Movistar Inter encarrila la Liga tras remontarle al Barça Lassa
Movistar Inter encarrilla la liga tras remontarle al Barça Lassa (Foto: LNFS)

Con un nuevo lleno en el Jorge Garbajosa del Parque Corredor de Torrejón de Ardoz, arrancó el segundo duelo de la serie por el título entre el Movistar Inter y el FC Barcelona Lassa. Con un ritmo frenético y cargado de tensión, ambos conjuntos mostraban sus cartas con descaro desde el bocinazo inicial.

La intensidad en las acciones desembocó en un juego trabado, con lo que ambos equipos se cargaron de faltas -y de tarjetas-, llegando a las cinco faltas cuando apenas se habían jugado diez minutos de final.

Hasta el primer gol del choque, que llegó a los nueve minutos gracias a un penalti de Aicardo a Ricardinho y que convirtió Borja, tanto Movistar Inter como FC Barcelona Lassa tuvieron varias ocasiones para inaugurar el marcador. Las más claras, una de Rivillos -que sacó Paco Sedano- y otra de Dyego, que se topó con el poste. Borja, que también hizo el 1-0 en el partido del jueves, fue el encargado de revolucionar el encuentro, que se volvió loco de ahí hasta el intermedio. Goles, faltas, más tarjetas e incluso una multitudinaria tangana y muchísima intensidad en el segundo ecuador de la final.

Tras el 1-0 de Movistar Inter, contestó de inmediato el cuadro de Marc Carmona. En la siguiente acción, Saad asistía a Wilde y el pívot brasileño fusilaba por bajo a Jesús Herrero. Acto seguido rozó el tanto Marc Tolrà, que también se topó con Jesús Herrero. Lo mismo le sucedió a Ricardinho, que tras sacarle la sexta falta a un desacertado Bateria -aún no está recuperado de la lesión que le ha tenido apartado durante dos meses- pudo poner por delante a los interistas con su lanzamiento desde los diez metros.

Dos minutos después, llegó un nuevo doble penalti, en esta ocasión para el bando culé, tras una falta de Daniel. Sergio Lozano no perdonó y estableció el 1-2 con un lanzamiento imposible para el meta torrejonero.

No se descompuso Movistar Inter, que pudo empatar de nuevo tras dos acciones en las que no estuvieron acertados ni Borja ni Carlos Ortiz. Fue el preludio de lo que se le venía los de Jesús Velasco, ya que instantes después Cardinal vio la segunda amarilla, dejando a los de Torrejón en inferioridad durante dos minutos.

En ese tiempo Sergio Lozano tuvo dos lanzamientos desde los diez metros, pero ya no estuvo tan inspirando como anteriormente. En el primero estrelló el balón en el poste y en el segundo, en el cuerpo de Jesús Herrero.

Celebraba ya el interismo la defensa heroica de sus jugadores en inferioridad pero fue cuando llegó el 1-3. A falta de un segundo para recuperar su quinto jugador, Movistar Inter vio como el Barça daba un golpe mortal. Sergio Lozano, en una pared con Wilde, firmaba su segundo gol del día y ampliaba la ventaja para los catalanes antes del descanso, al cual se llegó después de una tangana entre la totalidad de los dos equipos.

Tras el paso por vestuarios el ritmo de juego bajó en intensidad. El Barça dio un paso atrás, esperando al rival en media cancha. Mientras tanto, Movistar Inter manejaba la pelota en cancha rival y ponía a prueba a Paco Sedano con disparos de media distancia. El mostoleño se hacía una muralla infranqueable ante los Rivillos, Borja, Ricardinho, Pola…

Foto: LNFS

Pero, entrados ya en el último cuarto de juego y cuando más apagado estaba todo, llegó la reacción de Movistar Inter. En apenas medio minutos, Rivillos -llegando al segundo palo- y Carlos Ortiz -aprovechando un par de rechaces- hacían el 3-3 con el que el partido daba un giro totalmente inesperado en esos instantes. Entre ambos goles hubo tiempo para Aicardo, en uno de los primeros ataques de los barcelonistas en la segunda mitad, rozara el gol para su equipo.

Restaban más de siete minutos y el choque se volvía a poner tan frenético como en el último tramo de la primera mitad. Con ambos equipos lanzados a por el gol, éste podía llegar para cualquiera de los dos bandos, si bien es cierto que el mayor peligro llegaba por parte de los locales.

Pola, Borja, Humberto y Darlan obligaron a que Paco Sedano sacara lo mejor de sí mismo. Pero, a falta de dos minutos, Darlan hacía el golazo de lo que se lleva de final con un disparo desde la banda izquierda, con el que Movistar Inter se ponía por delante.

Marc Carmona se la jugó con Saad como portero-jugador. Tras la mala experiencia del pasado jueves, los jugadores del Barça estaban obligados a lanzarse a por la igualada, que pudo llegar por medio de Dyego, Ferrao y Aicardo. No lo hicieron y Ricardinho, como hizo hace menos de cuarenta y ocho horas, sentenció el partido y quién sabe si definitivamente la final.

VAVEL Logo