Nunca caminarás solo

El próximo día 26 de mayo, en Kiev, el Real Madrid se va a enfrentar en la final de la Champions al equipo insignia de Liverpool, la ciudad inglesa más musical, cuna de The Beatles entre otros grupos conocidos, y cuyo himno es coreado dentro y fuera de su estadio. Es un buen momento para conocer un poco la historia del “You'll Never Walk Alone.”

Nunca caminarás solo
Bandera del Liverpool Football Club Fuente: PxHere, imagen libre

Liverpool es uno de los enclaves ingleses más visitados. No solo contribuye a ello su casco antiguo, declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, ni su más que significativo poder marítimo, ejemplarizado tanto en el propio escudo de la ciudad, como en su nombre ("pool" significa “piscina”), o en su actividad marítima, siendo el segundo puerto de importancia del Reino Unido después de Londres. Un puerto con una larga historia. Además, fue uno de los más poderosos de la Compañía de las Indias Occidentales y uno de los más activos en el tráfico atlántico de esclavos.

Escudo de Liverpool con los cormoranes (liverbird) y Neptuno y Tritón como tenantes (PD).
Escudo de Liverpool con los cormoranes (liverbird) y Neptuno y Tritón como tenantes (Public Domain)

Aparte de todo eso, y pese a que su lema reza “Dios nos ha dado esta tranquilidad” (Deus Nobis Haec Otia Fecit, cita de Virgilio en las Bucólicas, elogiando la vida campestre), Liverpool es un destino casi obligado para los amantes de la música y para los aficionados al fútbol. Actividades ambas nada tranquilas.

El Liverpool Football Club es uno de los equipos punteros de Europa y sus aficionados unos de los más fieles de toda la liga inglesa. Es el buque insignia de la ciudad, con permiso de The Beatles, su otro plato fuerte. Fútbol y música se unieron a principios de los años 60, cuando el equipo de Liverpool eligió la canción You'll Never Walk Alone como su himno y es cantada desde entonces a pleno pulmón por los aficionados en los inicios de cada uno de sus encuentros.

You'll Never Walk Alone fue una de las canciones compuestas por Richard Rodgers y Oscar Hammerstein II para un musical de Broadway llamado Carousel , adaptación de la obra de teatro Liliom (1909), del húngaro Ferenc Molnár (el autor también de El Cisne, obra en la que se basó el guion de la última película de Grace Kelly). El musical se estrenó en abril de 1945 y fue un éxito desde el principio, llegándose a realizar una versión cinematográfica en 1956 con el mismo título y dirigida por Henry King (la canción la cantan Shirley Jones y Claramae Turner). Hay una versión televisiva de 1967 y hasta Hugh Jackman la tiene en mente para una nueva realización. La historia es bastante triste, pues es la melodía que se le canta a una chica tras el suicidio de su amado, un muchacho encargado del carrusel del título, que se convierte en atracador para salir adelante y se ve acorralado por la policía.

Gerry & The Pacemakers en 1964 (PD).
Gerry & The Pacemakers en 1964 (Public Domain)

Pero la canción caló tanto entre el público que traspasó las fronteras del musical y se convirtió en una de las favoritas para ser versionada. Una de esas versiones fue la que Gerry & The Pacemakers, grupo musical de Liverpool, realizó en 1963 y que terminó por identificar a su equipo de fútbol.

Fueron los mejores tiempos de un equipo acostumbrado a ganar desde su fundación en 1892 y que había descendido a la segunda división inglesa en 1950. Hacia finales de la década, en la temporada 1958-59, se hace cargo del club Bill Shankly (1913-1981) y las cosas cambiaron radicalmente. El club ascendió nuevamente a la First Division en 1962 y volvió a ser campeón de liga en 1964, tras 17 años de sequía copera. Shankly, artífice también del cambio de color del uniforme del equipo (rojo “como diablos” desde entonces), se convirtió en el héroe de Liverpool.

Puertas Shankly en el Anfield Road de Liverpoo (PD).
Puertas Shankly en el Anfield Road de Liverpool (Public Domain)

Hoy, además de una estatua en su honor en la entrada del estadio Anfield Road (con la frase "He made people happy” - "Él hizo feliz a la gente"), las Puertas Shankly fueron erigidas en agosto de 1982 (casi un año después de su fallecimiento), situando sobre ellas el título de la canción del himno, You'll Never Walk Alone. Actualmente, el Liverpool es el club inglés con mayor número de títulos internacionales. 

Primer equipo del Liverpool Football en la temporada 1892-93 (PD).
Primer equipo del Liverpool Football en la temporada 1892-93 (Public Domain)

You'll Never Walk Alone, como antes se comentaba, es una de las canciones más versionadas de la historia del musical. Además de la histórica interpretación de los Pacemakers, que la llevaron al número 1 de las listas británicas, ha sido cantada por Frank Sinatra (que hizo lo propio en las listas de éxitos estadounidenses), Elvis Presley, Johnny Cash, Barbra Streisand, Judy Garland, Doris Day, Nina Simone, Louis Armstrong… Jerry Lewis la cantaba en todos los finales de las ediciones del Teletón benéfico que organizó para la Asociación Norteamericana de Distrofia Muscular entre 1966 y 2011. Es también cantada en algunas fiestas de graduación inglesas y otros clubes de fútbol la tienen igualmente como himno, pero no es lo mismo. You'll Never Walk Alone es el himno del Liverpool y todo el mundo lo sabe.

Cuando camines a través de una tormenta,
Mantén la cabeza alta,
Y no temas por la oscuridad;
Al final de la tormenta encontrarás la luz del sol
Y la dulce y plateada canción de la alondra.
Sigue a través del viento,
Sigue a través de la lluvia,
Aunque tus sueños se rompan en pedazos.
Camina, camina, con esperanza en tu corazón,
Y nunca caminarás solo,
Nunca caminarás solo.

Sin embargo, solo cabe esperar que toda la suerte del mundo acompañe esta vez al Real Madrid el próximo día 26 en Kiev. Este equipo tampoco camina nunca solo.

Fuentes: Wikipedia, PxHere, Youtube, IMDb, Página oficial de Liverpool Football Club, Página oficial de Gerry and the Pacemakers, Liverpool City Council.