El Valencia se enfrentará a la UD Las Palmas en octavos de Copa

Los blanquinegros deberán superar al conjunto canario si quieren estar presentes en los cuartos de final de una competición que le motiva mucho al valencianismo.

El Valencia se enfrentará a la UD Las Palmas en octavos de Copa
El Valencia se enfrentará a la UD Las Palmas en octavos de Copa | Fotografía: RFEF

El Valencia ya conoce al rival que deberá superar si quiere estar en los cuartos de final de la Copa SM el Rey. La UD Las Palmas será el contrincante del conjunto blanquinegro, un viejo conocido en esta competición puesto que se enfrentaron en los cuartos de final en la temporada 2015/2016.

La ida se jugará en el estadio de Gran Canaria el día 3 de enero de 2018, mientras que la vuelta se celebrará en Mestalla el día 10 de ese mismo mes.

Rodrigo fue el principal protagonista en la última eliminatoria | Fotografía: Valencia CF
Rodrigo fue el principal protagonista en la última eliminatoria | Fotografía: Valencia CF

Las Palmas no será un rival fácil

A pesar de que la situación del Valencia es diametralmente opuesta a la de su rival, los hombres de Marcelino no pueden tomarse ni un ápice de confianza en una eliminatoria que está más equilibrada de lo que puede parecer.

Pako Ayestarán ya no es el entrenador del conjunto amarillo, lo cual supone un alivio para sus aficionados. Bajo el mandato del entrenador vasco, Las Palmas se hundió en la clasificación, perdiendo seis de los siete encuentros que dirigió y encajando un total de 22 goles (una media de 3,14 por encuentro), lo que empeoró la delicada situación que se vivía en la isla tras el periplo de Manolo Márquez. Sin embargo, con Pako en el banquillo, los canarios superaron los dieciseisavos de final de la Copa, gracias al 1-4 cosechado en Riazor. El partido de vuelta le costó el cargo a Ayestarán, que vio como su equipo fue casi remontado en su casa.

La última jornada, con Paquito Ortíz en el banquillo, consiguió derrotar al Betis por 1-0 y el equipo dejó buenas sensaciones y muestras del potencial que atesora. Pero ante el Valencia, el entrenador será, presumiblemente, Jorge Almirón.

El técnico argentino ha sido capaz de meter a Lanús por primera vez en su historia en la final de la Copa Libertadores aunque no consiguió levantar la máxima corona continental en sudamérica. Con él dirigiendo a Las Palmas, se prevé un lavado de imagen de un conjunto que, a pesar de estar hundido en la liga, tiene potencial suficiente para dar un susto al Valencia CF

Precedentes

Valencia y Las Palmas se han encontrado en Copa del Rey un total de cuatro ocasiones. Con un balance bastante igualado, dos pases para cada uno. La primera vez fue en 1955, en octavos de final, donde hizo falta un partido de desempate en Barcelona (4-1 favorable al Valencia), para una eliminatoria en la cual ganó el Valencia 5-2 en Mestalla y perdió 3-0 en Gran Canaria

El Valencia se impuso en el último enfrentamiento en Copa | Fotografía: Valencia CF
El Valencia se impuso en el último enfrentamiento en Copa | Fotografía: Valencia CF

El segundo choque en Copa entre ambos se dio en 1974 en cuartos de final y resultaron vencedores los canarios por un global de 2-0

En 1997, canarios y valencianos se volvieron a ver las caras. Esta eliminatoria de octavos de final es muy recordada en Mestalla por aquella frase de Valdano tras caer eliminados ante un conjunto que militaba en segunda división."Es una derrota útil", declaró el entrenador argentino. Lo cierto es que aquella vez, el Valencia desperdició un 0-2 en el antiguo insular para terminar cayendo en penaltys en casa (3-5). 

La última eliminatoria entre ambos es reciente. Data de la temporada 2015/2016, con Gary Neville en el banquillo che. La ida en Mestalla no comenzó especialmente bien para los blanquinegros, con un gol de Wilfried Zahibo en propia puerta durante la primera mitad. En la segunda mitad, Paco Alcácer consiguió equilibrar la balanza pero el resultado final no era bueno puesto que obligaba a los che a salir a por todas en Gran Canaria. Finalmente, Rodrigo anotó el tanto que decisivo para que los valencianistas se colasen en semifinales.