NFL Mock Draft Vavel 2.0
El Mock Draft 2.0 de NFL Vavel (Foto: NFL).

NFL Mock Draft Vavel 2.0

Llega la segunda entrega de la simulación del día de Draft de NFL Vavel, con el lanzamiento oficial del Podcast de esta redacción.

agustin-esposito
Agustin Esposito

La temporada ha terminado y con ella se abre una de las etapas más divertidas del calendario de la NFL: el Draft. En NFL Vavel ya puedes encontrar el Mock Draft 1.0, que dejo algunas sorpresas en los picks, siempre con la justificación correspondiente en cuanto al análisis. 

Con esto dicho, llega el Mock Draft 2.0 con varias novedades. Dentro de lo que es la simulación en sí (para recordar, el objetivo de un mock es simular el día del Draft), se incorporaron los trades y una explicación más minuciosa de las necesidades y selecciones de cada equipo. Y fuera de la nota en sí, existe un anuncio importante por hacer. 

NFL Vavel se enorgullece de presentar NFL Vavel Podcast, el programa oficial de la redacción de esta sección. Nuestros lectores van a poder disfrutar de toda la actualidad de la NFL no solo en Vavel.com sino que también en formato audio, utilizando como plataformas tanto a Ivoox como a Spotify. Para inaugurar el proyecto, este Mock Draft 2.0 será el protagonista de los dos primeros episodios del ciclo. Los mismos se pueden encontrar en: 

Con los anuncios importantes realizados, así eligieron los especialistas de NFL Vavel para los distintos equipos de la liga

#1 Arizona Cardinals: Nick Bosa, DE, Ohio State 

Los Cardinals tiene que aprovechar su pick 1 para elegir posiblemente al mejor jugador del draft. Aunque tienen varias necesidades tanto en ataque como en defensa, la dupla Chandler Jones y Nick Bosa sería de las mejores en la liga y podrían apuntalar su defensa para los próximos 5 años. 

Bosa es un edge rusher completo. Sus principales características son un primer paso explosivo, fuerza y una técnica de manos impresionante para superar a sus rivales. Sin duda sería un jugador que tendría un impacto inmediato en la defensiva de los Cardinals. 

Mauricio Jiménez. 

#2 San Francisco 49ers: Josh Allen, EDGE, Kentucky 

El objetivo de los 49ers en este draft pasará por mejorar una defensiva que permitió 27.2 puntos por juego, finalizando quinto en ese rubro en toda la NFL. En la temporada regular, San Francisco se ubicó en el puesto Nº 15 con 37 capturas, pero 12 de ellas fueron de DeForest Buckner. De esta manera, será imprescindible buscar un jugador dominante que acompañe a Buckner y transforme la defensiva en una línea intimidante para cualquier quarterback rival. 

La elección de Josh Allen podrá solucionar muchos problemas que viene arrastrando la defensiva de San Francisco. En su último año, el elegido Jugador Defensivo del Año de la SEC tuvo 17 capturas, incluyendo tres en el Citrus Bowl ante Penn State. Es un jugador potente con mucha vehemencia para presionar al quarterback rival y dada su velocidad puede jugar como apoyador externo. 

Guillermo Ehraije. 

#3 New York Jets: Cody Ford, OG, Oklahoma 

Los Jets deben cuidar a su jugador franquicia, que es Sam Darnold. En su última temporada sufrió más de dos embolsadas por encuentro y por lo tanto necesitan la protección adecuada. Además, todo indica que, en la agencia libre, los neoyorquinos buscaran los servicios del corredor Leveon Bell. Por lo tanto, necesitan un linero ofensivo que sea eficiente en la protección de pase y que genere agujeros para las corridas. Y el mejor jugador en el draft para realizar estos trabajos es el guardia ofensivo Cody Ford. 

