Dosis de Segunda para el Granada

El equipo granadino pierde por primera vez esta temporada en Los Cármenes contra un Sevilla Atlético que logra su primer triunfo.

Dosis de Segunda para el Granada
Foto: Antonio L. Juárez
Granada CF
1 2
Sevilla Atlético
Granada CF: Javi Varas; Víctor Díaz, Chico Flores, Saunier, Álex Martínez; Alberto Martín (Kunde, m.78), Montoro, Antonio Puertas (Rey Manaj, m.55), Pedro; Espinosa (Licá, m.71); y Joselu.
Sevilla Atlético: Soriano; Carmona, Berrocal, Amo, Matos; Borja, Fede, Olavide (Eteki, m.58), Carballo; Pozo (González, m.89) y Curro (Aitor, m.80).
MARCADOR: 0-1, m.17: Curro (de penalti); 1-1, m.53: Joselu; 1-2, m.66: Fede.
ÁRBITRO: Díaz de Mera Escuderos (colegio castellano-manchego). Expulsó con tarjeta roja directa Montoro( min 95). También amonestó al local Chico Flores y a los visitantes Borja, Curro, Berrocal, Carballo y Soriano.
INCIDENCIAS: Partido de liga disputado en el estadio Nuevo Los Cármenes ante 13.645 espectadores (cifra oficial).

Seguramente la mayoría de granadinistas que este domingo acudieron al Nuevo Los Cármenes para presenciar el partido contra el Sevilla Atlético no pensaban que su equipo iba a tropezar en este partido, que afrontaba tras una buena racha que le había colocado líder y en el que se medía al filial sevillista, que todavía no había ganado esta temporada. El Granada CF sufrió la primera derrota en casa de la temporada al caer por 1-2. Fue superior en muchas fases del duelo, pero también muy impreciso en otras y esto unido a la ambición de los jóvenes sevillistas provocó el primer traspié en casa, que hasta ahora había sido un fortín.

Los rojiblancos tuvieron la baja sensible de Machís, concentrado con su selección, y le echaron de menos. Su velocidad y desequilibrio es imprescindible para este Granada. Si Darwin está y a buen nivel, el Granada es muy temible. Con esta ausencia, Oltra solamente hizo un cambio en su alineación. Antonio Puertas fue el elegido para ocupar el lugar del venezolano, que ha demostrado ser un jugador importantísimo para el equipo nazarí. Así, el resto de la alineación la completaron Javi Varas en la portería; Víctor Díaz, Chico Flores, Saunier y Álex Martínez en la defensa; Alberto Martín y Montoro en la medular; Espinosa en la mediapunta, Pedro en la banda derecha y Joselu en la delantera.

El balón echó a rodar sobre el verde de Los Cármenes y el Granada fue el primero que se acercó al área contraria. Joselu se internó en el área y cayó ante la protesta del público. Pero el filial del Sevilla FC también se plantó pronto en el área del Granada. Chico Flores estuvo atento para desviar el primer disparo de los chicos de Tevenet.

El equipo gradino continuó generando juego con un inspirado Espinosa. El mediapunta hizo gala de su visión de juego y envío un buen pase en profunidad para Álex Martínez, pero el centro del sevillano lo atrapó el portero Juan Soriano.

Así duscurría el partido, sin claro dominio de ninguno, y el Sevilla Atlético, que para nada estaba achantado por jugar en un feudo donde nadie ha ganado todavía, llegó hasta el área en una internada de Curro, que fue derribado por Chico Flores. El colegiado señaló penalti. Y el propio Curro fue el encargado de lanzar desde los once metros, raso y escorado, a la derecha de Varas para poner, sorprendentemente, el 0-1 en el marcador a los 18 minutos.

Foto: Antonio L. Juárez
Foto: Antonio L. Juárez

Al Granada le tocaba reaccionar. Puertas probó con un disparo potente que se marchó a córner. La afición alentaba a los suyos. El almeriense, hoy titular, ponía ganas pero se mostraba bastante impreciso en muchas jugadas. Además, el Sevilla Atlético estaba bien plantado y muy combativo en el juego.

Los rojiblancos pudieron recortar distancias con un buen cabezazo de Víctor Díaz tras el saque de un córner, pero el balón se estrelló en el larguero (28'). Pedro también probó con un disparo desde fuera del área, pero se le marchó alto. El Sevilla Atlético no se confió en ningún momento y también dispuso de ocasiones. Pozo disparó también al travesaño tras aprovechar una pérdida de balón del Granada (33').
Joselu, ya al filo del descanso, hizo un buen remate que sacó el portero sevillista. El Granada lo intentó, pero se fue con desventaja en el marcador al tiempo de descanso.

Imprecisión frente a efectividad sevillista

Al inicio de la segunda parte, el equipo de Oltra se mostró impreciso. Los jugadores estaban cada vez más presionados por un intenso Sevilla Atlético. Sin embargo, trataron de mejorar, con el empuje de la afición, y en el minuto 53 lograron empatar el partido. Joselu remató con la pierna derecha y a quemarropa a la escuadra un balón botado desde el córner por Pedro Sánchez. 

Foto: Antonio L. Juárez
Foto: Antonio L. Juárez

Dos minutos más tarde, Oltra dio entrada a Rey Manaj por Antonio Puertas, que no estuvo muy acertado. El albanés, como en partido anteriores, luchó por cada balón y tuvo algunas ocasiones en el área. En alguna pidió penalti pues fue obstaculizado por la zaga sevillista para el remate, pero no lo consideró así en ninguna jugada el colegiado.

Con el Granada cada vez intentando volcarse más en busca del segundo gol, llegó el segundo tanto del Sevilla Atlético, tras un saque de esquina. Fede San Emeterio remató de cabeza junto al palo izquierdo un balón botado por Curro. El gol silenció a Los Cármenes. 

Foto: Antonio L. Juárez
Foto: Antonio L. Juárez

Para cambiar la dinámica, Oltra dio entrada a Licá por Espinosa (72'). Los rojiblancos siguieron intentándolo pero la imprecisión en los metros finales estuvo presente durante todo el partido. Kunde intentó dar algo más de claridad cuando entró por Alberto Martín, pero tampoco pudo revolucionar un partido en el que el Sevilla Atlético cada vez se sentía más cómodo. El meta Juan Soriano recibió una amarilla por perder tiempo.

Aitor dio descanso a Curro en el filial sevillista y ya en el descuento entró Cristian González por Pozo, que fue una pesadilla para la defensa nazarí. Joselu lo intentó con una chilena al aprovechar el Granada una pérdida de balón, pero la pelota no quiso entrar. Ya en el añadido, Montoro vio la roja directa, lo que mermará al Granada de cara al siguiente duelo, pues es un jugador también imprescindible para Oltra. Los rojiblancos sufrieron así la primera derrota del curso en casa, lo que les da un baño de realidad, una dosis de lo que es la Segunda División, una categoría igualada y muy complicada.