Fotogalería: Rayo Vallecano – Mallorca

El Rayo Vallecano volvió a dar alegría al barrio tras los tres puntos conseguidos el pasado domingo ante el Mallorca. Fue un partido en el que podría haber salido ganador cualquiera de los dos equipos, ya que estuvo muy disputado.

Fotogalería: Rayo Vallecano – Mallorca
Foto: María Olmo (VAVEL España)
Rayo Vallecano
1 0
Mallorca

Como siempre, la afición siempre dio lo máximo para recibir a sus jugadores. El fondo celebraba la llegada de aquellos que contribuirían a ganar los tres puntos en casa. La animación de este barrio nunca puede faltar para motivar a sus jugadores.

El entrenador franjirrojo desde el banquillo observaba cómo peleaba su equipo por conseguir esa victoria en casa. 

Este era el once inicial elegido por Sandoval antes de los cambios de Ebert, Javi Guerra y Aguirre.​

Los capitanes de ambos equipos posando ante las cámaras antes de comenzar el partido.

El defensa franjirrojo no se lo puso nada fácil a los delanteros del Mallorca. Esta imagen se repetía varias veces a lo largo de la primera parte.

El Rayo tuvo en la primera parte unas claras oportunidades de rematar a portería. Pero Santamaría hizo un buen trabajo defendiendo la portería en numerosas ocasiones defendiendo el marcador a cero.

El centrocampista fue cambiado por Álex Moreno entre aplausos por la afición. Este cambio supondría el giro que dio el marcador al 1-0

Trashorras fue de los mejores jugadores del partido. Creó numerosas ocasiones ofreciendo pases como el que supondría la victoria. 

El jugador con el 6 a la espalda aprovechó al máximo su potencial ofreciendo claras posibilidades de gol.​ ​ 

Alex Moreno consiguió poner a todo el estadio en pie con ese gol gracias al pase del capitán Trashorras. Aprovechó una oportunidad esencial para este encuentro.

El abrazo del equipo tras el gol de la victoria fueel momento más buscado esa mañana de domingo.

Lass sustituyó a Aguirre y aportó esa valorada velocidad que necesita el equipo para evadirse de los jugadores contrincantes.

Tras el pitido final, los jugadores celebraban la primera victoria en casa con su familia, tras un duro esfuerzo ayudado por el ambiente vallecano.