Cody Ford tiene un balance y agilidad poco común en un hombre de su talla, habilidades que le permiten defender bien a su mariscal.  Asimismo, es un excelente bloqueador, muy potente, capaz de crear muchos huecos y dada su velocidad, rápidamente llega a bloquear en un segundo nivel. Tiene brazos muy largos y gran técnica en el uso de las manos que lo hace sumamente efectivo en ambas funciones.  

Christian Torres. 

#4 Oakland Raiders: Greedy Williams, CB, LSU 

Toda buena defensa de la NFL necesita de dos buenos esquineros. Los Raiders ya tienen uno en Gareon Conley, pero falta el segundo. Además, es una defensiva que requiere de varios elementos. Por suerte para ellos, y el rearmado que deben realizar, cuentan con tres selecciones de primera ronda tras los envíos de Mack a Chicago (que además les proporcionó una sexta ronda) y Cooper a Dallas. Y también le sumamos una séptima ronda por el intercambio de Shalom Luani con los Seahawks. Estas condiciones pueden ayudarlos, ya que no solo es necesario un esquinero, sino que tiene puntos flacos en varias de sus líneas.  

Williams puede ser ese hombre que le dé relevancia a esta defensiva. Uno de los rasgos más alentadores del esquinero es su capacidad de transición de la fase para encontrar la pelota en el aire y hacer una jugada en ella. Tiene una muy buena aceleración que le permite quedarse pegado a los receptores. Un gran defensivo cuando el balón está en el aire para accionar de interruptor. 

Cristian Onetto. 

#5 Tampa Bay Buccaneers: Byron Murphy, CB, Washington 

La gran duda de los Buccaneers pasa por un nombre en especial: Jameis Winston. Parece que este no será el quarterback del futuro como se pensaba, pero los últimos reportes indican que estará una temporada más al mando del ataque de Tampa Bay. Con esto en claro, la primera necesidad del conjunto de Florida pasa por su secundaria.  

Es aquí donde entra Murphy, un sólido esquinero que destaca en su cobertura en zona. Sería una magnifica adquisición para el equipo de Bruce Arians. Lo más flojo del egresado de Washington pasa por el detener la carrera, pero podría mejorarlo sin problemas. Cuatro Intercepciones en el año, una para pick six, 13 pases defendidos y 58 tackles combinados hacen de Murphy uno de los mejores jugadores en su posición para este próximo draft. 

Fernando Apa. 

#6 New York Giants: Drew Lock, QB, Missouri 

Está claro hace un tiempo que la máxima necesidad de los dirigidos por Pat Shurmur es la de mariscal. Si bien Eli Manning se quedará un año más, tener tu llave de escape ante la presión de la prensa de la gran manzana debe ser prioridad para los Giants, además de que sería un movimiento pensando a futuro. 

Lock es lo más sólido dentro de una clase de QBs que deja que desear. Tiene muy buen brazo y buena precisión en tiros cortos, aunque esta se va cuando intenta realizar una jugada grande. Con algo de trabajo, se convertirá en un titular aceptable en sus primeros años en la liga. 

Agustín Esposito. 

#7 Jacksonville Jaguars: Dwayne Haskins, QB, Ohio State 

La necesidad de los Jaguars es un mariscal de campo. La era Blake Bortles ha llegado a su fin, incluso fue sustituido a mitad de temporada por Cody Kessler. El nuevo coordinador ofensivo John DeFilippo contará con el respaldo del equipo para buscar a su quarterback franquicia en el draft. 

Haskins demostró en Ohio State que tiene un brazo potente y sobre todo preciso, es capaz de completar pases a través de ventanas muy pequeñas y además posee buena lectura para pasar anticipadamente. Tiene que mejorar mucho su movilidad dentro y fuera del pocket, y también aprender a no tomar decisiones inadecuadas cuando se encuentre bajo presión.  

Mauricio Jiménez. 

