El Villa de Aranda dice adiós a la quinta plaza en 'La Catedral'
Ander Ugarte lanzando a portería (Foto: Íñigo Alzugaray, www.navarra.com).

No pudo ser. El Villa de Aranda acudía a Pamplona con la intención de rubricar la quinta plaza de la tabla, pero el Anaitasuna quiso brindarle a su afición una despedida acorde al apoyo recibido en la final a cuatro de la Copa del Rey. Los de Jacobo Cuétara, que disputaba su último encuentro al frente de los arandinos, empezaron mandando en el marcador y dominaron el partido durante los primeros minutos. Sin embargo, se desinflaron al final de la primera parte y el Anaitasuna aprovechó para marcharse al descanso con una renta de cuatro goles (18-14).

Los burgaleses eran conscientes de que debían revolucionar el partido en la segunda mitad, pero no pudieron resistir las acometidas locales nada más reanudarse el encuentro y la diferencia continuó aumentando (20-14). Sin embargo, como ya demostrara ante el Barça en la pasada jornada, el Villa de Aranda no se achanta ante situaciones difíciles y fue capaz de meterse de nuevo en el partido (25-23); pero el Anaita supo reaccionar antes de que la sangre llegara al río y acabó llevándose un partido en el que no pasó demasiados apuros (35-29).

El Villa de Aranda pagó demasiado caro la 'pájara' de la primera mitad

Tras un inicio muy igualado, el Villa de Aranda fue el primero en adquirir un pequeña ventaja (4-5), gracias principalmente al acierto de Roberto Sánchez y Javi Muñoz. Sin embargo, a partir de ahí, el Villa de Aranda sufrió una desconexión total que se tradujo en un parcial de 5-0 por parte de los navarros, liderados por Costoya y Silva.

Los visitantes no fueron capaces de anotar durante seis minutos, y la diferencia se elevó hasta los seis tantos (15-9). Aun así, el Villa de Aranda pudo despertar a tiempo y maquilló un poco el resultado con el que se llegó al descanso para seguir vivo en el encuentro (18-14).

El Anaita supo administrar su ventaja

El Villa de Aranda era consciente de que debía intentar algo diferente en la segunda parte para sorprender a los pupilos de Juanto Apezetxea. Sin embargo, el Anaitasuna endosó un parcial de 2-0 nada más regresar a la pista (20-14) y aunque el Aranda lo intentó todo, nada pudo hacer para evitar que los navarros siguieran poniendo tierra de por medio (24-17).

A pesar de lo abultado del marcador, los visitantes no tiraron la toalla en ningún momento del choque, y su esfuerzo se vio recompensado. Sorprendentemente, el Villa de Aranda consiguió meterse de nuevo en el partido (25-23) gracias a la aportación del cañonero Nantes y del infalible Javi Muñoz. Sin embargo, la reacción visitante no fue a más y el Anaitasuna recuperó el control del encuentro por medio del joven guardameta Sergey, cuya aportación fue secundada por Nadoveza en ataque. El resultado final del partido fue de 35 a 29.

El marcador definitivo provoca que el Villa de Aranda abandone la lucha por la quinta posición, puesto que en la última jornada descansará, y solo aspire a la sexta plaza. Por su parte, el Anaitasuna se mantiene en la séptima posición, pero ahora a un punto del Aranda y a dos del Cangas -quinto clasificado-, que empató ante el Teucro.

Próxima jornada

El Anaitasuna cerrará la temporada visitando al subcampeón de Liga, el Naturhouse. Los de Jota González ya no se juegan nada, pero tratarán de despedirse de su afición hasta la próxima campaña con una victoria. Además, tienen una cuenta pendiente con los navarros, pues los de Apezetxea les eliminaron en las semifinales de la pasada fase final de la Copa del Rey.

Por su parte, el Aranda no disputará ningún encuentro la próxima semana, puesto que le tocaría enfrentarse al desaparecido BM Aragón. De esta manera, los burgaleses se centrarán en resolver los problemas financieros que amenazan la estabilidad del club, pues un grupo de jugadores ha interpuesto una denuncia por impagos a la entidad arandina.

VAVEL Logo