda mitad con un tanto que fue obra de Pedro León. Los de José Luis Mendilibar, fiel a su estilo, lograron rescatar un punto y mantener la buena racha de las últimas dos jornadas, mientras los hispalenses, que todavía no conocen la derrota en Liga, continúan sin vencer lejos del Sánchez Pizjuán y dejaron escapar una gran oportunidad para seguir sumando puntos en la parte alta de la tabla.

Los primeros minutos fueron de tanteo entre ambos equipos. La primera ocasión la tuvo Ganso nada más comenzar con un disparo de falta que atrapó Yoel al lado del poste. Poco a poro el conjunto eibarrés cogió la manija del choque y antes del minuto diez ya probó fortuna con un disparo de Kike García que detuvo Sirigu, hoy titular en el equipo de Sampaoli, que realizó nada menos que siete cambios respecto al partido de Champions League disputado entre semana ante la Juventus. En los de casa, en cambio, tan sólo fueron tres las variantes, una de ellas el propio Yoel, que reemplazó en la portería a Riesgo, expulsado el pasado fin de semana en Granada.

Rami, lesionado al empezar

Apenas se habían disputado más de diez minutos cuando llegó el primer contratiempo para el cuadro sevillano. Rami no podía continuar al caer lesionado y entraba Escudero en su lugar, lo que recomponía la defensa andaluza. Pasaron los minutos y a partir de entonces el Eibar se hizo dueño del partido. Dominaba la posesión y atacaba constantemente la meta de Sirigu, pero sin precisión. En un error del Sevilla al sacar la pelota los locales tuvieron cerca el tanto con un disparo lejano, pero la zaga pudo despejar el esférico antes de que llegara al fondo de la red para abrir la lata en el marcador.

El dominio era guipuzcoano, pero quien perdona acaba pagando. Kranevitter recuperó el balón, se la cedió a Kiyokate, que metió un pase espectacular para Vietto, que paró el cuero y remató con la puntera para batir a Yoel y poner el 0-1 en Ipurua. Ejecución difícil pero fantástica de argentino, que volvía a ver puerta para adelantar a los suyos y dejar en nada el dominio del equipo de Mendilibar antes de la media hora de juego (minuto 27). A pesar del tanto recibido, el Eibar continuaba siendo el dueño del encuentro, aunque no llegaba con claridad a la meta visitante para obtener el empate. En el minuto 43 un centro de Capa desde la derecha tuvo como rematador a Pedro León, pero su lanzamiento se marchó desviado tras tocar en un defensa.

Yoel fue expulsado en una acción similar a la de Riesgo en GranadaEntonces llegó el momento en el que cambió el partido. Nada más llegar al minuto 45 el Sevilla volvió a contragolpear a los de casa. Esta vez fue Correa quien recibió en carrera cuando Yoel derribó al atacante del cuadro andaluz, por lo que el colegiado decidió expulsar al guardameta con roja directa. Expulsión muy parecida a la que sufrió Riesgo hace una semana en Granada y que dejó con diez jugadores a los de casa para toda la segunda mitad. La falta, posteriormente lanzada por el goleador Vietto, se marchó arriba, dando por finalizada la primera mitad entre silbidos de los aficionados al colegiado.

Arrancó el segundo tiempo y con ello el segundo cambio por parte de Sampaoli: Vitolo entraba en lugar de un Ben Yedder que apenas tuvo participación en la primera parte del choque. No hay dos sin tres y el técnico se vio obligado a agotar sus sustituciones en el minuto 48. Carriço, al igual que Rami, cayó lesionado, por lo que tuvo que entrar en su lugar Iborra, lo que obligó, una vez más, a reconvertir la zaga visitante en apenas 50 minutos de juego en Ipurua. Con uno menos el Eibar no lograba tener tanto dominio, aunque esperaba su oportunidad para poder empatar el partido.

Pedro León igualó el choque

Sin embargo, la claridad de ideas se reducía en los pupilos de Mendilibar. Con disparos lejanos, como el de Capa en el minuto 62 que se marchó arriba, era difícil superar la zaga sevillana, que controlaba con más templaza el partido gracias a que jugaba con superioridad númerica. Pero en el minuto 64 igualaron la contienda los de casa. El Eibar recuperó el esférico en campo contrario, Luna colgó el balón desde la izquierda y Pedro León, obrando como '9' dentro del área, controló la pelota y marcó con la izquierda para empatar el partido y alegrar a los aficionados de Ipurua bajo la lluvia. El marcador reflejaba un justo empate a uno a media hora de finalizar el choque.

El empate dio tranquilidad a un Mendilibar que ya había sido anteriormente expulsado y vivía con intensidad el juego de su equipo desde la grada. El Eibar no se volvió loco para buscar la victoria y el Sevilla, que en la segunda parte con el resultado a favor salió más a aguantar que a sentenciar, tampoco lograba tener ocasiones en la meta defendida por Areitio, que debutaba en Primera División por la expulsión de Yoel. En el minuto 80 Pedro León, autor del empate, reclamó un penalti inexistente al que siguió un disparo lejano que se marchó arriba.

Faltaban diez minutos y los visitantes tuvieron la ocasión más clara para llevarse el partido. Desde el saque de banda recibió Vitolo, que puso un centro raso, fuerte y veloz desde la derecha que pasó por el área pequeña hasta llegar a Vietto, que con todo a favor, y con la portería libre, la envió fuera, muy cerca del palo. En la siguiente jugada el propio Vietto, tras un rebote de un balón que lanzó Areitio, causó inquietud en las gradas, pero el esférico se marchó arriba. 

El Eibar aguantó con nueve los últimos minutos del encuentroA cinco minutos del final, y con el empate como justo para ambos conjuntos, llegó otra tarjeta roja para el equipo local. Dani García derribó a Vietto, que había lanzado el contragolpe, y el colegiado decidió expulsarlo sin pensárselo dos veces. La grada volvió a mostrar su desacuerdo, pero el Eibar se quedaba con nueve jugadores en el minuto 86. De hecho, en la posterior falta Mercado, que remató de espaldas a portería, tuvo cerca el 1-2, pero Areitio atrapó el cuero. En el minuto 90 los visitantes, ya con dos jugadores más, volvieron a tener la oportunidad de certificar el triunfo, pero el remate picado de Ganso, tras un balón colgado al área, se marchó a la izquierda de la portería.

La Sociedad Deportiva Eibar aguantó como pudo, con nueve jugadores, los últimos minutos ante un Sevilla que ni en la primera parte ni en la segunda hizo grandes méritos para llevarse los tres puntos de Ipurua. Un nuevo punto que suman los de Ipurua, que se afianzan con 7 puntos en el primer partido de tres jornadas que disputarán esta semana. Los visitantes no han perdido en Liga, con lo que suman 8 puntos de los 12 primeros posibles. El próximo envite armero será el martes (20:00 horas) ante un Málaga que en el principio de temporada ha dejado más dudas que certezas tanto en juego como en resultados.