El Alcoyano mantiene la base que le hizo subcampeón

Pese a la marcha de piezas clave como Seligrat, Marc Martínez, Jony Ñíguez y Fran Miranda, el nuevo Alcoyano de Toni Aparicio inicia la temporada con el grueso del equipo que alcanzó el playoff la pasada campaña. La plantilla, que cuenta con cuatro caras nuevas, espera todavía la llegada de cuatro nuevos inquilinos más.

El Alcoyano mantiene la base que le hizo subcampeón
@CD_Alcoyano

Que todo cambie para que nada cambie. Esa parece ser la filosofía por la que ha apostado el CD Alcoyano de cara a la nueva temporada cuyo adviento está a la vuelta de la esquina. Después de un curso en que los blanquiazules volvieron a saborear las mieles del playoff, aunque mordieron el polvo a las primeras de cambio, la comisión deportiva del club de El Collao ha apostado por dar continuidad al proyecto, introduciendo, eso sí, las variaciones imprescindibles ante las bajas de piezas clave durante el pasado curso.

Poco después de que el Cartagena eliminase al Alcoyano del playoff de ascenso, el terremoto en el seno del club blanquiazul subía de escala. Toni Seligrat, el entrenador que había devuelto el carácter competitivo a los de Alcoy, anunciaba que renunciaba al año de contrato que le quedaba al frente del banquillo local puesto que no se sentía convencido de poder repetir la gesta de la pasada campaña con los mimbres existentes. Desde las oficinas de El Collao temían una desbandada de jugadores que habían llegado al Alcoyano de la mano del técnico de Torrent.

Pero no fue así. Solamente tres fijos de Seligrat, además del propio entrenador, han abandonado el Alcoyano. El meta Marc Martínez decidió no hacer efectiva su renovación automática por una temporada más y firmó con el Recreativo de Huelva. Jony Ñíguez, a quien le restaba un año de contrato, se marchó a las primeras de cambio al Mallorca. Por su parte, Fran Miranda, cuya relación con el Alcoyano llegaba a su fin el 30 de junio, aceptó la propuesta del Extremadura y volvió a su casa. Además, el canterano Ángel López, la revelación de la temporada pasada, firmó por el filial del Eibar.

Sigue el grueso de la plantilla

El resto de futbolistas decidieron permanecer en el Alcoyano pese a haber recibido, en la mayoría de casos, ofertas económicamente más suculentas. Así, Miguel Bañuz, Barreda, Navarro, Pau Bosch, Mario Fuentes, Tomás Ruso, Álvaro García, López Silva, José García, Gato, Mariano y David Torres siguen vistiendo de blanquiazul.

Estarán dirigidos por un viejo conocido en El Collao y en el fútbol valenciano: Toni Aparicio. El entrenador de Enguera, al que muchos consideran el maestro de Seligrat, posee características muy similares al nuevo entrenador del Sabadell. Sus equipos destacan por la intensidad, el rigor defensivo, la efectividad y el dominio de las acciones a balón parado. La comisión deportiva alcoyanista, que manejó hasta última hora, la alternativa de Lluís Planagumà, aposto por Aparicio para mantener la idea de juego del pasado curso.

En materia de fichajes, la plantilla del Alcoyano todavía no está completa. A falta de dos semanas para el cierre del mercado, el club blanquiazul cuenta con 14 fichas sénior y dos sub23 de la primera plantilla, que son José García y Kilian Morante. El segundo, un trescuartista procedente del Ilicitano y que ya pudo aterrizar en El Collao durante el pasado mercado de invierno, es una de las cuatro incorporaciones que hasta el momento ha realizado el Alcoyano.

Las otras tres son las del extremo Roberto Alarcón, procedente del Real Murcia, y los pivotes Javi Ribelles y José Miguel Cubero. El primero era el capitán del Atlético Levante, donde coincidió con Aparicio, y fue el primero en aceptar el reto del nuevo Alcoyano. En los partidos de pretemporada ha rendido a gran nivel, destacando por despliegue físico, su excelso posicionamiento y sus robos de balón. Cubero, por su parte, es un mediocentro defensivo costarricense, que disputó el Mundial de Brasil 2014 con la tica. Procede del Herediano, club campeón en Costa Rica. Su única experiencia en el fútbol europeo la vivió en el Blackpool.

Plantel por completar

Para terminar de hacer los deberes, la comisión deportiva del Alcoyano espera cerrar cuatro incorporaciones más, que doten de profundidad el plantel de Aparico. Dos de esos fichajes serán sénior y otros dos ocuparán plaza sub23. Una de estas fichas jóvenes parece reservada para Koke, guardameta del Levante, que aterrizaría cedido en El Collao. La comisión deportiva rastrea el mercado en busca de un central zurdo que pueda hacer las veces de lateral izquierdo, un mediocentro organizador y dos futbolistas de ataque.

Con esos mimbres, el Alcoyano buscará repetir el buen papel del ejercicio anterior, aun a sabiendas de que el nivel y la dificultad del Grupo III ha aumentado sobremanera, con el descenso de Mallorca y Elche y el rearme deportivo y económico de equipos como Hércules, Lleida, Sabadell o Atlético Baleares. Pero Aparicio es experto en extraer el máximo a sus futbolistas. Por moral, y trabajo, no va a quedar.

Segunda División B grupo 3