#8 Detroit Lions: Quinnen Williams, DT, Alabama 

El primer año de Matt Patricia al frente de Detroit no tuvo los resultados esperados y las necesidades de cara a un nuevo draft son muchas. Sin embargo, los Lions no han tenido mucho éxito en la búsqueda de talento bajo la dirección del gerente general Bob Quinn. De cara a draft 2019, necesitan un defensor de impacto que pueda ayudar a una unidad que se sintió abatida toda la temporada. El objetivo deberá ser componer una línea defensiva fuerte que imponga miedo en la ofensiva rival, algo que ha faltado en los últimos años. 

Quinnen Williams tiene potencial All-Pro si juega al nivel que le vimos en Alabama. Ofrece una importante combinación de potencia, explosión, flexibilidad y técnica para atacar huecos, derrotar bloqueos y aplicar presión constante al mariscal de campo. En Alabama, Quinnen Williams ocupó el quinto lugar con 33 tacleadas, rubro liderado por Deionte Thompson con 47. Podría convertirse en la cara de esta unidad defensiva. 

Guillermo Ehraije. 

#9 Buffalo Bills: D.K. Metcalf, WR, Ole Miss 

Los Buffalo Bills necesitan proveer de armas al mariscal Josh Allen. El grupo de receptores de los Bills fue de lo peor de la NFL en su última temporada, por lo tanto, es de extrema necesidad adquirir un receptor. Que ningún receptor supere el promedio de 41 yardas y 4 recepciones por encuentro indica la carencia de jugadores de calidad en esta posición. Buffalo Bills pretendía que el receptor de segundo año,  Zay Jones sea el líder esta franquicia en este su rubro y su labor fue muy pobre. 

Metcalf es el mejor receptor drafteable esta temporada.  Es un receptor alto, pero con una gran velocidad y gracias a su excelente trabajo de pies un ejecuta de gran manera sus rutas asignadas. Tiene manos muy seguras y suele ganar sus enfrentamientos en aire cuando el balón en disputa. Además, tiene una gran aceleración que le permite lograr muchas luego de la recepción. Su único problema, pero seguramente estará solucionado para cuando comiencen los entrenamientos, es que en su último año en Ole Miss sufrió una lesión en su cuello que le provoco que se termine la temporada después de solo siete juegos.  

Christian Torres. 

#10 Miami Dolphins (trade con Denver Broncos): Kyler Murray, QB, Oklahoma 

TRADE: los Broncos tienen como una de sus necesidades la posición de mariscal, pero tal vez el jugador que Cristian Onetto tenía pensado ya fue seleccionado, así que Mauricio Jiménez, GM del pick de Broncos, decide aceptar la venta de este pick con el intercambio de sus primeras rondas (Miami recibe este pick mientras que los Broncos se hacen con la selección #13 y una segunda ronda para el Draft 2020). 

Adam Gase fue despedido al final de la anterior temporada y con él Ryan Tanehill también se irá de Miami. Los Dolphins buscaran su mariscal de campo del futuro en el draft, y no hay mejor opción que el ganador del trofeo Heisman Kyler Murray. 

Murray, quien finalmente se presentará el draft de la NFL, tiene el pedigree de jugador de baseball por lo mismo puede completar lanzamientos desde cualquier plataforma con mucha fuerza y precisión. Debe mejorar cuando siente presión en el pocket ya que en muchas ocasiones baja la cabeza y corre con el ovoide cuando tiene opciones de pase. 

Mauricio Jimenez. 

#11 Cincinnati Bengals: Devin White, LB, LSU 

Los Bengals fueron el peor equipo de la AFC norte, incluso luego de un comienzo que entusiasmo a sus fans. Fueron el tercer equipo con más puntos en contra en toda la liga y necesitan solidificar esa unidad de manera urgente, sobre todo en el centro del campo. La búsqueda de un Linebacker urge a Cincinnati y tiene la posibilidad de llevarse uno de los mejores disponibles, Devin White. 

