Precisión española al servicio del balón

En los dos partidos de 'La Roja' en la fecha FIFA ante Italia y Albania los pupilos de Julen Lopetegui mantuvieron una 93% de eficacia en los pases.

Precisión española al servicio del balón
Thiago Alcántara entregando un pase / Foto: Carla Cortés - VAVEL

Desde hace unos cuantos años y títulos mundiales y europeos el sello de identidad de la selección española de fútbol no es otro que mantener la posesión de balón el mayor tiempo posible, lo que le llevó a tener el bien merecido sobrenombre de 'Tiki taka' debido al traslado del esférico de un lado a otro del campo con lo que conseguían marear a los rivales.

Han pasado los años y han cambiado los interpretes del juego pero 'La Roja' sigue apabullando a sus rivales en el renglón de la posesión, sigue manteniendo la estirpe de un equipo 'jugón' que no renuncia nunca al estilo que lo llevó a ser amo del mundo del fútbol por unos años, una forma de ver el fútbol que llevó a España a la cúspide mundial conquistando un Mundial y dos Eurocopas.

Ya no están en la selección los Xavi Hernández, Xabi Alonso y jugadores como Cesc Fábregas o Santi Cazorla no se encuentran en su mayor nivel pero los nuevos valores del 'Tiki taka' español, comandados por Andrés Iniesta, demuestran que aún se puede mantener este estilo de juego que ha caracterizado a España en los últimos años y que ellos pueden hacerlo de gran forma, sin desentonar ni un poco.

Pero para lograr un alto porcentaje de posesión de balón debe existir un buen manejo, buen pie para tanto traslado de pelota de un lado a otro por grandes espacios de tiempo. Bueno, esta cualidad la tienen de sobra jugadores como David Silva, Andrés Iniesta, Koke y por supuesto, el eje del centro del campo, el pivote Sergio Busquets.  Estos cuatro jugones se unieron junto a sus compañeros para tener un porcentaje de precisión en los pases de 93%  en el partido ante Italia y lo mantuvieron ante Albania con la inclusión el mediocampo de Thiago Alcántara.

No es nada extraño que esta clase de jugadores mantengan un nivel de precisión en los pases tan alto como el que se vio en los dos mencionados encuentros. Varios motivos reflejan el hecho de que España maneje con tanta eficacia la esférica. Todos estos jugadores son de buen pie, mejor dicho, son poseedores de una técnica exquisita, aunado al hecho de que la gran mayoría de las selecciones optan por jugar de una manera muy retrasada a España, deja libre el camino para que los “jugones” puedan hacer su trabajo.

Sin embargo, la tarea pendiente de La Roja es saber trasladar este alto porcentaje de precisión en pases y el dominio amplio de posesión de balón en disparos a puerta u ocasiones de peligro en el arco contrario. Con un 64% de posesión ante Italia los jugadores de España sólo dispararon al marco de Buffon en tres ocasiones, reflejo de lo difícil que fue para ellos romper el muro italiano. Al igual sucedió ante Albania, que con un 77% los dirigidos por Julen Lopetegui dispararon en seis oportunidades la portería de albanesa.

Sin ningún tipo de duda, el seleccionado español dominará la posesión en todos los partidos que dispute, bien sea por su buen oficio o por disposición de los rivales, ese tema no debe preocupar al seleccionador. Pero, el trabajo que si tendrá Lopetegui es lograr que la gran técnica de sus jugadores y el dominio del balón, se refleje en goles

Selección Española