La RFEF amplía la sanción a Mendilibar

El técnico vasco ha sido notificado este martes de la ampliación de su sanción como consecuencia de la expulsión en la jornada 4. ‘Dirigirá’ por segundo partido consecutivo a su equipo desde la grada.

La RFEF amplía la sanción a Mendilibar
Mendilibar (Imagen: Mª José Segovia)

José Luis Mendilibar ha sido sancionado con un segundo partido por la Real Federación Española de Fútbol (RFEF). El vasco, por tanto, tendrá que ver desde la grada de Ipurua el encuentro de la sexta jornada entre el cuadro armero y la Real Sociedad en todo un derbi guipuzcoano.

El entrenador natal de Zaldívar, en Bizkaia, fue expulsado en el encuentro de la cuarta jornada en Ipurúa ante el Sevilla FC en un partido en el que el cuadro armero acabaría sacando un duro empate teniendo dos jugadores menos en el terreno de juego, y sin su entrenador dando instrucciones desde la banda. Se puede considerar todo un logro puesto que el cuadro hispalense, tras su victoria ante el Real Betis en el derbi de Sevilla es actualmente el segundo clasificado de la Liga Santander.

Mendilibar se perderá su segundo partido consecutivo por sanción

Mendilibar fue expulsado en el minuto 47, recién empezada la segunda mitad, con un 0-1 adverso y ya con un jugador menos tras la expulsión de Yoel. Según el técnico armero, su expulsión fue por gritar en alto: “Mierda, mierda” tras una entrada sobre Pedro León, a lo que el cuarto árbitro no dudó en avisar a Álvarez Izquierdo para que le expulsara. Ahora, la RFEF decide aumentar ese castigo sumando un partido adicional de sanción.

El entrenador del cuadro eibarrés se ha perdido desde la banda toda la segunda parte del encuentro ante el Sevilla FC, los noventa minutos en La Rosaleda ante el Málaga CF, y ahora también se perderá los noventa minutos en todo un derbi ante la Real Sociedad.

En total, el técnico armero se ha perdido, o, mejor dicho, se va a perder un total de 223 minutos, o lo que es lo mismo, más de tres horas y media sin poder dirigir a su equipo desde la banda.

Sin el vasco dirigiendo, el cuadro armero ha sido capaz de marcar dos goles y sacar un punto en inferioridad numérica, aunque también ha encajado dos goles que le valieron para caer derrotados ante el Málaga CF en La Rosaleda. El derbi guipuzcoano será una nueva historia.