Missy Franklin y Van der Burgh se retiran
Missy Franklin se prepara para competir en una semifinal de las pruebas olímpicas de EE.UU. / Foto: Team USA

Missy Franklin y Van der Burgh se retiran

La estadounidense deja las competiciones por sus lesiones en el hombro y el sudafricano ha decidido un cambio en su vida tras proclamarse campeón del mundo de 100 braza en piscina corta.

nuria-bermudez-egidos
Nuria BermúdezEgidos

A través de una carta anunciaba la nadadora estadounidense Missy Franklin su retirada. En ella define la natación como “Mi primer amor. Estar en el agua me dio una sensación de libertad, juego y alegría. Era donde yo podía estar completa y absolutamente siendo yo misma, sin restricciones ni limitaciones” y es lo que ha ido demostrando en cada brazada y en cada competición. Se trata de una carta muy personal donde nos relata su trayectoria y las razones por las que ha decidido abandonar la natación.

Franklin cuenta el calvario que pasó en el momento más duro de su lesión de hombro mientras se preparaba los Juegos Olímpicos de Río 2016. La nadadora sufrió depresión, ansiedad e insomnio a causa del dolor del hombro que comenzó a principios de 2016.

Missy Franklin, con 23 años, es considerada una de las mejores nadadoras estadounidenses de la historia. Cuenta con cinco medallas olímpicas, seis oros en el Mundial de Barcelona 2013 y el récord del mundo en los 200m espalda de Londres 2012 que después de seis años todavía sigue vigente.

En la carta la nadadora anuncia que “me llevó mucho tiempo decir las palabras “Me retiro”. Un tiempo muy largo. Pero ahora estoy preparada”. De esta forma, la nadadora pone punto y final a su trayectoria profesional en la piscina para poner rumbo hacia un cambio de vida donde ella misma escribe: “Comencé a darme cuenta de que mi mayor sueño en la vida, más que el oro olímpico, ha sido siempre ser madre.”

De una gran nadadora nos vamos a un gran nadador como es el sudafricano Cameron Van der Burgh.

Van der Burgh saltando a la piscina en una prueba / Foto: FINA
Van der Burgh saltando a la piscina en una prueba / Foto: FINA

Van der Burgh se despidió de la natación con un oro y récord de los campeonatos en los 100m braza de los campeonatos mundiales de Hangzhou. El nadador sudafricano comunicó su inesperada decisión a través de una rueda de prensa.

El bracista hacía tiempo que había anunciado su retirada después de los Juegos Olímpicos de Tokyo 2020, pero tras casarse y aceptar un nuevo trabajo, ha decido que este el momento oportuno para poner fin a su trayectoria en la competición.

El nadador sudafricano es considerado uno de los mejores bracistas de los últimos tiempos. Van der Burgh ha ganado el oro olímpico en 100m braza en Londres 2012, plata en 100m braza en Río 2016, dos títulos mundiales de 50 braza, tres títulos mundiales en piscina corta y otros muchos éxitos en multitud de competiciones.

De esta forma, dos grandes nadadores a nivel mundial, ponen fin a la competición en la natación para cambiar de rumbo sus vidas y así avanzar en su vida personal.

VAVEL Logo