Rumbo a la agencia libre: NFC Oeste
Las cuatro franquicias de la NFC Oeste (foto NFL.com)

Rumbo a la agencia libre: NFC Oeste

La Agencia Libre comienza el próximo miércoles 14 de marzo y las cuatro franquicias de la NFC Oeste buscarán mejorar  las posiciones mas débiles de la temporada pasada.

christian-torres
Christian Torres

Con la apertura del periodo de contratación de Agentes Libres a la vuelta de la esquina (el 13 de Marzo, los equipos podrán contratar jugadores sin contrato) y el Draft 2019 a menos de dos meses, los Gerentes Generales y el staff de entrenadores de cada franquicia trabajan sin descanso. El objetivo es siempre y claro; Mejorar lo realizado en la temporada anterior e intentar que la franquicia sea contendiente a corto y largo plazo. Para lograr esto, primero deben identificar cuáles son las mayores falencias y mejorarlas  y segunda instancia, potenciar o desarrollar aún más, las virtudes que tiene el equipo.

En esta nota hablaremos de las necesidades que tienen las franquicias de la División Oeste de la Conferencia Nacional.  Que las posiciones principales que deben mejorar y porque.

1-Arizona Cardinals 

Arizona fue el peor equipo de la temporada anterior por lo tanto necesitan mejorar en prácticamente todas las posiciones.

El Gerente General, Steve Kleim y el entrenador en jefe, Kliff Kingsbury deben priorizar la protección al mariscal del campo. La temporada anterior la línea ofensiva permitió la tasa más alta de golpes al mariscal de campo en la NFL (en 1 de cada 5 jugadas ofensivo el mariscal era golpeado por la línea rival) y la quinta mayor en capturas con 52 (más de tres embolsadas de promedio). La línea ofensiva también realizó una espantosa temporada en lo referido al ataque terrestre. No abrían  muchos huecos a sus corredores y eso se vio reflejado en que los Cardinals tuvieron el peor ataque terrestre de toda la liga. El linero ofensivo de Los Ángeles Rams, Rodger Saffold, es uno de los mejores lineros ofensivos disponibles en la agencia libre.

La línea defensiva también es una necesidad primordial de esta franquicia. A pesar que cuentan con la presencia de uno de los defensive end elite de la liga como lo es Chandler Jones (el año anterior efectuó 13 embolsadas), detrás de él, el talento en las trincheras es muy escaso. Los Cardinals fueron el peor equipo cubriendo el ataque por tierra rival y la principal causa de esto era que la línea defensiva no cubría ningún espacio.  Se especula que al tener el primer pick del Draft 2019, los Cardenales irán por el ala defensivo de la Universidad de Ohio State y mejor prospecto de este draft, Nick Bosa. Bosa y Jones podrían ser una gran dupla y jugando juntos podrían mejorar la línea de manera exponencial. Si quieren ir por un agente libre en esta posición, Demarcus Lawrence (libre de los Dallas Cowboys) como pass rusher o Grady Jarrett (libre de los Atlanta Falcons) como tacle defensivo serian grandes opciones para contratar en Arizona.

La posición de receptor abierto es otra obligación a mejorar en este temporada baja. Además de Larry Fitzgerald, quien tendrá 36 años cuando comience la temporada y el receptor de segundo año Christian Kirk, Arizona no posee ningún otro receptor decente. La franquicia del propietario Bill Bidwill necesita un receptor alto, veloz y que pueda ser utilizado en la zona roja especialmente. El receptor de Carolina Panthers, Devin Funchess  es agente libre y podría cubrir esa necesidad de excelente manera ya que reúne esas cualidades. También el receptor Tyrrel Williams, libre de Chargers, podría suplir de gran manera esta deficiencia de Arizona.

La posición de esquineros es otra gran debilidad. A pesar que cuentan en sus filas con Patrick Peterson, uno de los mejores esquineros de toda la NFL, los Cardinals no tienen otro esquinero de calidad que lo acompañe. Los defensivos secundarios David Amerson y Bene Benwikere no son jugadores de gran calibre y continuamente fueron quemados por la ofensiva rival.

Seguramente en el draft 2019 buscar un cornerback para que acompañe Peterson aunque si deciden ir por un esquinero en la agencia, el mejor jugador disponible en esta posición es Ronald Darby (CB de Philadelphia Eagles)

2-San Francisco 49ers 

Arrancando la temporada 2019, los 49ers tienen que fortalecer ambos lados del balón.

La defensiva necesita añadir talento en su perímetro, ya que apenas consiguieron interceptar dos pases en toda la compaña anterior, los peores en este departamento y sufrieron 35 pases de anotación. Asimismo, se le terminó el contrato al profundo Jimmie Ward y es muy difícil que se le renueve el contrato por lo cual también dejarían una vacante en esa posición.  Es muy factible que la primera incorporación en la secundaria de San Francisco sea el profundo fuerte, Earl Thomas, quien es agente libre de los Seahawks de Seattle. De esa forma se reuniría nuevamente con el esquinero Richard Sherman y el coordinador defensivo de San Francisco 49ers Robert Saleh quienes han trabajado junto a él en Seattle.

