Guarrotxena, cuando los goles son amores

Guarrotxena se ha convertido en una de las sensaciones de este campeonato de Segunda División debido a su gran arranque. El jugador del Mirandés lleva anotados tres tantos en Liga y uno en Copa del Rey y gracias a su esfuerzo se ha ganado el cariño de la afición rojilla.

Guarrotxena, cuando los goles son amores
Guarrotxena anotando su primer gol oficial con el Mirandés. | Foto: La Liga

El 6 de diciembre de 1992 nacía en Bilbao Iker Guarrotxena Vallejo. El ahora jugador del Mirandés comenzaba a dar sus primeros toques al balón en Getxo, localidad situada en la margen derecha de la ría de la capital vizcaína.

Sus comienzos fueron en Lezama

El Athletic Club pronto se empezó a fijar en Guarrotxena. En el año 2002 comenzaba su andadura por las categorías inferiores del club de sus amores. Fue creciendo, a base de trabajo y esfuerzo, en Lezama hasta que en la temporada 2011/12 fue cedido al Vasconia. Tras una campaña en este equipo regresó al Athletic para formar parte del segundo equipo.

Guarrotxena celebrando un tanto con el Bilbao Athletic. | Foto: La Liga
Guarrotxena celebrando un tanto con el Bilbao Athletic. | Foto: La Liga

En su primer año en el Bilbao Athletic, en la campaña 2012/13, disputó un total de 22 partidos en los que logró perforar la portería rival hasta en cinco ocasiones. Además contribuyó con dos asistencias a sus compañeros. Tras un año realmente espectacular, el filial bilbaíno se quedó a las puertas del ascenso a la división de plata del fútbol español.

En la temporada 2013/14 fue uno de los fijos del equipo dirigido por el histórico delantero del Athletic, Cuco Ziganda. A lo largo de su corta carrera deportiva Guarrotxena destacaba por su polivalencia en las posiciones de ataque. Este año fue uno de los máximos goleadores de los suyos con 11 dianas. En 34 partidos, gracias a su tremenda habilidad en ver los espacios, facilitó cuatro asistencias.

En el Tenerife no le salieron bien las cosas

Tras su paso por el Athletic Club, Guarrotxena decidió salir del club que le vio crecer para fichar por el Tenerife. En la temporada 2014/15 las cosas no le fueron todo lo bien que esperaba. Jugó 20 partidos anotando tan solo un gol, precisamente al Mirandés, y dando una asistencia. El técnico Álvaro Cervera no contó mucho con el jugador bilbaíno e Iker decidió regresar a Bilbao.

Después del ascenso del Bilbao Athletic en Cádiz, el equipo decidió volver a contar con Guarrotxena para afrontar una temporada realmente exigente en Segunda División. En la campaña anterior, la 2015/16, el jugador de 23 años consiguió marcar cinco goles y dar una asistencia en 34 partidos pero le quedó el sabor agridulce del descenso a Segunda B.

En julio de este mismo año el Mirandés hizo oficial el fichaje de Guarrotxena para las dos próximas temporadas. El delantero llegaba a Miranda de Ebro con la ilusión de realizar y de plasmar sobre el césped todo el trabajo desarrollado en su carrera y pronto lo comenzaba a hacer, en el primer amistoso ya vio puerta para dar el triunfo a los suyos.

Cuatro goles en cinco partidos es el bagaje de Guarrotxena en este inicio de temporada

Poco a poco, paso a paso, Iker está convirtiéndose en una pieza irremplazable para Terrazas. En apenas cinco partidos ligueros y en uno copero ha anotado cuatro tantos. Además de los goles y el trabajo de cada encuentro, Iker Guarrotxena se ha ganado el cariño de la afición del Mirandés por su entrega en cada segundo. Iker Guarrotxena, cuando los goles son amores.