El egresado de LSU tiene todo para ser una estrella de la NFL. Dueño de una diciplina y un movimiento lateral muy bueno, es capaz de cubrir en zona de manera muy eficaz y es dueño de un primer paso muy explosivo, el cual, en jugadas de Blitz, le permiten superar líneas defensivas como lo demuestran los 12 tackles para perdidas de yardas y los 3 sacks que tuvo durante la última campaña. 

Fernando Apa. 

#12 Green Bay Packers: Jachai Polite, OLB, Florida 

No se puede negar que el trabajo de Mike Pettine con esa defensa este año ha sido muy destacable. El coordinador defensivo ha sacado jugo a un equipo falto de talento en algunos lugares de la cancha, especialmente en esa línea defensiva. Un OLB es prioridad, y Polite encaja perfecto. 

El ahora ex Gator ha tenido una excelente carrera colegial. Todavía tiene algunas cosas que aprender en coberturas, pero a la hora de presionar al QB se convierte en una bestia difícil de parar, con una capacidad increíble de romper la bolsa de protección. Green Bay saldría ganando con un jugador con mucha explosividad y gran potencial. 

Agustín Esposito. 

#13 Denver Broncos: Greg Little, OT, Ole Miss (trade con Miami) 

La línea ofensiva de Broncos necesita nuevas herramientas para ser dominante como en otras temporadas, y teniendo en cuenta la renovación de Keenum como su QB, esta pasa a ser su primera necesidad. También deberán buscar reforzar algunos puestos claves de la defensa, ya que no fue tan dominante como se esperaba, pero para eso habrá tiempo. Hoy su urgencia pasa por el lado ofensivo y eso es lo que tratarán de encontrar en esta primera ronda del draft. 

Hay muchas fortalezas en Little; buenos ataques físicos, movilidad, rapidez en los pies, altura, peso y mentalidad. Cuenta con una naturalidad ideal para detener a apoyadores con suma facilidad. Pareciera el hombre que necesita Denver, aunque quizás deba mejorar bastante su técnica para jugar en la NFL. 

Cristian Onetto. 

#14 Atlanta Falcons: Ed Oliver, DT, Houston 

Las lesiones golpearon duro a los Falcons en el lado defensivo, aunque no justifican el nivel decepcionante que tuvo la defensiva en la temporada regular. La unidad estuvo entre las 10 peores en cuanto a puntos permitidos con 26.4 de promedio. En este draft será clave reforzar la unidad con un tackle defensivo talentoso, teniendo en cuenta que podrían perder a Grady Jarrett en la agencia libre. La renovación de Jarrett es una prioridad para el manager Thomas Dimitroff, pero se necesita otro DT para dar profundidad a la posición. 

El Head Coach, Dan Quinn, codicia tener en ese puesto a Ed Oliver. En él, los Falcons obtendrían un jugador de fútbol dinámico y probado que se compara frecuentemente con Aaron Donald. La habilidad de Ed Oliver para penetrar con rapidez en el snap y utilizar sus manos para jugar a través del contacto lo convierte en un ajuste ideal como técnica de tres en una alineación de 4-3. Aunque carece de tamaño, Oliver tiene las herramientas para convertirse en uno de los principales jugadores defensivos de la NFL contra la carrera y el pase.

Guillermo Ehraije. 

#15 Washington Redskins: Marquise Brown, WR, Oklahoma 

Por la lesión del mariscal Alex Smith, seguramente los Redskins irán por un mariscal de campo en la agencia libre. Esto abre el hueco para que la franquicia de la capital de Estados Unidos vaya por un receptor en el próximo Draft, cuya posición es sumamente débil en la actualidad. 

“Hollywood” Brown es un receptor sumamente veloz que se caracteriza en correr las rutas largas. Dada su aceleración y explosividad, tiene una gran facilidad para separarse de sus marcadores. Además, tiene un muy buen movimiento de pies y puede cambiar de dirección fácilmente. Deberá mejorar como posicionar sus manos al momento de atrapar el balón, ya que suelen caerse pelotas relativamente sencillas de ser atrapadas.  

