El Murcia suma tres más a su puesta a punto

Victoria 2-0 del Real Murcia sobre el Lorca. En un partido muy parejo y lento, marcado por el asfixiante calor, los granas fueron más ambiciosos que un pobre Lorca. Titi y Roberto Alarcón fueron los autores de los tantos granas.

El Murcia suma tres más a su puesta a punto
Imagen: Real Murcia
Real Murcia
2 0
Lorca FC
Real Murcia: Diego Rivas; José Ruiz, Fran Morante, Golobart (Sobregrau, min. 12), Pumar; Adri Cruz, Diego Benito (Armando, min. 79), Javi Saura (Roberto Alarcón, min. 65); Titi, Borjas Martín, Rubén Ramos
Lorca FC: Dorronsoro, Pina, Pomares, Molo, Borja; Cristian Bustos, Poley; Javi López, Noguera, Urko Arroyo (Carlos Martínez, min. 75); Chumbi (Onwu, min. 69).
MARCADOR: 1-0, min. 76, Titi. 2-0, min. 87, Roberto Alarcón.
ÁRBITRO: Sánchez Villalobos (Colegio Andaluz). Amonestó con tarjeta amarilla a Adrián Cruz, Sobregrau, José Ruiz, Fran Morante, Rubén Ramos y Pumar por parte del Murcia, y a Urko Arroyo, Poley y Carlos Martínez por el Lorca.
INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la tercera jornada del grupo IV de la Segunda División B, disputado en el estadio de La Condomina, de Murcia, ante 5,538 espectadores. Antes del inicio, se guardó un minuto de silencio por el fallecimiento de José Requiel González, abonado 46 del Real Murcia.

Amenazado por las primeras dudas de la temporada, tras caer por sexto año consecutivo en la primera ronda de Copa, el Murcia recibía en La Condomina a un Lorca. Para ser más exactos, al Lorca FC, hasta hace unas semanas Brócoli Mecánico de La Hoya. Un rival poderoso tras la llegada de Xu Genbao, quien a base de talonario, ha configurado un plantel cargado de nombres con sueldos de oro. Se presentaba pues un partido de altos vuelos entre dos de los gallitos de la categoría, salpimentado además por el pasado reciente de hombres como Roberto Alarcón, Javi López o Paco García.

Sentados ya en sus asientos los 5500 aficionados granas, amén de los hinchas lorquinos desplazados (unos diez jubilados ingleses perfectamente uniformados de verde brócoli), el encuentro echó a rodar en la calurosa Condomina. En esta ocasión, el técnico grana sorprendió con un once más ofensivo de lo habitual. Diego Benito dejó fuera a los dos mediocentros más defensivos (Iru y Armando), y Rubén Ramos hizo lo propio con Roberto Alarcón (rotó tras jugar en Copa). Por su parte, Iñaki Alonso alineó su habitual pareja de contención en el medio, más las cuatro piezas ofensivas.

Control fútil 

Dispuestos los equipos, el choque arrancó con una pésima noticia para el conjunto grana. Román Golobart, el mejor defensor del Murcia hasta el momento, se tuvo que marchar lesionado, dejando su puesto a Jaume Sobregrau. El contratiempo no varió la hoja de ruta de un choque que, en sus compases iniciales, daría buena muestra de lo que iba a suponer en su conjunto. El asfixiante calor, sumado al evidente respeto entre ambos, desencadenó un partido de ritmo muy lento, escasos riesgos defensivos y control por parte de ambos.

El asfixiante calor desencadenó un choque ritmo muy lento y escasos riesgos defensivosEnese contexto, y a diferencia del último partido frente al Mérida, fue el Murcia quién llevó la voz cantante. La inclusión de Diego Benito en el puesto de "5" dio a los granas un mayor control del cuero, lo que no se tradujo en un mejor juego. El Murcia supo tenerla, moverla de un lado al otro, pero sin llegar a ser profundo. La tendencia de Rubén Ramos a caer en zonas centrales, invadiendo el espacio de Saura, cortocircuitaba la conexión con los atacantes, despoblando así una parcela ofensiva donde Borjas fue un islote. Con asiduidad, los ataques del Murcia se convirtieron en un bombardeo constante hacia el canario, sin demasiado éxito.

Imagen: Real Murcia
Imagen: Real Murcia

Por su parte, el Lorca no ofrecería un plan mejor. El buen papel grana en la presión impedía a los azules sacar el balón limpio desde atrás, reduciendo su juego a acciones individuales y envíos al espacio tratando de conectar con Chumbi. Con este escenario, no fue de extrañar una primera mitad con escasas ocasiones, que, más allá de alguna acción a balón parado y un remate desviado de Urko Arroyo, no quedaría en el recuerdo.

El Murcia de los extremos

Los minutos iniciales de la segunda mitad serían una continuación de la primera, solo que en ésta ocasión sería el Lorca quién rondaría más asiduamente el marco de Diego Rivas. Así llegaron varios envíos a balón parado favorables a los de Iñaki Alonso, hasta que en el 57, el exgrana Javi López, estrelló una pelota en el larguero en un libre directo. El “palazo” supuso un punto de inflexión en el partido, e hizo reaccionar a Paco García, que se fue a por el mismo.

La entrada de Roberto liberó los costados granas, hasta entonces encorsetadosEn un movimiento a la postre ganador, retiró del terreno de juego a Javi Saura, retrasó a Rubén Ramos e incorporó en el extremo zurdo a Roberto Alarcón. La variante liberó los costados granas, hasta entonces encorsetados, y la profundidad llegó por fin. Titi y Alarcón estiraron al Murcia, y las aproximaciones no se hicieron de esperar. En el 73, un centro de Roberto casi encontró rematador en boca de gol, y solo tres minutos después, Titi abrió definitivamente la lata. Fue en una acción de tiralíneas, en la que, tras combinar y lanzar la pared, se plantó solo ante Dorronsoro para batirlo por bajo.

Imagen: Real Murcia
Imagen: Real Murcia

El Murcia vio así recompensada su mayor ambición, merced a un Lorca que, pese a las entradas de Onwu y Carlos Martínez, no ofrecería respuesta. El Murcia, ya con Armando sobre el verde, estaba bien parapetado, y pese a jugar con un hombre menos (Rubén Ramos tuvo que abandonar el campo lesionado cuando no quedaban cambios), apenas sufrió. El Lorca no estaba, como así se encargó de confirmar Roberto Alarcón pocos minutos después. A cuatro del final, el murciano agarró la bola en banda derecha, se marchó de su par directo a portería y anotó fácil ante la salida de Dorronsoro.

Victoria final 2-0 de un Murcia que tuvo más fe que su rival. En su encuentro poco brillante, donde la igualdad fue la tónica reinante, el Murcia supo ser más ambicioso y creer en la victoria. Mejores que en días atrás con y sin balón, los de Paco García siguen en línea ascendente y ya suman seis de nueve puntos posibles. Por su parte, el poderoso Lorca se va de Murcia dejando una muy pobre imagen. Se avecinan días de mucho trabajo para Iñaki Alonso.

Real Murcia Lorca FC
José Ruíz 6 Pina 6
Morante 7,5 Pomares 6
Golobart s.c. Molo 7
Pumar 5 Borja 3
Diego Benito 7,5 Bustos 5
Adri Cruz 6 Poley 6
Javi Saura 5 Javi López 6
Titi 8 Noguera 6
Rubén Ramos 6 Urko Arroyo 7
Borjas Martín 6 Chumbi 6
Suplentes
Jaume Sobregrau 6 Onwu 5
Roberto Alarcón 7,5 Carlos Martínez 5
Armando 6