Prometen ‘Siri’ y ‘Bandido’ una guerra azteca
FOTO: matchforecaster.com

Ya sólo queda contar las horas para presenciar uno de los combates más esperados del año, luego de que tanto Orlando “Siri” Salido como Francisco “Bandido” Vargas, quienes se verán las caras este sábado en el StubHub de Carson, California, superaran sin dificultades al rival más complicado que tiene un boxeador: la báscula.

En juego estará el campeonato súper pluma del Consejo Mundial de Boxeo que posee Vargas, quien marcó 129.6 libras y pareciera ser el favorito no sólo por ostentar el cinturón, sino que su calidad de invicto (23-0-1, 17KO) luce demoledora ante el récord del sonorense (43-13-3, 30KO), quien registró 130 libras, justo el límite de la división.

No obstante, el “Siri” ha sido monarca mundial en dos ocasiones, y en su historial aparecen rivales como Juan Manuel Márquez, Mike García, Vasyl Lomachenko y Yuriorkis Gamboa, además de que su última contienda ante Rocky Martínez, que concluyó en empate, ha sido uno de los más descarados robos de los últimos años, pues Salido dominó gran parte de la contienda; en cambio, el capitalino realizará su primera defensa y recibió mucho castigo de Takashi Miura, a quien derrotó sorpresivamente.

Por la explosividad de ambos boxeadores, desde que se anunció el enfrentamiento causó expectativa, invocando los grandes enfrentamientos entre mexicanos. A inicios de la década pasada, Marco Antonio Barrera y Erik Morales conformaron una trilogía de época; años después, Rafael Márquez e Israel Vázquez se masacraron en cuatro combates,  tan explosivos y dramáticos, que los primeros dos, realizados en 2007 y 2008, fueron catalogados como la “pelea del año” por la revista Ring Magazine.

Desde las sorprendentes batallas de Rubén Olivares y Jesús Castillo en los 80; las que sostuvo Carlos Zárate con Lupe Pintor y Daniel Zaragoza en los 80; o recientemente Abner Mares y Leo Santacruz, cuando se enfrentan dos gladiadores aztecas, y más aún si está en juego un cetro mundial, es garantía de espectáculo, y se espera que tanto Vargas-Salido no sea la excepción. 

VAVEL Logo