Christian Torres. 

#16 Carolina Panthers: Jawaan Taylor, OT, Florida 

Hay muchos huecos en su lista que deben llenarse, el tema es que no hay suficientes selecciones del draft para hacerlo, y deberán ser inteligentes a la hora de elegir prospectos. Todavía no es seguro que Carolina pueda contar en su totalidad con Cam Newton para la próxima temporada. Juegue o no, necesitan una adición de talento para proteger al mariscal de turno y allanarle caminos a Christian McCaffrey. Está probablemente no sea la única solución que puedan tener para la línea ofensiva, pero vale la pena intentarlo. 

Taylor es un prospecto que coloca bien sus golpes, y que, pese a no ser muy explosivo, lo equipara con su equilibrio y la gran capacidad que tiene para proteger los pases. Su tamaño, sus manos y su fuerza sin dudas son sus mejores habilidades.  

Cristian Onetto. 

#17 Cleveland Browns: Jeffery Simmons, IDL, Mississippi State. 

Esta temporada los Browns empezaron a revertir la imagen de los últimos años, con una campaña que hasta en algún momento los tuvo con esperanzas de ingresar en Playoff. La búsqueda de este año tiene que estar en darle ayuda a Myles Garrett y reforzar esa línea defensiva gracias a la profundidad de la posición en este draft.  

Simmons sería un complemento perfecto para esa línea de Cleveland, con un juego de manos y pies muy perfeccionado, es capaz de llegar al Quarterback contrario con buena velocidad, y con la capacidad de parar el juego terrestre por dentro de la línea de manera eficaz. Sus números este último año fueron, 63 tackles combinados, 18 para perdida de yardas y 2 capturas. Jeffery podría tener un solo problema en su elección, durante el 2016 tuvo una denuncia por golpear a una mujer que podría alejar algunos ojos de él, pero dentro de la cancha es uno más de los grandes linieros que nos traerá esta camada a la NFL. 

Fernando Apa.

#18 Minnesota Vikings: Jonnah Williams, LT, Alabama 

Los Vikings tienen que mejorar su línea en todas sus posiciones, y este pick debe de ser el mejor liniero ofensivo disponible. Sin dudas, un boost en esas posiciones puede darle mucho más tiempo a Cousins y ayudar a mejorar el juego terrestre casi nulo que tuvo Minnesota esta temporada que terminó siendo algo decepcionante para los de Mike Zimmer. 

Williams a esta altura sería un verdadero steal. Durante su carrera con el Crimson Tide demostró excelente una excelente utilización de las manos y buenos movimientos de pies, pero es probable que por su tamaño sea movido a OG en la NFL. La falta de consistencia y la poca capacidad para evitar que le doblen la esquina podría hacerlo bajar hasta aquí. 

Agustin Esposito.

#19 Tennesse Titans: Kelvin Harmon, WR, North Carolina State. 

Los Titans tienen que añadir piezas a su sistema ofensivo. Cuentan con una línea ofensiva buena, un gran cuerpo de running backs y Mariota si se mantiene sano ha demostrado que puede liderar dicha ofensiva. La pieza que les falta es un receptor que estire el campo y Harmon es especialista en ello. 

El receptor de NC State viene de su año más productivo en el football colegial con un total de 1186 yardas, pero la estadística más destacable es que tiene un promedio por pase completado de 14.6 yardas, una de las mayores marcas de toda la clase. Su rapidez para correr rutas verticales y su buen uso del físico para ganar balones 50/50 lo convertirían en el complemento perfecto de Corey Davis.

Mauricio Jiménez.

