Perdidos lejos de Cornellà - El Prat

El Espanyol aún no ha ganado en ninguno de sus desplazamientos en lo que va de Liga. Con tres puntos de 21 posibles, el equipo muestra un bagaje muy inferior al de la temporada pasada.

Perdidos lejos de Cornellà - El Prat
Foto: Vavel (Noelia Déniz)

Jornada 14, séptima salida de los pericos y las malas estadísticas continúan: el Espanyol aún no ha ganado fuera de casa en lo que va de Liga. Lejos de su estadio los blanquiazules solo han conseguido tres puntos de 21 posibles gracias a tres empates ante Sevilla, Villarreal y Real Sociedad. El bagaje es francamente muy pobre y si los pericos querían aspirar a plazas europeas les urge encontrar una solución de inmediato.

Para dar una explicación a la situación, Quique Sánchez Flores reconoció en rueda de prensa después del partido ante el Eibar que el equipo “no tiene la misma mentalidad fuera de casa que la temporada pasada”, al mismo tiempo que apuntó que “en casa somos un equipo ambicioso, fuera de casa somos un equipo distraído”.

Ciertamente la derrota del domingo ante el Eibar ha dejado el equipo con más necesidad que nunca de hacer autocrítica. Por ahora, solo el colista de Primera División, el Málaga, presenta unas estadísticas peores fuera de casa. Los andaluces aun no han conseguido ningún punto fuera de casa. Por lo tanto, el Espanyol seria penúltimo en la clasificación si solo se contabilizan los partidos a domicilio.

Además, las estadísticas ofensivas son muy pobres: solo se han marcado tres goles, dos de Leo Baptistao y el de este domingo en propia puerta de Sergi Enrich. Y también en defensa se evidencía que el equipo no es el mismo en solidez que la temporada pasada, pues ha encajado 13 goles, muchos de ellos por errores que ponen las cosas mucho más fáciles al rival.

La victoria ante el Eibar habría hecho que por ahora las cosas fueran muy diferentes. Si el Espanyol hubiera ganado estaría a dos puntos de plazas europeas, que por ahora marca el Villareal, pero la derrota le ha hecho caer hasta 15º lugar, aunque con un margen de seis puntos respecto el descenso.

Al mismo tiempo, las estadísticas fuera ratifican que el Espanyol fuera de casa de esta temporada y de la pasada no es el mismo: a las mismas alturas de campeonato se acumulaban 12 puntos fuera, cuatro veces más que este año. Hay que remontarse hasta la temporada 2014 / 2015 para encontrar resultados similares, pues los pericos no lograron sumar tres puntos a domicilio hasta la octava salida. En relación a la totalidad de partidos, el curso anterior se tenían tres puntos más que ahora.

Ahora ya se ha disputado más de un tercio de liga y es evidente que Quique aún no encuentra la tecla fuera de casa. Tiene una plantilla larga pero apenas da rotaciones y los resultados no llegan. Antes de acabar el año solo queda la visita a Las Palmas, habrá que ver si el equipo es capaz de remediar el problema.