San Francisco no perdonó a Seattle
Richie James Jr. realiza una carrera de 97 yardas para touchdown. Foto: San Francisco 49ers

San Francisco no perdonó a Seattle

Los 49ers sorprenden a los Seahawks en tiempo extra y le recuerdan al pateador, Sebastian Janikowski, que en playoff todo punto será valioso.

pbarrese
Patricio Barrese

Seattle dejó pasar una oportunidad inmejorable para asegurarse en el pasaje como comodín para la post temporada. Janikowski falló un punto de conversión que terminó siendo decisivo. Un partido que en principio no prometía grandes emociones, se convirtió en uno de los más atractivos de la jornada dominical. Fue 23-26 para los de California.

PRIMER CUARTO

La visita inició el encuentro en Santa Clara con la especialidad de la casa: acarreos de Chris Carson hasta la zona roja para demostrar desde temprano que no tenía problemas en absorber toda la responsabilidad ante la ausencia de Rashaad Penny. Russell Wilson no quiso quedar mal con su mejor corredor y colocó un pase certero de 5 a yardas a Doug Baldwin para el primer touchdown de la tarde.

Los 49ers no quisieron ser menos y demostraron lo importante que son los equipos especiales. Richie James Jr. devolvió la patada de Sebastian Janikowski con una carrera de 97 yardas para anotar y poner a San Francisco al frente porque el mismo Janikowski falló el punto de conversión y no sería un dato meno de cara al final. Los partidos son largos, pero las primeras jugadas fueron un fiel reflejo de lo atractiva que sería la tarde en California.

SEGUNDO CUARTO

A pesar de las constantes lesiones que sufrieron durante toda la temporada, los 49ers demostraron que tienen material suficiente para plantarse ante cualquier franquicia. Kyle Shanahan, su entrenador en jefe, realizó una buena lectura inicial y cargó su ofensiva con los tight end George Kittle y Garrett Celek que anotó tras recibir un envío a domicilio de 41 yardas por parte de Nick Mullens.

Pete Carroll comenzaba a masticar su chicle con más fuerza porque la situación estaba realmente complicada. Ni siquiera una nueva anotación de Baldwin, que dejó en ridículo a Richard Sherman para llevar el marcador 13-14, podía traer tranquilidad.

TERCER CUARTO

La lluvia ya azotaba a San Francisco y el retorno del medio tiempo fue tan feo como el clima. Poca movilidad de balón, muchas infracciones y hasta irresponsabilidades como la de Emmanuel Moseley que le costó un castigo de 15 yardas (en zona roja) por arrojar el ovoide a un rival en el rostro, fue lo más destacado de un cuarto que pareció totalmente ajeno al encuentro.

FINAL Y TIEMPO EXTRA

La fuerza de piernas de Chris Carson determinó que el partido se empatara en 20 con todo un cuarto por jugar. Ambas defensivas demostraron sus especialidades cuando más lo necesitaban. Seahawks y el ahogo a los quaterbacks rivales. Por su parte, 49ers le recordó a sus rivales que son un hueso duro de roer cuando tienen que detener por tierra.

Con un gol de campo para cada uno y empatados en 23, inició el tiempo extra. Es imposible no recordarla a Janikowski que si hubo paridad en el Levi´s Stadium, en parte, fue por la conversión fallida en el amancer del cotejo. Un error que tomó una dimensión mucho más grande cuando Robbie Gould transformó una patada de 36 yardas en algo más que tres puntos. Fue la victoria para San Francisco.

Pete Carroll y sus Seahawks sufrieron una derrota dolorosa e inesperada. Su clasificación como comodín no peligra y dependen exclusivamente de ellos mismos. Sin embargo, es un hecho a tener en cuenta porque en la siguiente etapa algunos errores no se perdonan.

MEDIA: 5VOTES: 1
VAVEL Logo