#20 Pittsburgh Steelers: Deandre Baker, CB, Georgia 

Tras una decepcionante temporada, Pittsburgh Steelers tendrá mucho trabajo en el draft 2019. Las energías estarán puestas en la búsqueda de talento para fortalecer una defensiva que brilló por su ausencia. La secundaria de los Steelers ha sido un gran problema en los últimos años, incluso con las recientes selecciones de primera ronda del cornerback Artie Burns (2016) y del safety Terrell Edmunds (2018). Pittsburgh tendrá muchas opciones en cada ronda, por lo que el Manager General, Kevin Colbert, deberá encontrar la mejor disponible y no arriesgar demasiado con una elección “sorpresa”.  

Los Steelers necesitan un esquinero, y unir a Joe Haden y DeAndre Baker sería la opción correcta. El cornerback de la Universidad de Georgia puede que no sea el atleta de la talla de Greedy Williams (LSU) o Byron Murphy (Washington), pero tiene mejores números universitarios. Posee una gran velocidad en larga trayectoria y su capacidad de cambiar de dirección lo distingue del resto.

Guillermo Ehraije. 

#21 Seattle Seahawks: Deionte Thompson, SS, Alabama 

El profundo de la Universidad de Alabama es un jugador ideal para la renovada defensa de los Seahawks.  Como en la próxima temporada no se sabe si el profundo estrella Earl Thomas renovará contrato, el conjunto dirigido por Pete Carroll necesita de un jugador de similares características en caso de no contar con él.  

Thompson es un jugador atlético y veloz. Tiene una gran técnica de tacleo y difícilmente erra uno. Juega rápido y es sumamente agresivo. Además, y gracias a su velocidad, puede ajustar perfectamente su ángulo a la pelota sobre la marcha. Debe mejorar la cobertura en pases largos ya que contra Clemson en el juego por título Nacional se lo vio perdido en un par de situaciones. 

Christian Torres. 

#22 Baltimore Ravens: N´Keal Harry, WR, Arizona State 

Baltimore necesita receptores y es lo que irán a buscar con su primer pick de este draft. Sin dudas necesitan de alguien que les dé un salto de calidad en dicha posición, y que ofrezca mejores opciones aéreas a Lamar Jackson. Es lógico que deban reconstruirse alrededor de su flamante mariscal, y está temporada baja se centrará en esto para los Ravens. Quienes quizás para rondas posteriores también busquen corredores dinámicos que se unan a Edwards y el propio Jackson. 

Harry es una combinación de habilidades atléticas y buenas rutas que pueden vencer defensivas. Muestra buena técnica, armado, y una rapidez muy efectiva. También posee buenas manos para realizar cualquier tipo de atrapada. 

Cristian Onetto. 

#23 Houston Texans: Dalton Risner, OT, Kansas State 

Houston disfruto de una gran temporada regular, terminando primero en la AFC Sur con un récord de 11 - 5, pero una de sus grandes falencias estuvo en la línea ofensiva, tanto en el juego terrestre como en el tiempo que tenía Watson en el bolsillo antes de lanzar. 

Risner es uno de los mejores Tackles de esta generación, sobre todo en el juego aéreo. Su capacidad de manos, juego de pies y movilidad lo hacen especialmente bueno para una ofensiva West Coast, aunque tiene la capacidad de adaptarse a cualquier sistema ofensivo. Su mayor debilidad viene por el juego terrestre, aunque tiene todo para mejorar en este aspecto y ser un gran Tackle en la NFL. 

Fernando Apa. 

#24 Oakland Raiders (via Chicago Bears): Christian Wilkins, IDL, Clemson 

El equipo de Jon Gruden es uno de las franquicias con más necesidades de cara a este Draft. Teniendo en cuenta que ya se cubrieron en cuanto a esquineros con su primer pick, este segundo deberá estar apuntado a tratar de darle algo de explosividad a la línea defensiva. 

Wilkins parece uno de los prospectos más capaces de tener una gran carrera en la NFL. Funcionará en cualquier sistema defensivo, siempre y cuando se lo ponga en el interior de la línea. Explosivo, con una presencia constante a la hora de parar la carrera y un abanico interesante de habilidades a la hora de presionar al QB rival. 

