El mundo hispano sueña con la NHL
Daniel Pérez tuvo la oportunidad de conocer a su ídolo, Scott Gómez, cuando éste jugaba para los Devils. Foto: https://www.nhl.com

El mundo hispánico siempre ha estado algo desplazado de las mejores ligas del mundo del hockey americano y pocos jugadores son los que han podido formarse en estas ligas. Además, el hockey hielo es uno de los deportes minoritarios en estas áreas y ello se ve reflejada en sus selecciones nacionales las cuales ninguna de ellas se encuentra en el top mundial.

Esta es la historia de Daniel Pérez quien no solo ha soñado con convertirse en un jugador profesional de hockey cuando era niño, sino que aspiraba a ser como Scott Gómez. "Ver a Scott Gómez fue, como, la cosa más genial, quería ser él cuando fuera mayor", dijo Pérez. "Me encantó la forma en que jugó. Definitivamente fue un gran ejemplo para mí cuando crecía".

Pérez se ha convertido en un profesional. Actualmente es delantero en Greenville en la ECHL después de haber jugador en la División I en la Universidad de Maine entre 2015 y 2019. Pero su admiración y aprecio por Gómez, center que jugó sus primeras siete temporadas de la NHL con los New Jersey Debils, sigue siendo tan alta que su habitación sigue estando decorada con sus pósters.

Gómez había sido elegido el ganador del Trofeo Calder como mejor novato de la NHL en 1999-2000 siendo, además, el primer jugador hispano en recibir ese honor. Consiguió, por otro lado, ganar con los Devils los campeonatos de la Stanley Cup en 2000 y 2003, obteniendo 101 puntos (29 goles, 72 asistencias) en 149 partidos en los playoffs.

Por otro lado, Gómez terminó su carrera con 756 puntos (181 goles, 575 asistencias) en 1079 encuentros distribuidos entre los Devils, New York Rangers, Montreal Canadiens, San Jose Sharks, Florida Panthers, St. Louis Blues y Ottawa Senators. Finalmente, se retiró en 2016 y se unió al cuerpo técnico de los New York Islanders en 2017 como asistente, trabajo que ocupó hasta el final de la temporada pasada.

"Tuvimos la oportunidad de conocer a Scott en Anaheim y los Devils estaban jugando contra los Ducks", dijo Andrés de la Garma, ahora entrenador del combinado nacional de hockey de México. "Todos sabían quién era Scott Gómez en el ambiente del hockey mexicano, y todos sabían que tenía raíces mexicanas. Seguro que es como una inspiración en todo el hockey mexicano".

La presencia de Gómez dentro y fuera del hielo resonó para Daniel Pérez, cuya familia tiene raíces cubanas y portuguesas. Pérez vio su primer duelo de la NHL a los 3 años, cuando su padre lo llevó a ver a los Rangers gracias a unos tickets que había obtenido su madre en el trabajo. Desde ese momento, Pérez quedó enamorado del hockey hielo.

"Lo admiraba tanto de una manera inexplicable, y es una gran razón por la que perseguí y empujé a hacer del hockey mi vida, por qué lo amo y creo en mí mismo", agregó Pérez. "Espero que, para mí, tenga ese impacto, veo que tengo una gran responsabilidad y la oportunidad de marcar una diferencia en algo que ni me hubiese dado cuenta antes".

El hockey, poco a poco, va calando y haciéndose importante en el ámbito hispano. De hecho, ahora la web de la NHL ha introducido el castellano como un idioma más en las diferentes secciones de su página, algo que puede permitir acercar a más público su contenido y una mayor difusión en países donde el hockey hielo no tiene un gran seguimiento.

VAVEL Logo