San Francisco fue una de las franquicias con menos embolsadas en toda la temporada (solo 37), 12 a través del tacle defensivo Deforest Buckner y 7 de esas 12 fueron en la semana 9 frente a los Raiders de Oakland. Buckner es gran linero capaz de dominar el centro de la línea pero necesita acompañamiento por afuera para poder tener una línea defensiva poderosa. Dada su posición en el draft es posible que vayan por un jugador universitario que pueda atacar ferozmente al mariscal, pero si optan por un jugador agente libre, los mejores jugadores libres en ese puesto son Demarcus Lawrence de Dallas Cowboys y Trey Flowers de los campeones reinantes New England Patriots. Jadeveon Clowney también es agente libre esta temporada pero es casi seguro que los Texans le van a renovar un contrato multimillonario.

La ofensiva de entrenador en jefe, Kyle Shanahan  necesita rodear de talento a Jimmy Garoppolo. Marquise Goodwin es un buen elemento, pero no tiene el potencial de un receptor número uno, Dante Pettis, en su año de novato demostró que tiene mucho talento pero debe exhibir consistencia para ser un receptor confiable. Sueñan que podrían buscar un trade por Antonio Brown, lo cual sería estupendo y le entregaría un buen aliado a Garoppolo en el juego aéreo. En la agencia libre, además de los nombrados en la franquicia de Arizona, se encuentran Golden Tate y Dez Bryant entre los más importantes.

3-Seattle Seahawks 

Los Seahawks obtuvieron un total de 23,5 capturas de Frank Clark y Jarran Reed, pero Reed es un jugador interior y el futuro de Clark con el equipo es incierto (esta sin contrato). Asimismo, ningún otro linero obtuvo más de tres capturas en la última temporada. El equipo liderado por Pete Carroll necesita un caza mariscales que tenga efecto inmediato en la defensiva. Tanto en el draft como en la agencia libre (Dee Ford, D,Lawrence, Trey Flowers entre otros) hay muchos jugadores de calidad en esta posición que puedan emplear para la próxima campaña.

Es probable que el profundo fuerte estrella, Earl Thomas no regrese a la franquicia, por ello necesitan recuperar talento y volver a fortalecer la parte profunda del secundaria. Los esquineros Shaquill Griffin y Tre Flowers han tenido una gran temporada pero distan mucho de ser perfectos. Desde la ida de Richard Sherman los Seahawks no tienen un jugador elite en posición

Doug Baldwin sigue siendo el receptor más importante del equipo pero las múltiples lesiones que tuvo la temporada anterior provocaron que su desempeño sea inferior al esperado. Tyler Lockett produjó un resurgimiento importante pero es un receptor situacional (las jugadas largas son su especialidad) y de equipos especiales. Esto tuvo como consecuencia que el equipo del propietario recientemente fallecido, Paul Allen  sea uno de los peores 10 equipos en el ataque aéreo. Por estas razones necesitan un receptor confiable para que Russel Wilson tenga más variantes en el ataque aéreo.

4-Los Angeles Rams 

Al tacle defensivo Ndamukong Suh y el ala defensivo Dante Fowler Jr. se les terminó el contrato con los Rams y su vuelta a la franquicia es debatible. El líder en embolsadas de NFL, Aaron Donald es un jugador que hace destrozos por el interior de la línea, pero necesita un jugador confiable que tenga instinto de ir tras al quarterback por la parte externa de la línea. A Ezekiel Ansah, defensive end de los Lions de Detroit se le venció el contrato y podría encajar de excelente manera en la defensiva de Wade Philips.

El sector de los apoyadores es la zona más débil del equipo. Pudieron sacar adelante la temporada como jugadores como Samson Ebukan y Cory Littleton, pero necesitan jugadores con talento de otro nivel. En la temporada estuvieron dentro de las 10 peores defensivas contra el ataque terrestre y en el Súper Bowl se vio que cuando la línea defensiva no podía taclear al corredor rival, los Patriotas ganaban muchísimas yardas. Kwon Alexander, apoyador de los Buccaneers de Tampa, es de los mejores linebackers disponibles en la agencia libre para adquirir. C.J. Mosley, es otro excelente apoyador que se encuentra en libertad de negociar con cualquier franquicia

La parte más débil del gran juego aéreo del equipo comandado por Sean Mcvay está en las alas cerradas. Tyler Higbeee y Gerald Everett no son tight end con grandes habilidades. Desde la ausencia del receptor,  Cooper Kupp por lesión, la franquicia angelina jamás pudo encontrar un jugador que pueda atrapar los pases en la zona media de la cancha y en la zona de anotación. Por lo tanto, es urgente que negocien un jugador al que Goff puede tirarle un pase cerca de la zona de gol rival. Si bien tiene poco cupo salarial para gastar, Los Rams podrían ir por el ala cerrada agente libre de los Bengals, Tyler Eifert cuya especialidad es atrapar balones dentro de las diagonales.

VAVEL Logo