La falta de gol viene de lejos

Los pepineros tienen estadísticas de cara al gol similares a la pasada campaña.

La falta de gol viene de lejos
Foto: La Liga

En Leganés el gol cuesta más. Los pepineros son el segundo equipo con menos tantos en Liga. Solo nueve en lo que va de curso en La Liga, a los que se suman los tres anotados en Copa del Rey contra el Valladolid. En la competición doméstica, solo el Alavés, colista, ha marcado menos, con siete. 

Esta situación no es exclusiva de esta temporada. El año pasado, los números eran prácticamente idénticos. Los de Garitano habían anotado a estas alturas dos goles más, llegando a la cantidad de once, siendo el equipo que menos había marcado junto con el Granada, que se situaba en la última posición.

Durante el transcurso de la temporada, los números no mejoraron. El equipo acabó con 36 goles marcados en Liga, con una media de menos de uno por partido, siendo el penúltimo con menos tantos, por delante del propio Granada.

El rendimiento en esta campaña es mejor, en cuanto a la posición, debido a que el Lega encaja menos, y las victorias conseguidas por la mínima le han valido más puntos, con 17 logrados este año frente a los 13 del pasado.

En cuanto a jugadores, los números de los delanteros han sido y son muy escasos. Si se suman los datos de la pasada y presente temporada, Guerrero suma seis goles en 36 partidos, Luciano marcó cuatro en 25 y Beauvue lleva tres en 10 encuentros. Koné aún no ha marcado en sus cinco partidos disputados y Amrabat y El Zhar no se han estrenado.

Los goles en Leganés son obra de jugadores que juegan un poco más atrás. Gabriel y Szymanowski son esenciales en la parcela ofensiva. Son los máximos goleadores en los dos años en Primera. El argentino es el líder, con 10 goles (ocho en la 16-17 y 2 en la actual temporada) en 39 partidos, mientras que el brasileño se queda en 7 (cinco la pasada, dos en esta) en 46 encuentros, siendo el futbolista que más ha jugado.

Sin gol no hay fútbol y el Leganés necesita un jugador que marque la diferencia arriba para lograr los puntos necesarios para permanecer en Primera. La explosión de alguno de los delanteros o algún refuerzo en invierno puede dar el salto de calidad que el equipo necesita.