Agustín Esposito. 

#25 Philadelphia Eagles: Mack Wilson, LB, Alabama 

Los Eagles tienen un gran problema la temporada que viene: el salary cap. Están ajustadísimos en este departamento y no tienen otra opción que dejar libres o cortar a uno o varios jugadores. Uno de ellos es el linebacker Jordan Hicks. Aunque no tiene un gran impacto en el presupuesto del equipo, sus lesiones y falta de continuidad en el campo lo llevan a convertirse en un jugador prescindible para los Eagles, por ende, agrega una posición a cubrir por la franquicia. 

Mack Wilson es un apoyador interior muy versátil. Puede jugar parando la carrera cubriendo el campo de ancho a ancho, o caer en cobertura de una manera bastante aceptable. Tendrá que mejorar leyendo al quarterback y esquivando marcas para hacer los tacleos; sin embargo, su versatilidad en el campo encajaría perfecto para el sistema defensivo de Jim Schwartz.  

Mauricio Jiménez

#26 Indianapolis Colts: Clelin Ferrell, DE, Clemson 

La temporada de los Colts sorprendió a muchos y con la selección general Nº 26 en el draft, tienen varias áreas en la cual podrían agregar talentos de primer nivel. Ofensivamente, los Colts tienen la necesidad de un receptor abierto que se complemente con T.Y Hilton. Sin embargo, Indianápolis viene construyendo su equipo en base a una defensiva sólida y eso se vio reflejo el draft pasado con las elecciones de Quenton Nelson y Darius Leonard. 

De gran carrera en Clemson, Clelin Ferrell sería un liniero defensivo ideal para los Colts. Su tamaño, el uso de las manos y su potencia, combinados con su buena explosión y flexibilidad lo transforman en un defensivo temible para cualquier quarterback rival. La temporada pasada, en 15 partidos, Ferrell registró 55 tackles, 20 tackles por pérdida y 11.5 capturas. Estas estadísticas le dieron la posibilidad de obtener el Premio Ted Hendricks, que se otorga al mejor ala defensiva de la nación. 

Guillermo Ehraije. 

#27 Oakland Raiders (via Cowboys): Rashan Gary, IDL, Michigan 

La temporada 2018, fue una mala temporada para el equipo de John Gruden y uno de sus grandes problemas fue la línea defensiva. Sin Khalil Mack (traspasado a Chicago), solo pudieron capturar al mariscal rival en 13 ocasiones en todo el año. Además, en la cobertura de las corridas fueron la tercer peor de toda la NFL. Por estas razones, es urgente que elijan alguien que pueda frenar la corrida por el centro de la línea y también presionar al mariscal rival. 

Rashan Gary, es un liniero que puede jugar tanto de ala defensivo como de tackle defensivo. Su especialidad es frenar la corrida interna. En sus años universitarios logró 23 tackles para perdida de yarda.  Tiene manos muy veloces y se puede deshacer de sus bloqueadores rápidamente. Tiene un primer paso impresionante para un jugador de esta su porte (mide 1,96 mts y pesa 18 kilos), un rasgo que se resalta mejor al jugar en el interior, donde al penetrar está directamente en la cara de los corredores. Debe mejorar su técnica para presionar al mariscal rival. 

 Christian Torres. 

#28 Los Angeles Chargers: David Edwards, OT, Wisconsin

Los Ángeles demostró varias facetas muy fuertes durante la pasada temporada, pero siempre hay margen de mejora, y viendo lo que ocurrió durante el partido de playoff contra los Patriots, esa línea ofensiva merece un boost que dé más tiempo a Rivers y pueda abrir más huecos para el par de grandes corredores que son Melvin Gordon y Austin Ekeler. 

