Colorado, posibles  complicaciones con el tope salarial 
Colorado con podría enfrentar complicaciones con el tope salarial  | Foto: NHL.com

Durante dos años, Colorado Avalanche ha estado construyendo un tremendo grupo realmente habilidoso en la Conferencia Oeste. Su fuerza se centra en un núcleo de talento estelar que ha sido ridículamente asequible bajo para el tope salarial. 

Durante años han tenido a Nathan MacKinnon y Gabriel Landeskog con contratos muy por debajo del mercado, mientras que la afluencia de jóvenes talentos en la defensa les ha dado jugadores de impacto en ofertas baratas. Esa combinación les ha dado una de sus mayores ventajas al agregar a su roster espacio en el tope salarial.

Han tenido la capacidad de salir y sumar grandes piezas complementarias para impulsar aún más su defensa, así como la profundidad de sus líneas. Esas incorporaciones han incluido a Andre  Burakovsky, Nazem Kadri, Joonas Donskoi, Brandon Saad y Devon Toews. Eso es mucho talento para agregar desde fuera de la organización en un corto período de tiempo, y todo ha sido posible porque han tenido muchas gangas en su lista. 

Eso está a punto de cambiar, y lo que alguna vez fue uno de sus mayores activos en la construcción de la lista (espacio de tope salarial) está a punto de convertirse en una gran crisis. No solo porque todas las caras nuevas tienen importantes topes salariales, sino también porque varios de sus jugadores principales están a punto de comenzar nuevos contratos o pronto estarán en línea para contratos más grandes. 

Menos flexibilidad en su espacio salarial 

Los Avalanche no necesariamente se dirigen hacia algún tipo de problema de tope salarial en el sentido de que potencialmente tendrán que desprenderse de jugadores, al menos no todavía. Siempre que su mejor jugador tenga un contrato increíblemente barato, tendrá una ventaja. Tampoco tienen contratos malos que puedan causar problemas en el futuro. 

Simplemente los Avs ahora están entrando en una posición en la que su roster está prácticamente bloqueado, especialmente después de que vuelvan a firmar a Cale Makar la próxima temporada y si toman una decisión sobre Landeskog.

Ya no tendrán la flexibilidad que tenían en los últimos dos años para agregar prácticamente a cualquiera que quisieran. Tuvieron una gran ventaja en el tope salarial en los últimos dos años y la usaron a su favor. Ahora que lo han hecho, están a punto de encontrarse en la misma posición que casi todos los demás contendientes. 

VAVEL Logo