El único recuerdo lionés

El Villarreal se medirá al Olympique de Lyons por primera vez de manera oficial. Ya se enfrentó al conjunto galó en un amistoso en 2015.

El único recuerdo lionés
El único recuerdo lionés | Imagen: gettyimages

26 de julio de 2015. Todos los equipos están inmersos en la preparación de la temporada en esa fecha previa al comienzo de liga. Para ello se organizan partidos amistosos. Así prueban los nuevos refuerzos, tácticas, entrenadores, etc. El Villarreal organizó en esa fecha un partido amistoso contra el rival del próximo jueves, el Olympique de Lyons. Cabe destacar que es la única que vez que se han enfrentado al conjunto francés, siendo éste un encuentro no oficial por lo que el partido del próximo jueves será el primero oficial.

Contexto de un partido de pretemporada

El Villarreal se sitúa en un contexto de fichajes que fueron muy importantes, pero que no fueron probados para este partido amistoso. Ese verano llegaron a Vila-real jugadores como Bakambu, Roberto Soldado, Denis Suárez, Samu Castillejo, Areola, Adrián López, Andrés Fernández, Samu García, Bonera y Leo Baptistado. De los citados solo continúan en el club Samu Castillejo, Andrés Fernández y Bonera.

Como es habitual en los partidos amistosos se recurre mucho a la presencia de canteranos y jugadores menos habituales. Son los que realmente tienen que demostrar que pueden contar para su entrenador. Por ello, Marcelino García Toral, entrenador por aquel momento del conjunto amarillo, presentó el siguiente once: Areola; Jokic, Pablo Íñiguez, Pantic, Rukavina; Tomás Pina, Bruno Soriano, Espinosa, Castillejo; Gerard Moreno y Leo Baptistao. Dos de los recientes fichajes (Areola y Leo Baptistao) eran titulares en un once ausente de jugadores importantes. Durante el transcurso del partido entraron: Franco Acosta, Iván Alejo, Eric Bailly, Mariano Barbosa, Aleix García, Nahuel Leiva, Jonathan Pereira y Manu Trigueros.

Beauvue, protagonista en aquel choque. | Imagen: La Liga
Beauvue, protagonista en aquel choque. | Imagen: La Liga

Por su parte, el conjunto galo apostó por el siguiente once: Gorgelin; Mboumbouni, Koné, Bisevac, Labidi; D'Arpino, Mvuemba, Malbranque; Benzia, Beauvue y Kalulu. Dos conocidos del fútbol español como Koné, que la pasada temporada estuvo en el Málaga, y Beavue, que fichó por el Celta hace dos temporadas y actualmente se encuentra cedido en Leganés.

El Villarreal se impuso en el Stade de Gerland

El encuentro en tierras francesas estuvo muy parejo en cuanto a dominio del esférico, aunque el equipo amarillo tenía la posesión a favor ligeramente. En cuanto ha llegadas a portería, el partido también estuvo muy equitativo. Tiraron los mismos tiros a puerta (12) y los mismos fueron entre los tres palos (6). El factor efectividad decantó la balanza a favor de un Villarreal que esa temporada demostraría que ese dato cobraría mucha fuerza. Acabó en cuarto lugar en la tabla doméstica, en semifinales de la Europa League y en octavos de Copa del Rey. Firmando una de las mejores temporadas de su historia.

Un gol de Bruno Soriano de penalti en el minuto 31 puso tierra de por medio en el marcador en la primera parte. Leo Baptistao en el minuto 54 puso el definitivo 2-0 en el electrónico. El Stade de Gerland observó como su equipo no lograba sacar un buen resultado ante uno de los rivales que tendría en competición europea. El Villarreal por su parte se hizo grande ante uno de los equipos más conocidos y respetados en el fútbol internacional.

Leo Baptistao, uno de los protagonistas de aquel duelo | Imagen: María José Segovia (VAVEL)
Leo Baptistao, uno de los protagonistas de aquel duelo | Imagen: María José Segovia (VAVEL)

El cuadro amarillo visitará de nuevo tierras francesas, esta vez de manera oficial. El único objetivo es sacar un buen resultado para el partido de vuelta. La eliminatoria se decidirá ante miles de aficionados groguets que se dejarán el alma animando a su equipo en el Estadio de la Cerámica.