Dentro de esta segunda parte Edwards sería una inmejorable adquisición, ya que el tackle derecho de Wisconsin ha demostrado una capacidad increíble para producir espacios por donde los corredores puedan atravesar las defensas contrarias. Este jugador, que entro en la universidad como TE, aún tiene bastante que mejorar en sus bloqueos para el juego de pase, pero parece tener lo necesario para superarse en esta parte del juego también. 

Fernando Apa. 

#29 Kansas City Chiefs:  Dre’Mont Jones, DT, Ohio State 

Los Chiefs estuvieron a un juego de meterse en la Super Bowl, y su futuro parece seguir en esta senda positiva. Sin embargo, deberá realizar algunos ajustes. La ofensiva de Kansas parece tener casi todo bajo control, y en especial por la mano de su mariscal Pat Mahomes, reciente MVP de la temporada, pero distinta es la realidad de su defensiva, la cual padeció durante todo el año. Por ello su necesidad máxima, y quizás única, esté en este lado de la cancha.  

Jones tiene un muy buen primer paso para desafiar a los bloqueadores. Ocasionalmente llegará tarde a la pelota, pero por lo general tiene una gran rapidez para penetrar. También puede variar el ritmo para sorprender a los linieros, pero deberá mejorar su constancia si quiere ganarse un puesto de titular en la NFL. 

Cristian Onetto. 

#30 Green Bay Packers (via Saints): Brian Burns, EDGE, Florida State 

Si bien este mismo equipo seleccionó un pass rusher extraordinario con el pick N°12, la incorporación de una fuerza que pueda contribuir tanto desde el exterior como del interior no debería ser descartada por los Packers, quienes sufren de una falta de talento marcadas en su front seven. 

Burns es un complemento total. Si bien sus habilidades atléticas lo limiten a ser un OLB que pare la carrera, mudándolo al interior tiene la posibilidad de convertirse en el tipo de liniero que rompe la bolsa constantemente. Su tecnica de manos y pies tiene que mejorar, pero aun asi logra meterse en los backfields rivales y anular acarreos por el medio o presionar al QB. 

Agustín Esposito

#31 Los Ángeles Rams: TJ Hockeson, TE, Iowa 

La ofensiva de los Rams necesita de un ala cerrada élite. TJ Hockeson sería el complemento perfecto de Brandin Cooks y Robert Woods, además de otorgarle una nueva dimensión a la ofensiva de Sean McVay y Jared Goff.  

Hockeson sin duda es el ala cerrada más completo de la clase. Es un excelente corredor de rutas y atrapa muy bien los pases. Tiene buenas manos, sumado a esto, su técnica, fuerza y potencia en el bloqueo es admirable. Llegará a contribuir en el juego aéreo como en el terrestre creando espacios para Todd Gurley y compañía. 

Mauricio Jimenez. 

Pick #32: New England Patriots, Noah Fant, TE, Iowa 

El campeón del Super Bowl LIII tendrá a su cargo la última elección de primera ronda y de cara al próximo draft hay mucha incertidumbre acerca del futuro en la franquicia de algunos jugadores, como es el caso de Rob Gronkowski. De esta manera, los Patriots deberían pensar en encontrar un reemplazo sin importar lo que Gronk decida hacer. Un ala cerrada en primera ronda agregará más talento puro al cuerpo receptores de los Patriots y sería una decisión acertada como una inversión a largo plazo o como un posible beneficio a muy corto plazo. 

Noah Fant es uno de los mejores de su clase y sería una buena adición para la ofensiva de New England. Fant es un jugador del molde de Gronk, ya que lo pueden usar como un bloqueador, algo en lo que Gronkowski sobresale. Sin embargo, sus principales habilidades son como receptor de pases dadas sus características de corredor versátil y explosivo con el balón. En su última temporada con la Universidad de Iowa consiguió 518 yardas y siete touchdowns. 

Guillermo Ehraije. 

MEDIA: 5VOTES: 1
VAVEL Logo